eliasrei Elías Rei

Mi mamá dice que las oportunidades no se desechan. Por eso estoy aquí en primer lugar, a varios kilómetros de distancia de mi hogar y en una escuela diferente. Vivo en una casa de locos amantes a lo vintage y costumbres extrañas, pero nada aburridas. A causa de ello presencié algo que nunca debí haber visto, y supe cosas de la familia que se suponía no tenía que saber. Yo sólo estaba allí para alejarme de mis problemas y ellos sólo debían encargarse de mí sin que yo les causara más; sin embargo cuando te toca una familia así, es irremediable sentirte parte de ella, amarla, apoyarla, defenderla. Con uñas y garras, cueste lo que cueste. Ellos eran los "Addams". Y yo, irónicamente, era la Merlina que les hacía falta. Si eres fanático de "La Familia Addams", ten en cuenta que los personajes de ésta historia están inspirados en ellos, mas no son presentados como tal. Para evitar malentendidos en el uso de géneros de la plataforma, la obra se encuentra bajo la categoría de FanFiction, pero no es una copia fiel de la historia. Actualización lenta. EL CONTENIDO MULTIMEDIA NO ME PERTENECE. LOS ELEMENTOS DE LA PORTADA FUERON UTILIZADOS CON FINES RECREATIVOS. NO ME PERTENECEN.


Fanfiction Películas No para niños menores de 13.

#original #méxico #wattpad #juvenil #español #gótica #oscura #triángulo #fanfiction #wednesday #merlina #locosaddams #loslocosaddams #addamsfamily #addams
3
3.9mil VISITAS
En progreso - Nuevo capítulo Todos los viernes
tiempo de lectura
AA Compartir

Tenían que ser los Addams




"En una roca Merlina se sentó,
descansaba de espantar y embrujar,
cuando a lo lejos escuchó, a un niño decir: '¡Oh! Ésa es la bruja que vuela por altamar'.
Y Merlina la bruja sin contenerse más,
se hincó y se puso a llorar".

1 de Diciembre de 2019 a las 03:07 0 Reporte Insertar Seguir historia
0
Leer el siguiente capítulo SOBRE LA HISTORIA...

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

¿Estás disfrutando la lectura?

¡Hey! Todavía hay 10 otros capítulos en esta historia.
Para seguir leyendo, por favor regístrate o inicia sesión. ¡Gratis!

Ingresa con Facebook Ingresa con Twitter

o usa la forma tradicional de iniciar sesión