Una gran enseñansa para los padres de hoy en dia Seguir história

mica519 dove gonzalez

Hola denuevo... Esta historia no es una ,si no es una noticia, que mejorara a los padres de hoy en día ... Yo no la escribí la saque de una pagina web pero espero que les guste


Ficção adolescente Todo o público.
Conto
1
5001 VISUALIZAÇÕES
Em progresso
tempo de leitura
AA Compartilhar

(Copiada de una noticia)

No nos cansaremos nunca de decir que las apariencias engañan y que, como dijo El Principito, lo esencial es invisible a los ojos. La historia que os traemos hoy es un ejemplo brillante de ello.

Un padre de origen ruso fue quien compartió esta historia en Reddit y, gracias a él, hoy, somos un poquito más generosos, más justos y, en definitiva, más humanos.

Una mañana, bajé las escaleras y me encontré con la siguiente escena: Estaba mi hija de 17 años tumbada en el sofá, con un chico dormido y desnudo, después de lo que parecía haber sido una noche bien animada.

En silencio, preparé el desayuno, subí de nuevo las escaleras y le dije a mi mujer, a mi hijo y a mi hija pequeña que bajasen en silencio. Cuando nos sentamos en la mesa del comedor, que estaba a unos 6 metros del sofá, grité “¡JOVEN, el desayuno está listo!”. Creo que nunca había visto a nadie levantarse tan rápido. Lo dije con un tono de voz que pretendía arrancarle el alma. Tiré de la silla que estaba a mi lado y le dije “¡Siéntate!”. Mi familia estaba en un completo silencio, casi sin pestañear ni mover ni un músculo.

Debieron ser los 6 metros más duros que haya recorrido nunca el chico desnudo, mientras trataba de esconder, debo reconocer, su bastante impresionante “herramienta”. Después de vestirse con su ropa, que estaba junto a la mesa, se sentó.

Mi hijo, que mide 1,80m, le dio una palmadita en la espalda, lo miró directamente a los ojos y le sacudió la cabeza, lo que le puso aún más nervioso. Casi podías oler su miedo.

Traté de marcar al máximo mi acento ruso y dije:

“Amigo mío, te voy a preguntar algo, y la respuesta que des va a ser muy importante… para ti…” – en este momento podía ver cómo le caían las gotas de sudor por la frente – “¿Te gustan los gatos?

Sin embargo, claramente se trataba de una pregunta con trampa. Mientras estuvo pensando la respuesta, se podía ver que el chico era bastante simpático, no había tenido educación, pero no era tonto. Aunque había algo un poco extraño en él. Mi hija me aseguraba que era un chico muy agradable y atento con ella, lo conocía desde hacía dos meses, y él venía cada día, aunque nunca se quedó por la noche.

A partir de ese momento, cada mañana venía a recogerla para llevarla al colegio en su bicicleta y la traía después de nuevo a casa, y siempre se aseguraba de que hiciese los deberes. La cuidaba cuando estaba enferma y nosotros estábamos en el trabajo. Invertía su tiempo y su esfuerzo con la paciencia de un ángel cuando tenía uno de sus terribles berrinches.

Ella me contó que él no tenía familia, no tenía educación, ni un trabajo estable. Sin embargo, ella le adoraba, y él a ella. ¿Quién era yo para tratar de impedir que pudiese aprender de sus propios errores?.

Después de ocho meses mi hijo vino a mi para hablarme sobre el chico. Resulta que se había enterado de que era un “sin techo”. Su padre era un maltratador, y se había suicidado. Y su madre, un prostituta adicta al crack hizo lo mismo tres semanas después. Vivían en un remolque alquilado (sí, dentro del remolque de un camión).

Él tenía 15 años cuando ocurrió todo esto, y ha conseguido sobrevivir por si solo durante 3 años en las calles. Durmiendo en los parques, en albergues, con “amigos”… Cuando conoció a mi hija en las clases de equitación, él se encargaba de recoger los restos y basura de los caballos. Era un chico muy guapo, y bueno, ya sabéis… una chica de 17 años con las hormonas revolucionadas…

Y aquí estaba yo. Frente a un chico de 18 o 19 años de edad, que era educado, que siempre tenía una sonrisa en la cara, y que te hacía sonreír a ti. Que se preocupaba por los demás, que ayudaba en lo que podía, sin necesidad de que se lo pidieses. Que hace feliz a mi hija. Un chico que nunca tuvo la oportunidad de ser un niño. Un niño con un maníaco depresivo como padre, y una prostituta como madre, y que muchas veces tenía que recurrir a los vecinos para poder conseguir algo de comer.

Y tenía que reconocer lo que ya era evidente. Había conseguido hacerse su lugar entre nosotros. Muchas veces, cuando no viene a casa porque tiene algún trabajo, le echamos mucho de menos. No es que sean realmente amigos, pero mi hijo se lleva muy bien con él. Mi hija pequeña confía en él profundamente, y el instinto maternal de mi mujer parece haberse extendido hacia él también. ¿Y yo?… algunas veces me preocupo por él. Quiero que sea feliz.

Le dije a mi mujer y a mi hija lo que había descubierto sobre él. Lloraron.Fue un momento duro cuando se lo conté. Sin embargo, me decepcionó un poco mi hija mayor. Ella sí lo sabía. Debería haberlo contado. Ella lo amaba con locura, y sin embargo le permitía irse cada noche a… ¿dónde?

Al día siguiente le confié las llaves de mi casa. Le dije que esperaba en casa todas las noches. En las siguientes semanas arreglamos la habitación de invitados y quise llevarle conmigo para comprar algunos muebles. Sin embargo él lo rechazó. Era bastante bueno construyendo cosas y quería ganárselo por si mismo.

Eso ocurrió en el año 2000, ahora, 15 años más tarde, mi hija y él, a quien ahora considero como otro hijo más, tienen un negocio que ha ido muy bien. Además nos han dado tres preciosos nietos, dos de ellas gemelos, y una pequeña niño”.

Y aquí acaba esta bella y valiosa historia. De una situación en la que la mayoría de los padres no hubieran dudado en reaccionar de una manera completamente distinta, nos encontramos con un final más que feliz.

Este padre nos enseña a no prejuzgar a las personas sin habernos dado el tiempo suficiente para conocerlas. La apariencia no siempre es lo que inicialmente puede parecer, así que tómate tu tiempo cuando veas a alguien por primera vez, porque puede ser una persona que te necesite, que tú la necesites a ella, alguien que incluso te cambie la vida por completo.

25 de Julho de 2018 às 17:05 2 Denunciar Insira 1
Continua…

Conheça o autor

dove gonzalez amo la musica sin ella no vivo

Comentar algo

Publique!
dove  gonzalez dove gonzalez
Gracias... Recordar que no es mi historia si no una noticia para algunos padres de hoy en día...
2 de Agosto de 2018 às 10:41
Gin Les Gin Les
Muy profundo. :D como nota solo te aclaro que enseñanza va con Z. Besos :*
25 de Julho de 2018 às 16:27
~