D
Dora Soto


El multimillonario Charles Connor le habría propuesto que fingiera ser su novia con el fin de huir de una boda no deseada. Lucia Stone había aceptado porque le había parecido mucho mejor que seguir peleando con el potentado caballero de cómo debía vigilarlo ya que ella como agente secreto de Inglaterra se lo habían encomendado para protegerlos de un grupo de matones que querían su último y más valioso invento un microchip creado por su empresa con alta tecnología


Action Tout public.
0
1.2mille VUES
Terminé
temps de lecture
AA Partager

la propuesta

El multimillonario Charles Connor le habría propuesto que fingiera ser su novia con el fin de huir de una boda no deseada. Lucia Stone había aceptado porque le había parecido mucho mejor que seguir peleando con el potentado caballero de cómo debía vigilarlo ya que ella como agente secreto de Inglaterra se lo habían encomendado para protegerlos de un grupo de matones que querían su último y más valioso invento un microchip creado por su empresa con alta tecnología


Capítulo 1 La Propuesta

Estaba cansada y fastidiada de tanto papeleo y horas extenuantes trabajo. Su jefe y mejor amigo no se le ocurría llamar a otro agente que no fuera ella como si en la organización no tuviera más gente competitiva y mejor calificada y ahora que había decidido tomar unas merecidas vacaciones su jefe le pedía con urgencia que fuera a su oficina

- Buenos día señorita Lucia – saludaba la secretaría mientras sonreía al ver la cara de fastidio en la chica – El señor William la espera -

- Gracias Bridget – suspiro mientras tocaba la puerta de la oficina

- Pasa – repuso el hombre de unos treinta años y bastante atractivo – Como esta mi super agente -

- Vamos William no me has hecho venir aquí para halagarme – hizo una mueca esperando que fuera otro caso en el cual ella siempre se vería involucrada

- Veo que me conoces – sonrió – Bien trate de confiar este caso a una de mis otras agentes creo que has escuchado hablar de ella su nombre es Diana Mason, pero lamentablemente la chica esta hospitalizada -

- Pero ¿qué fue lo que paso? – pregunto un tanto asombrada porque según sabía la chica era una de las mejores, con más de diez años de servicio

- Fue un atentado con la persona que protegía – repuso el hombre tomando un expediente que tenía sobre su escritorio para dárselo – Es un magnate de la industria biomecánica algo excéntrico y muy poco amigable según sé -

- Y porque proteger a un hombre así – se cruzó de brazos observando la fotografía que se había caído del expediente – Aunque es muy guapo – pensó – Espero que no me esté tanteando para que acepte este caso -

- El no desea a ningún otro agente ya – suspiro con pesar – Pero no tiene opción ya que sus científicos han creado un microchip que revolucionara el mundo entero

- Y no me digas que hay agentes enemigos que pagarían bien por obtenerlo – repuso irónicamente -

- Así es – asintió su jefe – Y es por eso que te lo pido como un favor personal – repuso mientras observaba la diversidad de rostros que le ponía la joven – Eres una de mis mejores agentes y sabes que no te pediría esto si no fuera necesario -

Lucia seguía observando el expediente sin decir palabra alguna, había sacado ya los pasajes de avión rumbo a Francia en donde su querida prima la esperaba – suspiro serenamente ante la mirada de su jefe quien esperaba una respuesta – Ok, pero será mi último caso de este mes –

- Sabía que no me fallarías – sonrió – Además que tu viaje a Francia no se cancelara después de todo, pues es allá donde debes encontrarte con el señor Connor -

- Por lo menos eso me grada – dijo algo resignada ante la situación

ooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooo

- Como te sientes amigo mío – repuso un joven apuesto de ojos azules y cabello negrecido de porte elegante que se notaba de que cuna había llegado – Supe por unos de tus guardaespaldas lo sucedido con la joven Diana -

- Lamentable – repuso el joven de mirada castaña y cabellos del mismo color – La agencia piensa mandarme a otra agente – hizo mueca -

- Vamos Charles sabes que tus padres no correrán el riesgo que su único hijo peligre – sonrió – Además que no sé cómo no te fijaste en Diana era muy hermosa -

- Igual que todas – sostuvo su mirada en el último informe sobre el microchip – Hasta que no acabe con esto mi vida está pendiente de un hilo -

- Ayer tu padre me informó que dos de sus hombres vendrán a protegerte mientras llegue la nueva agente -

- Y para que mi padre envía a alguien, si estas tu pegado como un chicle todo el día de mi – bufo algo cansado de la situación

- Pero que desconsiderado eres – repuso irónicamente Roberts Smith – No dejaría a mi mejor amigo mientras este en peligro -

- Hay si tu – se mofo – Mira lo único que deseo es que esta nueva chica sea ágil y no vaya a ser otra víctima de esos desgraciados -

- Pues a tu padre le agrado su expediente – alego – Y además pude ver una fotografía que es muy hermosa -

- Ya sabía yo que no venías darme los buenos días – suspiro – Me imagino que iras conmigo el día que deba recogerla al aeropuerto -

- Pues claro qué clase de amigo sería si no fuera así – sonrió pícaramente – Y que has sabido de tu sensual novia -

- Sabes muy bien que ella no es mi novia – replico con fastidio

- Pero ella repite hasta el cansancio que lo es – respondió Roberts – Además de que en una conferencia de prensa en su último desfile lo confirmo ante millones de televidentes -

- De eso me entere hace unos días – repuso algo serio Charles – Y no creas que no reclame – suspiro – pero la muy desvergonzada me dijo que no me enojara que ella sabía que yo la quería -

- Pero que mujer más vanidosa – hizo una mueca su amigo – Si quieres un consejo amigo págale con la misma moneda -

- No comprendo lo que dices – repuso algo desconcertado Charles

- Dile a la prensa que ya tienes novia y que no es precisamente Kassandra -

- Estas loco – refunfuño

- Aunque eso sería problemático pues tendrías que presentarla y evidentemente no podrías porque no existe – después de meditar un rato se le ocurrió otra idea – Espera un momento…podrías decir que no deseas presentarla para que no sea asediada por la prensa o sea víctima de algún atentado -

Oye, no está mal la idea, ya que así me librare de dos pájaros de un tiro… por una parte todo el mundo sabrá lo mentirosa que es Kassandra y por otro lado la prensa no me molestara porque sabrán que no les presentaré a tal chica -

- Ya vez que soy útil en algo – le sonrió Roberts

- Lo malo es que mi madre pondrá el grito en el cielo – suspiro – Ella cree que Kassandra es la mujer adecuada para mí -

- Es por eso que se aprovecha en decir esas falsedades – comento Roberts – Tu madre y ella planean con atraparte -

- Eso ya lo veremos -

ooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooo

- Que lastima Lucia que vendrás a Francia – suspiro su prima y mejor amiga - Pero no precisamente a hospedarte en mí casa -

- Lo se Sofia y créeme que me apena mucho esta situación, pero sabes que mi trabajo es así-

- Y para cuando es tu viaje -

- Mi jefe quiere que este mañana mismo así que el vuelo será como a las siete de la mañana -

- Entonces iré a recogerte para que desayunemos juntas y después te dejo donde ese caballero que tienes que cuidar -

- Cuantas veces tengo que decirte, que no los cuido – sonrió la hermosa chica de cabellos castaño y ojos de verde esmeralda – La palabra correcta es protegerlos de personas que quieran hacerles daño -

- Bueno pues es lo mismo – río la joven de ojos azules y cabello azabache – Es como si fueras a cuidar a un niño que sus padres no desean que se lo rapten o le hagan daño -

- Ok – suspiro Lucia – Pero ya voy a descansar así que no vemos mañana el aeropuerto -

- Chao prima – Sofia colgó el teléfono y Lucia se disponía a dormir cuando escucho el timbre del teléfono nuevamente

- Que haces monstruo – resopló una fuerte por el otro lado del teléfono

- No crees que es muy tarde para estar molestándome hermano – bosteza la chica volviendo a cerrar los ojos, pero con el auricular en el oído

- Me informaron que ibas a reemplazar a Diana -

- Así es – suspiro – Es por eso que llamas -

- Pues la verdad creo que es algo peligroso para ti – replico – Pero sé que tú lo harás, aunque tu hermano te diga lo contrario -

- Si ya me conoces para que tenemos esta conversación – volvió a suspirar

- Es que siempre tengo la esperanza de algún día me hagas caso y te salgas de la agencia -

- Hemos hablado de esto más de un millón de veces -

- Eso lo sé – suspiro – Pero tu vida corre peligro día con día y yo permanezco alejado de ti casi siempre -

- Se que estás preocupado por mi – esbozo una pequeña sonrisa su hermana – Pero es mi trabajo el mismo que tienes tu -

- Pero es que… -

- Quiero que dejes de preocuparte ya que no me pasará nada malo -

- Pero si hay algún problema no dudes en llamarme -

- Te prometo que lo haré y ahora déjame dormir mi vuelo sale mañana temprano y no deseo estar ojerosa -

- Ok pequeña -

oooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooo

- Es una lástima que nuestro último plan allá fallado y que aquella hermosa chica que lo protegía saliera lastimada -

- Nuestro jefe lo quiere muerto y ese invento en sus manos en menos de tres días -

- Vamos no creo que eso sea posible – repuso muy sereno el joven – Ya que con este último atentado deben haberle doblado la vigilancia a él y a todas las instalaciones del complejo de investigación de la agencia -

- Ya veremos la forma – contesto el otro un poco alterado – Lo importantes es saber a quién mandarán de la agencia de inteligencia inglesa -

- Me puse en contacto con uno de mis espías y me informo que es una chica de nombre Lucia Stone – replico leyendo un expedienté – Experta en artes marciales, adiestrada en todo tipo de armas, habla más de diez idiomas incluyendo dialectos africanos entre otros ha trabajado en misiones secretas para agencias estadounidense como la ONU, la CIA y FBI -

- Por lo que me dices parece que estamos hablando de la hija de James Bon -

El joven ante él soltó una carcajada – Yo pensé lo mismo – contesto – Y me asombré que es muy joven para estos menesteres, pero su familia ha estado en esto por más de tres generaciones –

- Vaya una chica que desde que nació fue entrenada – suspiro – Y no sabes para cuándo estará en el país -

- Me imagino que la agencia la mandará inmediatamente – supuso – Aunque me dolió mucho que aquella chica tan linda fuera lastimada espero que esta no corra con la misma suerte -

- No me digas que ahora te dio por tener compasión – se bufó el hombre que por su confección atlética y algunos rasgos físicos no pasaba de los treinta años

- No seas idiota y sabes porque te lo estoy diciendo – suspiro quedamente antes de continuar – Cada vez que intentamos hacer algo para terminar con nuestro trabajo algo pasa-

- La próxima vez te aseguro que no fallaremos, aunque eso sea llevarnos a todo el mundo por delante – replico con un brillo de malicia en su voz - sabes dónde estará el joven Charles

- En la Universidad de Francia según mis fuentes – repuso sosteniendo unos papeles -

ooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooo

Lucia había llegado sin ningún contratiempo a Francia – ¿Dónde se encontrará Sofia? – repuso observando la gente ir y venir de todos lados – No puedo creerlo – miro su reloj –

- Luciaaaa… – grito la joven desde la multitud mientras se acercaba a ella – Lo siento mucho, pero me distraje con dos jóvenes que traían un gran cartelón con tu nombre

La joven recordó las palabras de su jefe en esos momentos

Flash

- Recuerda que te estarán esperando en el aeropuerto esa mañana -

- Me imagino que empezaré mi labor inmediatamente que entre a suelo francés – repuso la chica de ojos verdes

- Así es – afirmo su jefe – El señor Oliver Connor desea que su hijo no corra más riesgos -

- Ok – asintió la chica – Si no hay más remedio -

Su jefe sonrió y ella salió del despacho rumbo a su departamento esa tarde

FIN DEL FLASH

¡Rayos! Que torpe de mi parte – repuso con pesar – Se me olvido que mi jefe me dijo que a lo mejor mandarían a alguien para recogerme –

- Entonces que haremos – pregunto Sofia

- Iremos a donde los jóvenes y les diré que me recojan en tu casa en horas de la tarde -

- Crees que acepten – suspiro su prima – No creo que les agrade que no vayas con ellos –

- Les diré que solo deseo desayunar y pasar medio día con mi prima y después iré a mis labores -

- Te diré donde fue que los vi – repuso caminando por delante – Allá están – señalando el sitio -

- Buenos días – saludo Lucia – Lamento mucho la espera, pero se me olvido por completo que vendrían a recogerme y es por eso que mi prima Sofia lo hizo -

- Buenos días señoritas – hizo una reverencia el joven de ojos azules observando a Sofia – Mi nombre es Roberts Smith y él es Charles Connor -

- Señor Connor – se asombró la chica – Pero yo pensé… que … -

- Decidí que sería mejor recogerla yo mismo – repuso acercándose a ella – Lamento si ha sido un inconveniente de nuestra parte -

- No se preocupe y lamento mucho que haya pasado esta confusión – dudo un poco al ver aquel hombre pues era mucho más atractivo en persona que en esa foto del expediente

- Creo que es mejor que vayas con los caballeros – repuso Sofia con una sonrisa ya que había notado aquella mirada tan inquisitiva tanto de Lucia como la del joven Connor – No creo que sea correcto que desatiendas tu trabajo por mi -

- Pero Sofia no será un inconveniente que te deje sola después que has tenido la molestia de venirme a buscar -

- No te preocupes creo que tomaré un taxi y me iré a casa y después cuando estes desocupada llámame e iremos cenar o de compras como gustes -

- Segura – repuso Lucia

- Segura amiga – sonrió

- Pues si no es indiscreto de mi parte puedo llevarla a casa ya que ambos trajimos nuestros vehículos – repuso Roberts con una sonrisa

- No se preocupe no quiero ser una molestia -

- No es ninguna molestia y de paso puede venir a cenar con nosotros esta noche y así podrá estar con la señorita Lucia – este miró a Charles el cual suspiro asintiendo a su mejor amigo- nunca cambiara-

- Me encantará cenar con ustedes y muchas gracias – sonrió Sofia


Horas más tarde en la Mansion Connor

- Lucia se había puesto para bajar a cenar un elegante conjunto conformado por unos pantalones en color beige y una camisa de seda en tonalidad blanca con unos perfectos zapatos en el color del pantalón – Parece que más que una misión, estoy haciendo vida social – unos leves toques a la puerta la sacaron de sus pensamientos – puede pasar -

- Buenos noches señorita Stone – hizo una reverencia ante la joven – El señor Connor me ha pedido que la escolte hasta el comedor -

- Estoy lista – repuso tomando el brazo del hombre – Y los padres del joven no cenarán con nosotros -

- Ellos en estos momentos salieron de viajes por asunto de negocios que le urgían en Estados Unidos, pero estarán aquí dentro de tres días -

El pasillo era extenso y a lo largo de él en sus paredes había innumerables pinturas de gran belleza, al llegar no había percatado del lugar ya que se encontraba algo cansada del viaje. Al bajar las escaleras pudo ver la fina madera en la cual estaban construidas, también observo el fino piso de mármol y por último las grandes estatuas que se encontraban a lo largo del gran salón – Esto es hermoso - pensó cuando se habían detenido en dos enormes puertas figurándose que detrás de ellas estaba el comedor –

- Buenas noche señorita Lucia – se levantó Charles al verla entrar del brazo de su asistente, minutos antes en su habitación se le había ocurrido una idea genial de cómo escabullirse de la de despampanante Kassadran solo esperaba que la joven delante de él aceptara tan descabellada idea – Espero que su habitación sea de su total agrado – repuso con una agradable sonrisa

- Es preciosa – contestó ella al verlo directamente a los ojos era guapo muy guapo – Y no estarían el señor Roberts y mi prima – pregunto tratando de desviar esos pensamientos

- Me envió un mensaje que estaba retrasado pero que ya venían en camino – repuso mientras su asistente acomodaba el asiento de la joven - Señorita Lucia creo que antes de los demás lleguen deseo a ser le una propuesta y está claro que esto ayudará para que siempre este cerca de mí pero sin que nadie sepa que uno de los agentes que me custodian -

- No lo comprendo señor Connor -

- Por favor déjeme decirle que las formalidades están de más – repuso tomando un sorbo de su copa de coñac – Llámeme Charles ya que pasaremos mucho tiempo junto y no creo que lo de señor me quede bien, además no estoy tan viejo -

- Como digas Charles -

- He hablado con su jefe y él me ha dicho que es original la idea y que cree que lo menos que mis enemigos pensarían es que alguien tan cercano a mí sea un agente, además que me ayudará a espantar a alguien – se levantó de su asiento parándose delante de ella -

Lucia lo miró con extrañeza– Este sí que era un tipo extraño

- Quiero que finja que es mi novia -

“Queeeeeeeee”

- Por favor tome asiento y no se alarme no le estoy proponiendo matrimonio – sonrió él – Mi madre pretende que me case con la hija de un importante senador de Francia -

- Voy a matar a mi jefe – susurró ella bajito – ¿Pero porque yo? solo estoy aquí para cuidar su espalda -

- No tengo a quien más recurrir y le pregunte a su jefe y él me dijo que no era mala la idea ya que así estaría más tiempo conmigo en todos mis actos y reuniones

- De acuerdo – suspiró ella con resignación - Aunque creo que a mi hermano no le gusta nada la noticia – pensó

- Bien – repuso con una sonrisa Charles – Esta es la historia: Nos conocemos desde hace unos meses. No vemos continuamente en mi piso de Londres y está semana hemos tenido cita en varias ciudades europeas y…– se quedó unos minutos callado para pensar mejor que podría haber faltado – Estoy loco por usted porque es bella, inteligente y sexy. ¿Podrá recordar todo lo que le dije? -

- ¿Y usted? – pregunto irónicamente

El la miró con resignación – Creo que esto no será nada fácil – pensó - ¿Podrá representar el papel?

- Eso espero – dijo cuando vio entrar al asistente seguido del joven Roberts y su prima saludando con efusión a los presentes -

- Perdonen por el retraso – repuso el joven ingles mientras él ofrecía una silla a Sofia – El tráfico esta horrible -

- No te preocupes la señorita y yo no empezábamos todavía –

- Y dígame señorita Lucia lleva mucho en esta profesión – pregunto el joven de ojos azules que la miraba interesado en su respuesta

- Hace más de diez años – contesto ella tomando un poco de la sopa de su cuchara – Mi familia ha estado en este trabajo por más de tres generaciones -

- Entonces no hablamos con ninguna novata – sonrió Roberts – Valla tu padre si puso empeño esta vez para que le mandaran a la mejor -

- Pero usted es tan… -

- Joven – Concluyo la chica de ojo verdes – Señor Charles no se equivoque conmigo o es que acaso no ha leído mi expediente -

Él negó con la cabeza – Mi trabajo es tan absorbente que a veces me temo que no tengo tiempo de leer todos lo que está en mi escritorio -

- Entiendo – suspiro ella – Pues tengo veintisiete años y comencé en esto cuando apenas tenía cumplido los dieciocho… mi padre había empezado a esa misma edad al igual que mi abuelo y de igual manera también mi hermano -

- Vaya toda la familia – se sorprendió Charles – Y ha realizado trabajos de extremo riesgosos – pregunto no creyendo que tal hermosura de mujer fuera ruda

- A si es – confirmo – He trabajado no solo Inglaterra si no para varias agencias internacionales como el FBI y La CIA para EEUU, en Rusia para la policía secreta, en Londres por la Interpol y otras cuantas más-

- A quien le habían mandado – trunco el ceño Roberts – Parece que ella sola, fuera una artillería completa – pensó

- Y bien ¿tiene alguna otra pregunta? – suspiro Lucia pues jamás había tenido que hablar de ella misma con un cliente y menos de que hubiera alguno que le haya propuesto lo que este le dijo minutos antes

- Pues no has dicho que eres cariñosa, que te gusta leer, escuchar algo de música clásica y que realmente eres buena en la cocina – sonrió su prima y mejor amiga que en toda la velada había estado en silencio

Lucia tenía una enorme gota sobre la cabeza – Creo que esas partes de mi vida no les interesa –

- Está en un error – repuso Charles con una sonrisa cosa que dejo con expectación a los demás– Me servirá para nuestro plan -

- ¿Cuál plan? - pregunto su mejor amigo

- Después te lo comentaré – le sostuvo la mirada– Por ahora es mejor que terminemos de cenar o se nos enfriara la comida -

15 Septembre 2022 00:20:04 0 Rapport Incorporer Suivre l’histoire
0
Lire le chapitre suivant Sentimientos

Commentez quelque chose

Publier!
Il n’y a aucun commentaire pour le moment. Soyez le premier à donner votre avis!
~

Comment se passe votre lecture?

Il reste encore 9 chapitres restants de cette histoire.
Pour continuer votre lecture, veuillez vous connecter ou créer un compte. Gratuit!