susy-buisson1603067048 Susana Buisson

Un grupo muy peculiar de amigas se reunirá por primera vez para hacer el viaje perfecto, donde entre otras cosas, conoceran a sus artistas favoritos: Mew Suppasit y Gulf Kanawut. La pregunta incorrecta es ¿Qúe puede salir mal? (Algunos sucesos y personajes, ademas de los artistas, pueden o no estar basados en situaciones reales)


Histoire courte Déconseillé aux moins de 13 ans.

#comedia #mewsuppasit #viaje #amistadsinfronteras-concurso-challenger-concursoembajadores #amistadsinfronteras #aventura
Histoire courte
4
398 VUES
Terminé
temps de lecture
AA Partager

Cronica de un plan perfecto

"Algunas frases que deberían prohibirse, sobre todo esas que ofician de detonadores para que se manifieste la Ley de Murphy, por ejemplo trazar el plan perfecto y terminarlo con la pregunta: ¿Qué puede salir mal?"


Era el viaje perfecto, resultado del plan perfecto, y cuando digo "el plan perfecto" es porque lo era, y además revisado en detalle por una mente magistral y brillante: la de Beta.

En su cerebro "Drama Queen" jamas cabría la posibilidad de que no contemplara de antemano alguna catástrofe, y en esta ocasión, que Wen, Amalia, Romy y Jenny, no hubieran pensado y resuelto todas las opciones posibles para evitarlas o salirse de alguna.


Se conocieron hace años en la página de un grupo de lectura. Beta, Jenny y Amalia ya eran parte, todas fanáticas de varias sagas literarias. Romy, era amiga de Amalia, ya solían conversar desde hace años, a través de un blog. Wen era amiga de Jenny, y ninguna, — salvo Jenny y Beta—, se conocía en persona. Si creen que eso es algo importante para una amistad, dejenme decirles que no, y que en un año de "jugar al drama", el ejercicio de resolver problemas hipotéticos estaba bastante aceitado, y ellas totalmente convencidas de tener calculado y detallado todo, desde el lugar del que partiría cada una, hasta el punto de encuentro en España y el vuelo en común a Bangkock ... Si, el destino de llegada elegido por este particular grupo de amigas para verse cara a cara por primera vez es Tailandia.


No, no hay nada al azar, todo el itinerario, incluso el recorrido del taxi desde el aeropuerto hasta el hotel en pleno centro urbano, el dinero extra, y la consigna de "mochila y no maletas y no tacos", que votaron por unanimidad, igual que el ir "casi con lo puesto" acordando un "compramos todo allá y que nos maten a la vuelta por exceso de peso…" estaba anticipado.


Planear un viaje para cuatro profesionales, escritoras en ciernes, y una experta en tecnología no debería ser mucho más complicado que tratar de escribir en conjunto la trama de una novela de traición. Pero, al parecer la expresión "un día sin drama bajo el cielo" también es una frase a prohibir en este grupo, siquiera el pensarlo había detonado la ley de Murphy, y esta vez en una crisis real...


¿De quién fue la feliz idea de reunir cinco personas que nunca en su vida se vieron en un aeropuerto al otro lado del planeta para emprender juntas un viaje de dos semanas a un país que ninguna conocía?

¿Por qué rayos, de todo lo que había que hacer en la vida para celebrar un cumpleaños, habían accedido a hacerlo así?

¿Quién las mandaba a quedar varadas en ese lugar en el que apenas hablaban el idioma en frases sueltas?


El comienzo de esta locura en particular fue dos años atras, y la pandemia solo la intensificó lo suficiente cuando nuestras protagonistas, en cuarentena y enganchadas con series asiáticas en la television, terminaron en el mismo grupo de Wathsaap. Uno que crearon sólo para poder hablar día y noche de dos actores en particular, los protagonistas de la serie que ahora les quitaba el sueño. El hecho es que justo cuando por fin habían logrado tenerlos en persona en la misma habitación, nada iba como lo habían planeado....


— ¿De quién fue la culpa? ¿Cómo carajos fue que Beta terminó recluida en una comisaria en la primera noche en Tailandia?


Silencio. Amalia no está muy segura de si lo dijo en voz alta, o sus pensamientos solo se salen como subtitulos en la habitación del hotel donde las cuatro mujeres repentinamente se miran las uñas.


—Deberíamos haber insistido a Vero para que viniera, ella sí sabría manejar esto— Medio murmuró Wen, con la cabeza recostada en la pared, los lentes en la mano y los ojos cerrados, luego de casi veinte minutos de literal silencio de muerte desde que las cuatro amigas volvieran al hotel al terminar el concierto, totalmente desconcertadas despues de lo que acababan de pasar.


—¡Pero si trajimos una abogada al viaje! ¿No lo recuerdan? — Jenny apenas si se aguantaba la risa. Se le hacía muy dificil cumplir con el pacto de no burlas en situaciones de crisis, y vaya si no estaban justo en medio de una.


— ¡Justamente, la que está detenida en este momento!!.— Amalia, dejó de mirar la pantalla del celular, ya sin poder contenerse, y todas se sumaron en la carcajada.


— ¡Y nosotras temiendo siempre que esa ibas a ser tú! —Jenny la señaló y apenas esquivó por unos milímetros la botella de agua que Amalia le arrojó en venganza.


— Hey…calma … solo nos resta esperar... y confiar, rogar que Beta esté tranquila, ella siempre es muy profesional….— Tres pares de ojos se vuelven a Romy, que sentada en su cama se acomoda un mechon rubio para volver a limarse las uñas con toda la calma del mundo.


—Ja, ¡No nos vayas a salir ahora con un " las cartas me lo dijeron"! ¡Esta vez ni siquiera las tienes contigo! — explotó Jenny, aunque sonó más a burla que a advertencia. Romy no se molestó en responder, alzó el iPhone de sus piernas, mostrando una app de Tarot abierta con la imagen de un extraño personaje con un sol sobre la cabeza, y una sonrisa condescendiente en su cara.


—Claa,.. las mismas cartas que te dijeron que "nada saldría mal"— la carcajada general se superpuso con el —¿Y quién dice que esto es "que esté saliendo mal"? — de Romy, que ni siquiera se esforzó en disimular su tono "lo se todo, ya lo he visto y tú no". Amalia se restregó el rostro con ansiedad, luego murmuró algo entre dientes para gruñirle:


— Hay dioses... ¡mujer! ese modo de ver las cosas tuyo a veces si que es!…


— ¿Exasperante? Así me amas.— dice antes de que Amalia termine la frase, como en casi todas sus conversaciones, con esa parsimonia que la caracteriza y la castaña solo levanta las manos en señal de reindicion.


—Bueno, al menos vimos a Mew… — Wen con ojos soñadores logra que todas las miradas giren hacia ella, ya no puede ocultar su preocupacion. Luego de un breve silencio exhala con fuerza mostrando su frustración. —¡Lo dijimos, lo juramos, lo hicimos!… ¡Que no íbamos a actuar como fans desquiciadas, y nada mas mira lo que pasó!


— ¡Yo no actué como desquiciada!— se defiende Amalia, y es verdad, contra todo pronóstico es quien se ha comportado más cuerda y controlada de las cinco. A pesar de sus deseos, y de ser siempre la más expresiva del grupo desde que Mew se convirtió en, digamos..., el amor de su vida.


— Lo se, lo se... tienes razón… y está visto, sabíamos que las fans de aquí siempre fueron peores que nosotras, pero, bueno... esta vez no fueron ellas las que llamaron la atencion...


— ¿Enserio?— el tono de Romy hace que todas se carcajeen de nuevo.


Déjenme explicarles la escena, ya es difícil pretender no llamar la atención cuando hablamos de cinco mujeres, no tan jóvenes que hablan a hiper velocidad en español bastante intercalado de ingles, y con acentos tan diversos como sus vestimentas, color de piel y cabello.

¿Acaso puede caber en alguna de sus mentes que una argentina (Amalia), una chilena (Romy), una venezolana (Beta), una dominicana (Jenny) y una ecuatoriana (Wen) sean tan amigas como dicen ser y se encuentren tan metidas en semejante problema? En estas épocas cibernéticas solamente es creible este tipo de amistad y lealtad... y que éstas amigas, con apenas dos días de verse las caras por primera vez en la vida, ya están en muchos problemas....


—El problema aquí fue otro y lo saben…— El tono repentinamente agudo de Jenny hizo que el momento dejara de ser divertido. —El problema es que Beta se metió con el maldito perro…


—¡Lo hizo para distraer a Mew y darle tiempo a Wen de tomar el maldito video que le pedí, mientras tú Jenny, te arrinconabas al hermoso del novio, no lo niegues ¡¡te escuché hablarle de su gato!! — Amalia suena indignada pero su voz está al borde de la risa de nuevo, y Jenny la mira arrojando sapos y serpientes por los ojos.


¡Es que todo esto es tan malditamente delirante y dificil de explicar hasta para un narrador experto como yo! Comenzando con que las cinco estuvieran tan completamente obsesionadas por esta pareja de actores, que no solo eran perfectos compañeros en la serie, sino que tambien eran ahora una conocida pareja en la vida real, además de los dueños de las dos mascotas más simpáticas que habian conocido.


— Pero solo tenía que alejarlo un poco... todo lo demás no era necesario... —se quejó Romy.


— ¡Exacto, no tenía que meterlo en un bolso! ¡Lo metio en su maldito bolso! — La madera del suelo cruje mientras Jenny se pasea furiosa por la habitación.


—Sabes que no fue intencional, ni siquiera en venganza de la mordida.. ese Chopper malcriado...hay reconocerle que tiene más pulmones de lo que pensábamos...


—¡Pero hasta la acusaron de intentar afixiarlo! ...en fin..lo que sea, Amalia, pero la verdad... si no hubieras tenido esa brillante idea de "hagamos geminis 2021 en Tailandia" no estaríamos aquí... y nada de esto habria sucedido. —Jenny se estaba ofuscando, y es que ella nunca habria puesto a Beta en una situación como esa si lo hubiera previsto, jamás expondría a su alma gemela a ningun peligro y la desesperación comenzaba hacer estragos en ella.


—Bueno, ¿ y qué culpa tengo yo de ofrecerles la excusa perfecta para por fin concernos en persona, y de paso a ellos, y ver cantar al papurri de Mew en vivo?... ¡todo cuadraba! ...primavera, cumpleaños, recital aniversario... ¿Tengo que recordarles cuánto tardaron en decir que si y poner fecha? ...Hasta tengo capturas de esa conversacion ...


—Jenny, Jenny... siempre tan tierra…—Romy, y sus comentarios sutiles para decirle "aguafiestas" y bajarle veinte al tono de la conversación.


—Solo soy realista, si no liberan a Beta a primera hora tambien perderemos el próximo vuelo, y nuestro tan sincronizado y perfecto viaje se irá al demonio junto con todo el dinero que invertimos...


— ¿No me digas que pretendías que hicieramos de mansas corderitas después de haber pagado la maldita membresia del Club de Fans por un año completo para poder estar en el vip?— intervino Wen, ya no tan conciliadora.


— Claro... y nosotras solo queriamos... ver y tocar... quiero decir, verlo tocar.... — suspiró, perdida Amalia.


—¡¡Dioss!¡¡Dame paciencia! ¿¡Un milagro? ¿En esta vida? ¿Podrias hacer al menos que Amalia deje de morbosear... por un año? ¡Ya tuvo sus dos minutos de preguntas y hasta hizo el maldito dueto con su MewMew!

— ¡Ya no te enviaré nada el video de tu arrinconada a Gulf si sigues siendo tan realista!— Amalia movio el celular provocativamente y el rostro moreno de la dominicana se iluminó con una enorme sonrisa.

—¿Lo grabaste, enserio?



Dejenme decirles que para estas amigas, esa fue la noche más larga de sus vidas. El "incidente" fue cerca de las 23:00 y aunqueWen recurrió desesperada al auxilio de las fans tailandesas que tenía entre sus contactos del FC (club de Fans) y ellas le aseguraron que Beta estaría bien, porque el MSS Studio del que era CEO el mismo cantante, se tomaba muy enserio el bienestar de todos sus fans, y seguramente se estaba encargando de cuidar de Beta a pesar de lo sucedido, no quedaba más remedio que esperar al día siguiente.

***


Twitter apenas se calmó un poco en la madrugada pero seguía lleno de fotos, memes y referencias al exclusivo encuentro de fans organizado por el actor y cantante Tailandes del momento: Mew Suppasit y su compañero Gulf Kanawut, donde un grupo de interfans (fans extranjeras) habría ocasionado un alboroto cuando al finalizar el show, intentaron secuestrar a su perro, un Poomerang simpatico y malcriado, todo en un confuso incidente que finalizó cuando una las fans, aparentemente americana, fue llevada por la seguridad fuera del edificio.


La fan implicada, de la que afortunadamente no se publicaron fotos del rostro por pedido expreso del cantante, fue liberada cerca del mediodía. Los rumores dicen que tuvo una entrevista a primera hora con el abogado del Studio, de más de dos horas.


Las amigas que nunca perdieron el vuelo, aseguraron que la declaración de Beta le habría causado tanta gracia al cantante, que no solo les había reprogramado el vuelo, sino que además les envio el almuerzo y una invitacion a visitar la locacion donde esa tarde estarían grabando tomas de accion de la nueva película.


Dentro del grupo de interfan afirman que Beta, publicará pronto la historia de esa experiencia y algo sucedido durante la noche que estuvo arrestada.

20 Juillet 2021 02:36:32 4 Rapport Incorporer Suivre l’histoire
4
La fin

A propos de l’auteur

Susana Buisson Poeta (fotógrafa de emociones) Psicóloga, madre, mujer multitarea, lectora compulsiva... aprendiz de ser humano. Escribo desde toda la vida porque si no escribiera hubiera muerto o explotado. Participante de convocatorias de cuento y poesía publicadas en Editorial Dunken (ROI 2017, 2019, 2020 y algunas otras...) También Escribo en https://www.dunken.org/convocatoria/index.php?id_autor=7236&perfil=publicar%20obra%20en%20la%20red%20de%20escritores

Commentez quelque chose

Publier!
Wen San Wen San
Amo totalmente esta historia! Muero de risa con ese maravilloso viaje y el grupo de inter fans que tuvieron la mejor experiencia de su vida jajaja.
July 26, 2021, 23:51
Gabriel Schnettler Gabriel Schnettler
Aaaaay me veo ahí!!! Qué manera de reír!! Me haces saltar las lágrimas... De risa!!
July 20, 2021, 02:56

  • Gabriel Schnettler Gabriel Schnettler
    Oooh totalmente coincidencia!! Ajajajajaja July 20, 2021, 03:36
  • Susana Buisson Susana Buisson
    Jajajaj cualquier parecido con la realidad es pura coincidencia!!! July 20, 2021, 03:10
~