oneidabru Oneida Bru

Cerraron la salida de emergencia y cientos de personas se agolparon en las puertas de acero. Gritos, llamadas de socorro y llantos. La niña de cabello cobrizo agarraba la mano de su padre con tanta fuerza que dolía. Si estaba con su padre todo iría bien. Entonces llegaron. Los gritos de socorro se convirtieron en gritos de terror cuando vieron aquellos monstruos. La niña de cabello cobrizo agarraba la mano de su padre con tanta fuerza que dolía. Si estaba con su padre todo iría bien. Bien.

#horror #miedo #terror
  31 de Março de 2019 às 02:09
AA Compartilhar

Comentar algo

0 Comentários
Publique!
Nenhum comentário ainda. Seja o primeiro a dizer alguma coisa!

Mais microficções