galovargas Galo Vargas

Francisco abrió los ojos. Estaba arrinconado en un lugar estrecho y todo estaba oscuro. Parecía estar en una caja que se agitaba de lado a lado, hasta darle ganas de vomitar. Entre las grietas de las paredes de madera se escurría una gélida corriente de viento que le ponía la piel de gallina. Desesperado, golpeó tres veces el techo sobre él, hasta que una grieta cedió. Logró sacar la cabeza al exterior y allá, lejos en el horizonte sobre el mar, avizoró lo que parecía ser la tierra de hielo.

#desesperacion #oscuridad #misterio
  30 декабря 2018 г. 3:31:28
AA Поделиться

Прокомментируйте

0 Комментарии
Отправить!
Нет комментариев. Будьте первым!

More microfictions