En La Oscuridad Подписаться

lithiank Daniel Tovar

Cuando un valiente caballero se embarca en una cruzada para vengar a su amor, descubrirá un terrible secreto que pondrá en peligro su mundo.


Фэнтези средневековый Всех возростов.

#werewolf #oscuridad #medieval #hombre-lobo #historia #fantasía #cuento #caballero
Короткий рассказ
0
2.5k ПРОСМОТРОВ
Завершено
reading time
AA Поделиться

Descenso

El olor a humedad y cuerpos en descomposición era nauseabundo, tanto que Arest no podía resistirlo. La idea de perder la pista a la bestia que se había cobrado la vida de su amada Jesemin era inconcebible y lo mantenía más centrado que nunca. La oscuridad densa de la cueva solo se alteraba por las brillantes llamas que eran desprendidas de su espada, Estrella Naciente. Una hoja incandescente forjada con acero tauriano y encantada por los mayores hechiceros del Bosque Gris. Un arma única en su estilo para un guerrero único en su estilo.


Esa espada había sido el verdugo de cientos de vidas antes, pero nunca había acabado con una bestia nocturna. Arest estaba muy seguro que podría vengar la muerte de su amor.


Con cada paso que daba se sentía más cerca de su objetivo. El olor se intensificaba y los cadáveres apilados en los rincones aumentaban alarmantemente en número . Con paso lento, Arest se abrió camino entre los callejones estrechos de piedra hasta llegar a una especie de recámara natural en forma de bóveda. Pudo escuchar un jadeo pesado y el crujir de huesos. Golpes violentos y aullidos infernales provenían del centro de aquella caverna. Arest se aferró fuertemente a su empuñadura, recitó una corta oración y la llama de Estrella Naciente comenzó a brillar más fuerte que el sol.


Con un movimiento rápido y preciso se posicionó detrás de la bestia para poder propiciar una estocada mortal. Velozmente realizó un tajo horizontal pero el sonido del viento cortado le evidenció su fallo. Perdió de vista al monstruo pero aún podía escuchar su respiración. Comenzó a buscarlo entre la oscuridad hasta que una voz de ultratumba resonó con un eco fantasmal. -Sabía que vendrías- murmuró la bestia.


-¡Pagarás por lo que hiciste con Jesemin!- gritó el hombre con ira.


-Fuiste un idiota al venir, Arest- dijo con calma la bestia, saliendo de su escondite y acercándose a la llama que emanaba de la espada encantada. De las fauces del monstruo nacían cuatro colmillos que tenían un aspecto mortal y repugnante.


Arest se sintió confuso porque aquel monstruo conocía su nombre. Pensó en pedirle explicaciones luego de cortarle la cabeza. Volvió a tomar posición de ataque pero le interrumpió nuevamente aquella horrible voz.


-Antes de que acabe todo mereces saber la verdad. Esto lo hice para protegerte. Debiste haber esperado a que la luna llena se ocultase, debiste esperar a que Jesemin reapareciera en el bosque, desorientada y confundida. Siempre fui buena actriz-.


-¿Q… Qué hablas?- tartamudeó Arest sintiendo un escalofrío que recorrió todo su cuerpo -¿Eres tú Jes…- unas afiladas garras recorrieron con rapidez el cuello de Arest. Estrella Naciente cayó al suelo y su llama se extinguió lentamente, mientras aquel otrora diestro caballero se desangraba.


-No podías saber sobre nosotros, nos hemos esforzado mucho en mantenernos ocultos y tú lo pusiste todo en riesgo- la voz de la bestia retumbó en la caverna -Nuestro momento está llegando-.


El monstruo se irguió por encima del cuerpo aún agonizante de Arest y emitió un largo y furioso aullido . Al cabo de unos segundos otros aullidos similares respondieron al llamado desde la espesura del Bosque Gris, desde lo alto de las montañas del Righod, desde los lagos del sur y las llanuras del norte. Finalmente un último llamado fue respondido desde las callejuelas oscuras y vacías de la ciudad de Garven.

-Nuestro momento está llegando-

30 сентября 2019 г. 20:03:31 0 Отчет Добавить 1
Конец

Об авторе

Daniel Tovar Autor y creador del Epítome de la Ruina. Storyteller por amor al arte y escritor de ficción.

Прокомментируйте

Отправить!
Нет комментариев. Будьте первым!
~