1
5211 ПРОСМОТРОВ
Завершено
reading time
AA Поделиться

Gato blanco

Disclaimer y notas preliminares del autor: este es un fanfic crossover sin ánimo de lucro y que no intenta vulnerar los derechos de quienes tengan la propiedad sobre las franquicias de "Destino Final" y "The Big Bang Theory"

La historia a continuación no es un creepy pasta, sino un relato de terror en toda regla, abstenerse de leer querendones de la serie "the big bang theory" y personas impresionables, quedaron advertidos.



DESTINO FINAL 6 EL FIN DEL BIG BANG

Capítulo 01: Gato blanco


Un secuestro, una violación, un escape... mi muerte.

Ya no recuerdo mi nombre, mi rostro o el rostro de mi asesino, eso ya me parece tan lejano, de otra vida... y en realidad así es.

Un gato blanco ágil sube las escaleras de emergencias y al final se posa en el alfeizar de un departamento para mirar con atención el interior.

Sheldon Cooper, está mirando su nueva laptop, tiene que encorvarse puesto que es alto y desgarbado.

―"…Los espíritus de la muerte varían de país en país, pero el folclore mundial les asigna la forma de felinos" ―leía Sheldon en voz alta―. Umm, que interesante: "...Los NEKOS, son gatos blancos que buscan gente vilmente asesinada para convertirlas en semejantes suyos; los BAKENEKOS, son gatos con una cola muy larga que conducen el alma de los difuntos al más allá"

Un viento penetró en la sala y Sheldon fijó su mirada en la ventana.

―Qué extraño, la ventana está cerrada ―dijo Sheldon, al mismo tiempo que su mirada atravesaba la figura de un felino níveo que no podía ver―. "...Los NEKOMATAS, son gatos de dos colas que mediante un tercer ojo en la frente, pueden absorber tu alma; los KASHA, son gatos de tres colas cubiertos de fuego y conducen el alma de los pecadores al infierno"

―Um, esto ya se parece a la película Arrástrame al infierno ―decía Sheldon y continuó leyendo―. "...Los SHINIGAMI, son gatos de cuatro colas, guardianes del continuum espacio-tiempo que se dedican a velar que no existan paradojas en el mundo que puedan destruir este".

―¡Que montón de tonterías! ―exclamó Sheldon―, hasta la teoría creacionista de mi madre tiene más sentido que todo este sin sentido.

―¿Qué haces Sheldon? ―le preguntaba Leonard Hofstadter, su compañero de apartamento.

―Desperdiciando mi valioso tiempo en una página web sin sentido.

―¿Diversión con banderas con Sheldon Cooper? ―se burlaba Leonard.

―JA, pues no ―le contestaba el larguirucho enojado―. Una página dedicada a los amantes de los gatos: CLASES DE CHICAS GATO de un tal Capt. leon... Que sujeto más memo.

―Oye ―decía extrañado Leonard―,recuerdo que una vez te compraste un montón de gatos y lo pasaste en grande.

―No me lo recuerdes, fue una época de mi vida que deseo olvidar. Al fin y al cabo soy de Texas, lo mío son los perros.

―¿Sí, y esa propaganda de vaqueros que arrean gatos? ―bromeaba Leonard.

―Ahora tú eres el memo Leonard ―le dijo Sheldon con su clásica mirada entre burlona y reprobatoria.

―Bueno, mejor vamos a la inauguración del tren, los demás nos están esperando.

―¡Oh sí, no hay nada como ir en un tren en su día de inauguración! ―le decía a Sheldon mientras daba palmaditas.

―¡Chicos ya es hora! ―decía Penny, la novia de Leonard, quien no se había molestado en esperar la respuesta de los hombres y había entrado al departamento sosteniendo y bebiendo después una copa de licor, algo ya habitual en ella.

―¡Vamos Sheldon! ―le apuraba Leonard.

―¡Ya voy, ya voy, déjame apagar esto!

Penny y Leonard, se adelantaron y Sheldon procedió a apagar su laptop.

―...Penny toma mucho cada día, ¿tendrá problemas de alcoholismo?... ¡No, qué tontería! ―decía en voz alta―. Parece que ya se me está pegando el bajo IQ del memo que escribió esta página de gatos.

El tribilin salía de su apartamento mientras que un gato blanco, ahora dentro de la sala, erizaba sus cuatro largas colas.

CONTINUARÁ...



Notas finales del autor: como ven en este crossover de terror, le pongo mi propio estilo, es decir, folclore felino "made in Japan". Esto no es malo, se lo hizo previamente en la película "destino final 3", donde las pistas de la muerte se daban por fotos retocadas al más puro estilo de la película: La profecía

27 июля 2018 г. 21:04:03 0 Отчет Добавить 0
Прочтите следующую главу ¡chucu, chucu, chuuuu!

Прокомментируйте

Отправить!
Нет комментариев. Будьте первым!
~

Вы наслаждаетесь чтением?

У вас все ещё остались 14 главы в этой истории.
Чтобы продолжить, пожалуйста, зарегистрируйтесь или войдите. Бесплатно!

Войти через Facebook Войти через Twitter

или используйте обычную регистрационную форму