houndix yuyu!! ᐡᐧﻌᐧᐡ

«Me encanta cómo te ves así, tan dispuesto a recibirme y a permitir que te parta en dos.» © houndix (nepheleus en wattpad) ED. O N E - S H O T. ADVERTENCIA: la actitud de los personajes es una mierda. aviso pa' que luego no me lleguen los típicos comentarios de: "nidii ivisí nidi", pinche gente sensible y rompe huevos. (: jk omega y th alfa. omegaverse au! smut. portada hecha por: @hxrmfxl (en wattpad) lenguaje explícito y contenido homosexual. ☞ NO SE PERMITEN COPIAS, ADAPTACIONES O RE-PUBLICACIÓN EN OTRAS PLATAFORMAS. ¡gracias por leer!


Fanfiction Célébrités Interdit aux moins de 18 ans. © TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS

#taetop #kookbottom #bangtansonyeondan #bangtanboys #bts #kimtaehyung #omegaverse #jeonjungkook #vkook #taekook
1.1k
20.0k VUES
Terminé
temps de lecture
AA Partager

ÚNICO

Jungkook metió la paleta a su boca por enésima vez, la cual succionó, lamió y dejó reposar en su moflete izquierdo mientras se limitaba a contestar los pocos mensajes que llegaban a su celular. Posteriormente, mordisqueó un tanto del dulce para finalmente sacarlo de su cavidad bucal.


Cabía destacar que sus acciones en todo momento fueron cautas, sin embargo, para Kim Taehyung, quien lo observaba fijamente desde otra de las mesas dispersas por el campus del instituto, aquel proceder era de todo menos "inocente". El pelirrojo inspeccionó a ese omega de aroma encantador cual depredador hambriento y sediento.


—Un poco más y te lo comes con la mirada. —Burló Yoongi a su lado tras reincorporarse en su asiento. Considerando lo parlanchín que su amigo solía ser, era de extrañarse que no estuviera hablando hasta con la boca llena. No obstante, tratándose de Jungkook, era lógico que Taehyung prefiriera mirarlo antes que hacer cualquier otra cosa. —Sigue soñando, Tae. Ese omega jamás te hará caso.


El aludido rodó los ojos, a sabiendas de que él siempre obtenía lo que quería. Siempre.


—Es más —Volvió a hablar Min. —, podría asegurar que te odia.


Prefiriendo callar e ignorar, el alfa simplemente siguió en su labor de contemplar a Jungkook. Pensaba en lo bien que se veía lamiendo aquel dulce, y en lo bien que se vería esa lengua lamiendo otro tipo de cosas.


Ciertamente, la atracción sexual que tuvo hacia Jeon Jungkook en cuanto lo vio fue colosal. Taehyung nunca tuvo una buena reputación, era conocido por todos en el instituto como un cruel e insensible alfa que sólo estaba en busca de una noche y nada más. Se había acostado con cientos de omegas, entre unos pocos betas. Su físico, forma de expresión y esa particular sonrisa rectangular eran alicientes que solamente algún loco se atrevería a rechazar.


Jungkook era aquel loco.


Los intentos del alfa por llamar la atención del omega fueron vanos. Kook era dos años menor, por tal motivo, lo veía únicamente en los recesos y, si tenía suerte, los fines de semana por ahí paseando. Fueron muchas las ocasiones en que se tropezó con él "accidentalmente", en que le gritó barbaridades para obtener un poco de su interés, en que le robó besos que terminaron en empujones o bofetadas, en que lo golpeó adrede con lo que tuviera a mano: un balón, una piedra, un lápiz. Cualquier cosa servía si de conseguir su atención se trataba.


Pero Jungkook no era un omega común. A pesar de su naturaleza, sus rasgos finos y aroma enloquecedor, tendía a ser serio, mandón, antipático, brusco y grosero. Tal vez ahí se hallaba el porqué no tenía amigos. Se había dado el lujo de rechazar a todo aquel que se le acercara con segundas intenciones, incluido Taehyung. Y, afortunadamente para él, tenía el respaldo de su hermano mayor, Namjoon, uno de los alfas más temidos en el instituto y fuera de él.


Si alguien lo molestaba o se atrevía a tocarlo, se las verían con Namjoon.


Sin embargo, y pese a la serie de dificultades que le impedían tener a Jungkook como quería, Taehyung no perdía las esperanzas de que algún día se daría el gusto de probar a ese precioso omega que cualquier alfa desearía, pero que era algo así como "imposible".


—¡Tierra llamando a Taehyung! —Exclamó Yoongi, alterando al pelirrojo, quien dio un salto en su lugar. —Ya sonó la campana, imbécil. Vámonos.


—¿Desde cuándo te importa llegar temprano a clase? —Gruñó, mientras se ponía de pie y bebía de lo que quedaba en la pequeña lata con soda que había comprado.


—Desde que la vieja fea de química no me deja en paz.


Taehyung habría contestado algo, de no ser porque Jungkook pasó unos cuantos centímetros al frente suyo. Sin perder el tiempo, tomó bruscamente el brazo del otro alfa, halándolo en dirección al omega.


—¿Qué mierda pasa contigo? —Cuestionó Yoongi, mas obtuvo la respuesta tras notar a su amigo lanzar la lata que tenía entre las manos directamente a la cabeza de Jeon, quien se volteó inmediatamente. —Oh, no otra vez...


Resopló, alejándose un poco. Lo suficiente como para observar la "pelea" que se iba a desatar pero no ser partícipe de ella. Taehyung sonrió con suficiencia, entretanto Jungkook se acercaba con pasos sólidos y una expresión que dejaba en evidencia su furia.


Arrugando la lata, la tiró con cierta fuerza al pecho del mayor, que no pudo evitar reír.


—Te lo voy a repetir, idiota. —Mencionó, luego de brindarle un pequeño empujón; mismo empujón que no hizo efecto en Kim. —¡Deja de molestarme! —Mas no hubo respuesta ni provocaciones, como era propio en el pelirrojo. En cambio, su muñeca fue tomada y él fue acorralado en una de las paredes. —¡Déjame!


—¿Y si no quiero qué? —Su voz se tornó ronca. Sus ojos inspeccionaron esa dulce carita, la cual tenía una expresión de enojo. Sus fosas nasales se expandieron con el único propósito de poder olfatear mejor aquel fascinante aroma. Se sentía tan necesitado por tomar a ese omega. —Lindura.


—¡Imbécil! —Escupió efusivo, haciéndole caso omiso a la gran cantidad de estudiantes que pasaban por el pasillo. Maldiciendo el hecho de que Namjoon tuvo que faltar ese día e incapaz de sobrellevar la cercanía que tenía con el otro, alzó su rodilla y golpeó con ella la entrepierna del alfa, quitándoselo prontamente de encima. —¡Y si me...


—¿¡Pero qué significa esto!? —Llamó la atención uno de los docentes. Taehyung estaba encorvado, tomándose dolorosamente la zona golpeada. Yoongi, quien estuvo observando el "espectáculo", deseó haber tenido palomitas para hacer todo más emocionante. —¿Otra vez ustedes dos? ¡No hay día que no los vea peleando!


—¡El que empieza es él! —Se defendió Jeon, cruzándose de brazos. —¡Ese estúpido alfa siempre encuentra una oportunidad para molestarme!


—¡Más respeto para tu compañero, Jeon Jungkook!


—¿¡Por qué debería tener respeto por alguien que odio!? —Recomponiéndose un poco, Taehyung inhaló profundo. El rodillazo que recibió siquiera le permitía hablar. Algunas personas se habían detenido a chismosear, cosa que hizo al profesor y al omega bufar. —Sólo...


—He tenido demasiada paciencia con ustedes dos. —Sentenció el mayor. —Todos los problemas ocasionados aquí son por ustedes dos. Siempre están peleando como perros y gatos, ¿tienen siquiera idea de la imagen que le están dando al resto de estudiantes? ¡Esta es una institución con valores y principios! ¡El amor y la paz es lo que debería reinar!


—¡Yo no me meto con nadie! —Siguió excusándose el pelinegro, mientras que Kim masajeaba descaradamente su miembro en espera de que el poco dolor que quedaba se fuera. —¡Él es el que se mete conmigo!


—¡Cómo sea! Para que aprendan a llevarse bien, pasarán el resto de la jornada en la sala de detención.


Taehyung refunfuñó y Jungkook hizo prácticamente un berrinche allí mismo. No obstante, para el primero no era taaaan mala la idea de estar a solas con el omega, mas no podía eludir la rabia que sentía al ser pateado en su zona sensible.


—Vamos o le pondré mi queja al director. —Fueron las últimas palabras del profesor antes de disponerse a caminar hasta el salón de castigos.


Viéndose en obligación, Kook le siguió y el alfa a este último, no sin antes hacerle señales a Yoongi para que fuera a las últimas clases y prestara atención por ambos. Lo increíble del asunto era que todavía faltaban cinco horas para que la jornada escolar diera por concluida, él no estaba seguro de poder tolerar los insultos de Jungkook por tanto tiempo.


—Tengo clases para dar, así que no podré vigilarlos. —Comentó el docente tras abrir la puerta del aula. —Y como no confío en ustedes, voy a cerrar con llave. El baño está por allí —Señaló uno de los costados. —, pónganse cómodos porque pasarán un largo rato aquí. Si les da hambre, piensen en que pudieron ahorrarse todo esto al no hacer esas escenitas en público.


De mala gana, Kim tomó asiento en uno de los sofás de cuero en la sala. Agradecía la comodidad del área y el no tener que sentarse en los típicos incómodos pupitres que parecían más bien una roca. Jungkook se sentó al otro extremo, eludiendo cercanía con el alfa. El profesor se fue no mucho después, asegurando la puerta con llave tal y como lo había dicho.


Un silencio incómodo inició, el cual se prolongó por más de cuarenta minutos. En otras circunstancias, Taehyung estaría mirando sin disimulo el bonito cuerpo de Jungkook; habría empezado por esos muslos que anhelaba tanto apretar, morder y palmear. Seguiría por esa estrecha cintura en la que enterraría sus dedos sin remordimiento alguno. Después por esa nívea y suave piel que anhelaba tocar más a fondo y apreciar sin prenda alguna, y mientras lo hacía, imaginarse cómo sería besar esos labios color cereza sin tener que requerir a picos robados; imaginarse cómo sería desnudarlo, tomarlo, poseerlo con deseo y fuerza. Mismo deseo y misma fuerza que sentía cada vez que lo veía.


En otras circunstancias, porque en esa lo único que podía sentir era rabia. Una patada en las bolas no era para tomarse a la ligera.


El mismo silencio se amplió por un par de minutos más, hasta que un particular olor entró por la nariz del alfa. Era dulce, jodidamente azucarado; tanto que su boca se hizo agua. Sus ojos fueron en busca del omega, quien se veía incómodo. Sus piernas estaban cruzadas y él se movía de adelante hacia atrás, sus mejillas estaban completamente rojas y sus manos no dejaban de moverse en su regazo. Aparte de aquel dulzor, también había otro olor que podía interpretarse como miedo o angustia.


Jungkook entró en celo. Las feromonas en el aire eran más que obvias.


Inhalando como si la vida se le fuera en ello, Taehyung se acercó al azabache. Su alfa era atraído por esa fragancia que no podía sencillamente ignorar, sintiendo al omega de Jungkook necesitado por aparearse, por ser tomado.


—Hueles exquisito. —Halagó, sentándose al lado. El sofá mediano en el que estaban hacía las cosas muchísimo más fáciles. Sin vacilación, agarró entre sus manos la cintura del menor, atrayéndolo bruscamente a su propia anatomía. Kook se vio incapacitado a resistirse, puesto que el olor del alfa le hacía sentir cosas extrañas. —Será mejor que calmemos tu celo antes de que alguien más te sienta y quiera tenerte.


—¿Ce-celo? —Cuestionó tímidamente, apreciando cómo la diestra de Taehyung comenzaba a frotar su miembro íntegramente erecto.


Ciertamente, Jungkook no entendía lo que le pasaba. Era la primera vez que se sentía así, y si bien sabía que tarde o temprano iba a entrar en calor, jamás se imaginó que sería en el instituto, donde millones de alfas lo atacarían. No tenía supresores para ocultar sus feromonas ni para evitar quedar embarazado.


No estaba contento ante la idea de entregarle su virginidad de una manera tan asequible a un patán como Taehyung, sin embargo, sólo pudo soltar cortos gemidos a medida en que la mano del alfa lo acariciaba.


Quería más. Necesitaba más.


—Vas a lamentar esa patada de hace un rato. —Susurró Kim al oído de Jungkook, quien sintió cosquillas por todo su cuerpo. —Te voy a follar muy duro.


Jeon tragó en seco. Él no estaba para nada de acuerdo, pero su omega estaba por poco brincando en una pata. Con su mala suerte, no era de extrañarse que estuviera en esa situación justamente con la persona que más aborrecía.


Parando todo accionar, Taehyung llevó sus manos al borde de la camiseta escolar del pelinegro, alzándola y despojándose de ella en cuestión de segundos. Las yemas de sus dedos recorrieron la caliente piel debajo de la prenda y con el índice y pulgar apretujó suavemente una de las tetillas, haciendo que Kook se retorciera en respuesta. Sus labios descendieron a ese cuello que tantas veces deseó marcar, depositando diminutos besos mojados. Posterior a ello, su lengua fue la encargada de hacer el mismo recorrido y entonces una succión notablemente grande fue dejada en uno de los costados.


El pelirrojo sonrió con suficiencia. Es decir, tenía a Jeon Jungkook a su completa disposición. El mismo omega que lo había insultado, golpeado y rechazado tantas veces.


Le haría pagar todos y cada uno de esos desplantes de la manera más placentera y dolorosa probable.


Rápidamente, desabrochó el pantalón del más pequeño y bajó su cremallera, por poco rompiéndola. Jungkook estaba temblando, mas no se resistía. Muy por el contrario, estaba dando de su parte.


—Acuéstate en el sofá. —Ordenó. Kook obedeció, pues segundos atrás estaba pegado al pecho de Kim. Dejó que el sillón tocara su espalda y ahí se acomodó de mejor manera. Taehyung aprovechó aquello para librarlo de una vez por todas del pantalón junto con el bóxer, teniendo una vista perfecta del cuerpo desnudo de ese omega que incontables veces imaginó follarse. —Tienes una piel preciosa, Jungkook.


Tras haber mandado la ropa del otro a volar, sus inquietas manos fueron a parar a esas piernas de infarto. Las acarició de arriba a abajo, pellizcando en algunas zonas con buenas proporciones. Luego, las tomó por debajo de las rodillas y abrió de par en par, tosca y bruscamente.


Una pequeña, rosa y mojada entrada apareció ante sus ojos. El lubricante natural chorreaba, dejando en evidencia cuán excitado estaba. Su pene estaba recostado sobre su abdomen, el cual subía y bajaba en desenfreno constatando los nervios en el omega. Una parte de su olor también lo hacía, sin embargo, era más el dulzor.


—Deja las piernas abiertas para mí, pequeño. —Decretó, mientras se despojaba de su propia camisa. —Me encanta cómo te ves así, tan dispuesto a recibirme y a permitir que te parta en dos.


Los ojos de Kim oscurecieron. Sus manos desabrocharon torpe y rápidamente su jean, del cual se deshizo inmediatamente y junto con el bóxer, dejando en libertad su grande, ancha y necesitada erección.


Kook permaneció callado. Su mirada vagaba del alfa a algún otro punto muerto. Estaba tan necesitado por aparearse, pero a la vez tan nervioso. Sus manos, temblorosas y agitadas, fueron hasta su miembro, tratando de ocultarlo de los ojos turbulentos de Taehyung. Esos ojos profundos que lo tenían más exaltado que nunca.


—Tranquilo, bonito... —Dijo el pelirrojo al terminar de desnudarse. Agarró las muñecas del omega, dejándolas reposar a los extremos de su cabeza. Se acomodó entre sus piernas y se dio el lujo de admirar lo bien que se veía ese chico debajo suyo. Sus cabellos estaban alborotados, sus labios entreabiertos, su pecho agitado, sus ojos centelleantes, creando un contacto visual que el mayor amó. —Joder... —Gruñó, atacando al instante la boca del pelinegro.


Sorprendiéndose a sí mismo al corresponder, Jungkook jadeó. Taehyung apretó el agarre en sus muñecas y creó fricción entre sus miembros, ocasionando que el omega comenzara a sentirse desesperado. Sus piernas se abrieron otro tanto y se encogieron hacia atrás, ansioso por ser penetrado.


El besuqueo se tornó salvaje. Kim mordía, succionaba y haloneaba de aquel labio inferior. Hubiera preferido tener que hacer mucho más; hubiera preferido recibir una buena mamada de esa boca que tan bien chupaba esos bombones que tanto le gustaban a Jeon. Hubiera preferido recorrer y marcar su cuerpo, maltratarlo un poco y hacerle cosas inauditas, pero estaban en el instituto y, por supuesto, las ganas de poder cogérselo, de entrar en su cuerpo y anudarlo eran mayores y primordiales.


Soltando una de las muñecas que sostenía, transportó su mano a su pene, tomándolo firmemente y conduciendo el glande a la palpitante entrada del omega, en donde restregó y presionó suavemente.


—¡Ah! —Jungkook rompió el beso. Su ano estaba sensible; el mínimo contacto lo ponía a temblar. —A-ah...


Ni siquiera había sido penetrado y él lo estaba disfrutando.


—M-más... ¡Más! —Ordenó esta vez Jungkook, acercando su culo al miembro del otro, quien soltó una pequeña carcajada. —Tómame ya, por-por favor...


—Ruégame. —Nuevamente, su boca fue en busca del cuello del azabache. Este último chilló por poco colapsado. —Ruégame que te la meta, que te folle hasta sentir que no puedes más. —Ascendió hasta el lóbulo de su oreja, lamiéndolo, mordisqueando. A su vez, torturó otro poco a Jungkook tras restregar su glande con más ímpetu en esa virginal y deliciosa entradita. —Vamos...


Jungkook gimió agudo cuando esos labios succionaron uno de sus pezones, que también fue mordisqueado. Abrió incluso más sus piernas, queriendo entregarse en plenitud.


Si tenía que perder la dignidad que tanto le costó forjar, lo haría.


—Fóllame —Pidió, empuñando sus ojos. —, te ruego que me folles, por favor.


—Ya que insistes... —Se mofó, reincorporándose apenas, dejando en libertad las muñecas del omega en el proceso. Agarró firmemente de su falo y volvió a comprimir el mojado ano del otro con la punta, tratando de forzar el ingreso. No lo consiguió hasta el cuarto intento, logrando ingresar el ápice con palpable dificultad. La calidez, el estrechor y las lágrimas resbalando por las mejillas de Jeon terminaron por confirmarle que esa había sido su primera vez.


Interesante.


—D-duele... ¡Ah! —Su entrada se contrajo y él apretó los brazos ajenos a gran viveza. —Demonios...


Taehyung hundió sus dedos en la cintura del pelinegro y, haciéndole caso omiso a su expresión de dolor y pequeños sollozos, se abalanzó hacia delante, metiendo la mitad de su pene.


—Tan estrecho... —Jadeó, ingresando un poco más. Jungkook hipó. El dolor combinado con el placer era sobrellevador. —No sólo tengo la fortuna de por fin cogerte, también soy tu primera vez.


Kook retembló. Odiaba la idea de que aquel egocéntrico y odioso alfa se sintiera afortunado.


—¿Qué te-te hace pensar que... que eres el primero? —Provocó, reprimiéndose un grito en cuanto el otro terminó de entrar rudamente en él. —¡A-ah!


—Tus lágrimas... —Respondió, extrayendo casi totalmente su hombría, únicamente para entrar bruscamente poco después. Jungkook jadeó entre sollozos. —Lo estrecho que estás... —Prosiguió, repitiendo el mismo proceder. Se inclinó a marcar y lamer reiteradamente ese precioso cuello, mientras que el azabache continuó jadeando. —Que sería común en un omega tan bonito llevar supresores. —Dio una sólida embestida, en la cual el omega no pudo evitar gritar. Taehyung ascendió, queriendo ver su rostro aniñado; sin pensárselo siquiera, lamió el recorrido de lágrimas hasta llegar a su oído, en donde susurró—: Soy el dueño de tu virginidad y eso te jode, pero no cambia nada.


El miembro de Jungkook se enderezó aun más -si es que era posible-, no entendía porqué esa voz ronca y actitud de Taehyung lo tenían tan estimulado. Gimió ante la nueva embestida; sus muñecas fueron nuevamente aprisionadas. Estaba totalmente a merced del alfa.


Más temprano que tarde, estocadas fuertes y dolorosas -pero llenas de deleite- azotaron al pelinegro, quien gemía fuerte y claro. Su cuerpo se agitaba por las ásperas penetraciones, el choque de su piel con la de Taehyung era perfectamente perceptible en toda la habitación. El llanto había cesado, ahora estaba gimoteando armoniosamente a oídos del mayor, que no dudó en reforzar la potencia y velocidad.


—M-más despacio... —Imploró, sintiéndose de pronto sofocado. Su piel se hallaba sudorosa meramente por el esfuerzo que estaba haciendo al no dejarse ir. Como era de esperarse, Taehyung lo ignoró olímpicamente. —A-ah... ah...


El pelirrojo tenía en cuenta lo animal que estaba haciendo, pero no era nada comparado con lo que Jungkook le había hecho en un pasado, o eso creía él. Estaba disfrutando como nunca el dejarlo sin aire, el darle duro, el verlo gemir, sollozar e hipar. Simplemente lo estaba disfrutando.


—¿Recuerdas la patada que me diste hace unas horas? —Preguntó en cambio, mordisqueando el hombro del omega. Ya había dejado su cuello, clavículas y partes de su pecho repletos de marcas que no se irían en varios días. Le encantaba la idea de verlo así. —Dolió como el infierno, Jungkook. —Comprimió violentamente las muñecas entre sus manos para finalmente soltarlas. Posterior a ello, condujo su diestra al pene adverso, abarcándolo tan gustosamente que el otro se vio en la necesidad de arquear su espalda. —Tendrás que pedirme disculpas si quieres que sea más gentil contigo, dulzura.


Y dicho aquello, empezó a masturbar el miembro del más pequeño, el cual había estado goteando pre-semen previamente. Sus embestidas bajaron la velocidad, mas no dejaron de ser duras. Clavaba a fondo, asegurándose de tocar el punto que ponía, por poco, a gritar a Kook.


—D-dios... A-ah, ¡ah! —Agradeciendo el hecho de que sus brazos estuviesen libres, apretó la cabecera del sofá con la fuerza que le permitieron sus dedos. Su estómago subía y bajaba, al igual que su pecho y su anatomía tras ser sacudida. El chico mordió su labio inferior casi dolorosamente, oprimiendo sus ojos al momento en el que el alfa le dio una palmada a uno de sus muslos con la mano que le quedaba libre. —¡Ah!


Ni loco iba a pedir disculpas.


Aumentando el vaivén en ambos aspectos, Taehyung sonrió. Ver a Jungkook sudado, con los cabellos de su frente pegados a ella, gimiendo, con las piernas abiertas y encogidas hacia su pecho, sus ojitos cerrados y sus labios maltratados de tanto morderlos mientras lo follaba, era una de las tantas imágenes que iba a atesorar en su -buena- memoria.


—Ah... ¡Me vengo! —Chilló, haciéndolo justo al momento. El semen cayó en su estómago y parte de la mano de Taehyung, quien lamió descaradamente el residuo. Era tan dulce como su olor. —Ya-ya no soporto... —Dijo entre gemidos agudos.


Su cintura fue tomada de nueva cuenta, las violentas penetraciones regresaron y el omega se retorció. Sus piernas estaban inquietas, su espalda se arqueaba y él jadeó reiteradamente. Afortunadamente, la sala de detención se encontraba en un lugar aislado por el que poca gente pasaba.


—Te voy a anudar. —Informó el alfa luego de sentirse cerca. Jungkook negó frenéticamente con la cabeza.


—N-no... Pu-puedo que-quedar embarazado... —Sus manos fueron hasta el vientre del mayor, tratando de hacer que se alejara antes de que la hinchazón emergiera. Sin embargo, Taehyung clavó a fondo y reafirmó la fuerza en las caderas del pelinegro, quien presenció un inmenso dolor a medida en que la inflamación se iba expandiendo en su interior. —Duele... —Sollozó, prácticamente sin aire.


Era un hecho que sus padres y su hermano lo matarían si llegaba a quedar embarazado a tan temprana edad. Peor todavía, llevando la cría de Kim Taehyung.


Unos minutos más y fue suficiente para que el omega quedara totalmente lleno. Taehyung gimió y el otro le imitó. El nudo del primero fue monumental en ese precioso y fértil cuerpo.


Estaba completamente satisfecho.


En cuanto su pene se desinflamó, se retiró lentamente, deleitándose al ver esa gran cantidad de semen surgir de la entrada del azabache, la cual estaba roja gracias a la violenta intromisión. Sangre se unió al trayecto.


Jeon estaba sollozando. No sabía si su llanto se debía al miedo de quedar embarazado o a que se seguía sintiendo "extraño".


—Sh... —Calmó Taehyung, luego de besar su sonrosada mejilla. —No creo que haya problemas. —Aseguró. No obstante, el olor que entraba por sus fosas nasales no contenía tanto temor. Era por poco el mismo de en un principio. —Sigues teniendo ese olor jodidamente dulce que demuestra que estás en celo.


Esas feromonas eran exquisitas.


—Aún me siento raro... —Confesó el menor con vergüenza. —Creo que necesito...


—Una segunda ronda. —Interrumpió el alfa tras completar la frase.


Si bien Jungkook no dijo nada, el beso que comenzó fue el encargado de responder.



—houndix (nepheleus en wattpad)




24 Septembre 2020 07:51:18 50 Rapport Incorporer Suivre l’histoire
559
La fin

A propos de l’auteur

yuyu!! ᐡᐧﻌᐧᐡ ¡holap! antes solía ser 'houndix' en wattpad, pero allí ahora estoy como houndixe (con e) y nepheleus. para información exclusiva o mensajes está mi Instagram, cuyo nombre de usuario es houndix (o el personal, que es biyuiri). muchísimas gracias por seguirme hasta aquí y sobre todo por leerme. ♡

Commentez quelque chose

Publier!
Ann Ann
Quede con ganas de saber q paso cuando termino su celo
October 07, 2021, 18:41
Glosskook Sugook Glosskook Sugook
Pasenme a Tae que le voy a dar con un tubo en las bolas por hdp "no creo que haya problema" Para ti no cabrón, tu te vas por cigarros sin pedo y el que queda con el bebé A ver si con las bolas hechas mierda le siguen dando ganas de hacer eso
September 06, 2021, 07:41
Soledad Garay Soledad Garay
Amo a esta escritora
August 26, 2021, 19:14
SofiA SofiA
Hartas ganas de q sea una historia largar unu, me encantó ✨🖤
August 10, 2021, 20:20
swtenerix swtenerix
Estoy comenzando a leer tus historias, y joder son las mejores.
August 10, 2021, 06:39
Astrid. Astrid.
Me encantó aunque no me gustaría que mi primera vez fuera así la vdd 😩🤙
July 22, 2021, 00:11
Angela Angela
AMO PTM!!! AMO TODAS TUS HISTORIAS JODER!!!! 💜💜💜💜💜
April 24, 2021, 20:04
kl kim liljoy
AMO❤✨
April 14, 2021, 17:13
MV Marianneloredhana Villalonapimentel
Segunda vezzzzzzz djjensjsb
April 14, 2021, 14:26
tae ggukie tae ggukie
💖👄💖
March 18, 2021, 06:20
Min Min Min Min
Me encantoooo💕
March 08, 2021, 17:17
Spanish Unnie Spanish Unnie
se ve inundó la cuca
March 06, 2021, 00:14
Jensweet Jensweet
Tengo la duda de si si quedo embarazado👁️
February 28, 2021, 00:40

MiFi 12 MiFi 12
Me quedé sin palabras :0
February 26, 2021, 05:48
pao pao pao pao
fallecí 🛐🛐🛐
February 26, 2021, 01:28
Seungwan Son Seungwan Son
santa cachucha. jk omega y tae alfa mintrligion
February 09, 2021, 02:01
J Jenchulichaeng23
Joder me encantó tanto y yo q no soy de leer tanto one shots o como se digan JAJAJAJAK pero los tuyos son tan buenos amo como escribes
January 24, 2021, 20:29
Yellow Cherry Yellow Cherry
Me encantó 👁️👄👁️👌
January 03, 2021, 16:54
Grumosa Ienn Grumosa Ienn
Me estoy dando una maratón de tus historias , me encantan!! es una gran manera de finalizar el 2020 ;) gracias por escribir 💕💜
December 31, 2020, 23:52
flav flav
me encantó ayuda 😭😭😭💗
December 24, 2020, 04:36
strawberry3_milk strawberry3_milk
Amo todas tus historias :(♡︎
December 21, 2020, 14:49
Ahblena Kim Ahblena Kim
esta fue mi primera historia omegaverse!!! dios la extrañaba tanto!! quisiera una segunda parte uwu siempre me quede con la intriga de que paso despues jejejejej... gracias!!!!
December 13, 2020, 23:22

Maru Coronado Maru Coronado
Maaaan yo necesito saber si hubo bendi o no AAAA
December 11, 2020, 03:12

yucelly Vasquez yucelly Vasquez
Releyendo WKDLWLDLDJS🙈
December 09, 2020, 03:25
Keyly Yan Keyly Yan
OMG 🤯 buenardo, el celo es algo que me pone ajdjsks
December 04, 2020, 02:37
STRAWBERRY Balderrama STRAWBERRY Balderrama
Lo estoy releyendo, y sigo con la duda de si habrá o no una bendición, haz un segundo cap por favor v":
November 30, 2020, 23:45
@˓
amo todas tus historias.):
November 07, 2020, 16:23
GodTae GodTae
Me encanta este One Shot, es uno de mis favoritos 😍
November 06, 2020, 05:17
𝐀𝐓𝐄𝐍𝐄𝐀. 𝐀𝐓𝐄𝐍𝐄𝐀.
wtf, me encanta aaa. ☹︎
October 24, 2020, 20:02
Ludmila Ruiz Ludmila Ruiz
Yo creí que lo marcaría ;-;
October 24, 2020, 04:38
K. K.
toi releyendo, me encantaaaaaaa. 💕
October 18, 2020, 16:27
Ann Marie Ann Marie
Me declaro fan de Jungkook sumiso
October 16, 2020, 23:44
tae xtieely tae xtieely
beio
September 29, 2020, 15:19
hoshi  hoshi
Lpm estos esto es tan único Que viva el taekook FOREVERS BITCH Soy una pervertida pero me encanta leerte yuyu
September 27, 2020, 23:23
Daury Daury
Releyendo 😍
September 26, 2020, 05:41

~