dalov_mahi Dalov_Mahi

𝐕𝐌| Taehee y Jimin almas gemelas, compañeras eternas, con el destino escrito en las estrellas a la espera del nacimiento de la flor de Cerezo para la unión insoluble. "Cuando las almas se unieron Cerezo adoptaron, símbolo de un juramento más allá de todos los cielos, a tus flores y aromas adornabas fervientes pasiones de dos compañeras fusionadas en efusiones" Vmin Fem TH G!P Alfa JM Omega


Фанфик Группы / Singers 21+.

#bts #jimin #omegaverse #taehyung #vmin
Короткий рассказ
0
470 ПРОСМОТРОВ
Завершено
reading time
AA Поделиться

𝐌𝐲 𝐁𝐞𝐚𝐮𝐭𝐢𝐟𝐮𝐥 𝐅𝐥𝐨𝐰𝐞𝐫

El día desde su inicio se sentía como ningún otro, el sol dando calidez, más no causando daño alguno, la maravillosa melodía del aire susurrando motes cariñosos a todo aquel en el que encuentra cercanía.


Sus maravillosos ojos que la ven como si no existiera mejor humano en el mundo, es posible sentir calidez a través de una mirada, pues ella su "щенок"* si puede hacer eso y más.


Salir de casa ahora es algo tortuoso, es posible ser un poquito egoísta por querer más tiempo con su alma gemela, bueno quizás un poco, pero quien querría alejarse de la persona que ama aunque sea por unas horas.


Lastimosamente debe hacerlo y como no amarla más, si ella entiende que debe ir al refugio, donde le necesitan.


Un tierno beso esquimal entre alfa y omega que termina con un casto beso en sus esponjosos labios sin segundas intenciones, es solamente un te veo luego amada mía, siendo un mensaje que solo ellas comprenden.


...


El día en el refugio fue muy pacifico, había sido muy buena idea crear el refugio, con el fin de ayudar a las omegas y gammas que han sufrido eventos traumáticos las cuales mejoran con los cuidados que reciben a diario.

Todas y cada una de ellas habían tomado un cariño especial por la alfa, siendo tan tierna y seria al mismo tiempo, pero como no, si con la dualidad de Taehee nadie tiene argumentos en contra.

Se sentía muy feliz por ayudar a todas esas personas pero ya había sido demasiado tiempo fuera de casa, extrañaba a su omega en demasía, necesitaba regresar pero antes debía pasar por un precioso arreglo de no me olvides, para su preciosa Mimi.

Luego de pasar por las flores y comentarle alegremente a la chica de la floristería que regalaría esas flores tan lindas a su amada que la esperaba en casa y deseaba llevarle una pequeña pero hermosa sorpresa, para compensar un poquito el no haber estado la mayor parte del día en casa.

Suspiro dejando su calzado en la entrada y sus llaves en la pequeña mesa de madera oscura cerca de la puerta, siendo recibida por su tierna mascota que movía su colita de un lado a otro denotando la felicidad que le producía tener a su otra mamá en casa.

Avanzo llegando hasta el living pasando hasta la hermosa cocina minimalista en tonos de gris de su amada, percibiendo el delicioso aroma de su comida favorita.

Salió de sus pensamientos al escuchar la hermosa voz de su "щенок" llamándole.


—Amor, todo bien


Suspiro tranquila al verla, se acerco y dejo un tierno beso en sus labios.


—Si, tengo algo para ti y creo que te encantara.


Estaba nerviosa siempre trataba de darle algo especial además del ramo de no me olvides, llevaba una cajita de terciopelo azul oscuro que dentro llevaba un hermoso collar tipo choker con la preciada perla de su familia el "granate".


Rápidamente le entrego el ramo y sostuvo en sus manos la caja que contenía su regalo especial.


Su omega le vio con los ojos brillosos, reteniendo las lagrimitas, amaba esas flores su alfa realmente la conocía.


—Aun falta un regalo más cachorrita.


La omega le vio indignada, ella estaba encanta de ser llamada de esa forma, pero su alfa siempre decía el mote en ruso cosa que amaba pero le tomo por sorpresa que ahora no lo dijera así.


—Hey no hagas pucheros, mi amor mejor mira lo que alfa te trajo.


Abrió la caja y dejó al descubierto la hermosa joya.


La cual consistía en un collar de oro blanco hecho a mano en el cual estaban impregnadas tres hermosas marquesas, con un granate en cada una de ellas y como toque final unas marquesas más pequeñas colgaban de estas, dándole un aspecto deslumbrante al regalo.


——Alfa es precioso, gracias, pero tú sabes que con mis flores favoritas bastaba.


La alfa suspiro, pensando muy bien sus palabras.


—Lo se pero quería dártelo hoy, acéptalo por favor.


—Cariño, no lo estoy rechazando, solamente no me gusta que gastes tanto en los regalos.


Luego de escucharla decir eso decidió colocar el collar en su cuello, le quedaba perfecto, porque dejaba a la vista su linda marca de unión.


—Es como lo imaginé te queda perfecto amor.

—Me hubiera gustado darte también un regalo, aunque tengo una sorpresa para después de la cena.

—Umm esto si no me lo puedo perder, pero que te parece si cenamos y luego ya podemos hablar de mi regalo.

—Sip creo que lo del regalo te va a gustar mucho


...

Luego de haber cenado se encontraban dejando todo en su lugar, la alfa se encontraba lavando los platos mientras la omega los secaba.

Pero se dio cuenta de algo el olor de su cachorrita, se estaba haciendo más intenso, haciendo cálculos mentales recordó que su celo se acercaba, entonces creía que era debido a eso.


Antes de poder descansar la alfa había recibido una llamada muy importante, sobre una entrega al refugio de la cual debía hacerse cargo, se disculpó con su omega, por responder la llamada en su momento intimo, pero esta le indicó que todo estaba bien que terminara la llamada y luego subiera a la habitación.

La omega sinceramente agradecía que esa persona llamara, eso le daba más tiempo para prepararse, había comprado un conjunto de su lencería favorita y esperaba poder mostrarla a su alfa y más aún porque su celo comenzaría a media noche.


La alfa luego de terminar su llamada y confirmar los detalles de la entrega decidió subir a la habitación con su omega, pero antes de tomar el pomo de la puerta percibió un fuerte aroma a frambuesa y arándano que claramente pertenecía a su pareja.


No espero más y abrió la puerta, encontrándose la mejor imagen que su mente hubiera sido incapaz de crear y eso que no era nada santa.


Su omega estaba en una posición tan sumisa con esa hermosa lencería color granate como el collar que la omega aún portaba y quedaba perfecto con su lencería que además de solo cubrir sus pezones con una línea de flores, dejaban al descubierto esos encantadores piercings de pezón que tenían una pequeña mariposa a cada esquina de la barrita dando el toque final con una tanga con tiras que se enredaban alrededor de esta que se perdía entre sus esponjosas nalgas, que desde donde estaba podía notar que estaba destilando una gran cantidad de lubricante.


Lentamente se acercó llegando hasta donde se encontraba la dueña de todo lo que era, a la persona que le había confiado su corazón y no la había defraudado.

Al estar enfrente la admiro, tan hermosa con su piel blanquecina su hermosos y rellenos muslos sus pechos que se encontraban subiendo y bajando de por la respiración agitada producto del calor del celo.


Alfa

—Estoy aquí, te tengo mi vida.


Le afirma que está segura, que no debe dudar de que hará solamente lo que ella desee, con lo que ella se sienta cómoda y como toque especial libera sus feromonas con olor a Sándalo y Vino.


Se desliza hasta llegar a sus muslos, los cuales son abiertos por la omega quedando a total disposición de su alfa. Llega hasta su zona íntima donde mueve un poco la tanga para ver como cae su lubricación.


Ubicando su rostro hasta quedar enfrente a sus labios menores, donde pasa su lengua degustando del lubricante natural con sabor dulzón que tanto ama, abre un poco con sus manos hasta llegar a su clítoris, donde se toma más tiempo recorriendo con su lengua, no dejando ningún lugar sin su atención al mismo tiempo acaricia el espacio entre sus muslos.


Sabe que su omega está disfrutándolo porque la escucha gemir.

—mgh alfa

—Aquí huele y sabe delicioso


Notando que esta lo suficientemente húmeda, desliza su dedo hasta su centro donde este es apresado por la estrechez de su coño, sigue frotandolo alrededor cepillando sus paredes hasta dar con ese punto que tanto placer le produce a su omega.


¡Alfa!

—Esta bien así para ti mi amor.

S-si alfa, sigue ahí si~


Sigue moviendo sus dedo para ingresar otro, subiendo su mano libre al pecho de la omega hasta llegar a sus senos subiendo su corpiño, para masajear sus pezones perforados y que su omega disfrute la sensación de las caricias alrededor de estos.


Normalmente acostumbran tener sexo duro, pero cuando su omega está en celo todo es diferente, ya que esta se convierte en una tierna bebé cuando llega a su más alto nivel de calor.


Mas alfa, por favor

—Lo que mi luna desee.


Rápidamente se acomoda llevando su boca a probar uno de los botones rosas de su amada, disfrutando de la sensación del metal del piercing en su boca, admirando temblor del cuerpo contrario, sigue con el doble estimulo pasando su boca de un pezón a otro luego bajando lentamente por su abdomen, para llegar a su ombligo donde sabe que es muy sensible para dar una lamida rápida.


Notando que la omega con cada minuto que pasa se folla con sus dedos, encontrando su cadera con las embestidas de los dedos de la alfa hasta que esta la siente apretar sus dedos y disfrutar de llegar al primer clímax de la noche, bueno si es que la omega lo desea así, porque su alfa sería capaz de darle lo que ella quiera, incluso si eso implica solo ayudarla y no recibir algo a cambio también.

Alfa mgh Tae

Vamos Mimi, dime que quieres, alfa te lo dará.

T-tu dentro mi

A la omega le es casi imposible formular una frase, porque se encuentra recuperándose del clímax, pero eso no le impide el querer sentir a su alfa.

—Esta bien amor


La alfa inmediatamente comienza retirando el ajustado pantalón negro de su cuerpo, notando la mirada que la omega le da específicamente en esa zona, rápidamente se retira su ropa interior quedando completamente desnuda ante la atenta mirada de la persona que ama.


Se coloca encima de ella retirando completamente la lencería junto con el collar de la omega.


Amo la lencería en especial la tanga pero eso no le permitiría follarsela como quiere, acerca la ropa interior a su nariz disfrutando el intenso olor a lubricante que tiene la tanga y la lanza lejos quedando esta en algún lugar de la habitación.


Coloca ambos brazos uno de cada lado, no queriendo dejar caer su peso, acomodándose para tomar su polla y estimularla aún más para que este completamente erecta, se frota alrededor de la vulva de su omega para estimular más su clítoris.


Nota con diversión como su omega se mueve para que su polla entre a su coñito apretado pero decide que es momento de dejar de torturarla y por fin ingresa a su apretado canal.


Sus paredes se adhieren a su polla, como si su coño hubiera sido diseñado para encajar a la perfección.


Acerca su boca al oído de la contraria para susurrar.

—Lo sientes mi amor, sientes como tu coño quiere mi semen


La omega no responde no porque no quiera si no porque la alfa llevó su boca para unirla con la contraria y tratarse sus gemidos, con un beso apasionado.


La omega desea que el ritmo sea más rápido poder lo que comienza apretar más su interior obteniendo una profunda embestida como respuesta.


Sintiendo como su órgano comienza a formarse, sus músculos contrayéndose.

—Vamos pequeña córrete sobre mi, cubre mi polla con tu corrida

Ambas llegan a su inminente orgasmo que no hace que paren, sino que la alfa disfrute del sonido que provocan sus fluidos con cada embestida.

Tae por favor t-tu nudo


La alfa la escucha atentamente y se sorprende porque normalmente ella no anudaba, para no hacerla sufrir el dolor, terminaba siempre afuera porque la omega disfruta tener sus marcas de semen pero hoy sería la excepción


La omega desea que su alfa también disfrute, por eso lleva sus pequeñas suaves manitas a tocar los senos de su alfa su rosada lengua sale para lamerlos disfrutando de los gruñidos que salen de la boca de la alfa.

—No sabía que mi omega era tan atrevida.

La omega ama que su alfa le permita tocarla con libertad y la deje crear un ritmo, realmente lo aprecia porque sabe que otras alfas lo que desean es dominar.

Solo con alfa

—Así es cachorrita

Afirmo acomodándose para que la omega quede sobre ella para que la monte a su gusto, la omega comienza a dar saltos rápidos logrando que la alfa la tome de la cintura para ayudarla con el ritmo su agarre provocando marcas de sus dedos sintiendo que está cerca del clímax de nuevo, besando sus labios cerezas que tanto ama por lo suaves y esponjosos que son.


Llegando a su clímax la omega rápidamente haciendo que su humedad haga llegar a la alfa a su límite, quedando unidas por el nudo derramando toda su semilla dentro dejando salir sus colmillos perforando de nuevo la piel que hace que se refuerce y su marca de pareja tome una coloración rosa resaltando los pequeños botones de flor de cerezo en la marca de omega y las ramas del mismo árbol en el área de las clavículas, cuello y espalda de la alfa.


La alfa la acomoda, de modo que su nudo no la lastime quedando frente a frente dejando un beso en su nariz de botón.


Un tiempo después cuando quedan liberadas del nudo, la alfa abraza a su omega porque sabe que luego de lo que ha sucedido ella necesita sus mimitos, porque este momento quien tiene control es su lado omega, quedando confirmado cuando ve sus ojos cambiar de azul a gris.

Alfa, omega quiere sus mimos

Susurra la omega

—Si amor alfa te protege, ella esta aquí.

Alfa quiere a omega, omega buena.

—Si cachorrita es muy buena, alfa la ama mucho igual que a Mimi.

Susurra suspirando tranquila cuando ve que la omega se acomoda quedando entre el espacio de su cuello justo donde está su glándula de olor. Luego la omega levanta su mirada nuevamente de color azul demostrando que ya es su Mimi quien ha tomado el control.

—Mi amor, esta todo bien, no te duele nada dime.

Cielo, estoy bien no me paso nada, lo disfrute mucho, la lubricación fue suficiente siempre me haces estar muy húmeda.

—Es mejor así para que no duela.

Nunca duele porque mi alfa siempre me cuida, porque ella sabe la diferencia entre follar duro y hacer el amor.


Taehee sorprendida por las palabras de su omega acerca sus narices creando un beso esquimal, susurrándole que descanse que aún falta para que su celo pase y debe descansar, que cuando ella despierte la encontrará ahí donde está, cuidando de ella dando todo lo que tiene para hacerla sentir amada y protegida.


Logrando que la omega se deje llevar en los brazos de Morfeo, la alfa siguiéndole minutos después quedando con sus corazones cálidos y llenos de amor.

22 августа 2021 г. 23:44:10 0 Отчет Добавить Подписаться
0
Конец

Об авторе

Dalov_Mahi Cuenta principal de Wattpad @Dalov_Mahi Cuenta exclusiva de historias de Wattpad @Mahi_Dalov

Прокомментируйте

Отправить!
Нет комментариев. Будьте первым!
~