Cuento corto
0
427 VISITAS
Completado
tiempo de lectura
AA Compartir

Aprendí.

Aprendí que decir te quiero a veces es cuestión de ganas y que los días pueden volverse noches con solo una mirada. Que el tiempo es solo eso si esperándote lo pierdo. Que me deshago de todos mis miedos si haciéndolo te tengo. Que no importa lugar, pues cualquiera era casa teniéndote allí. Que la distancia no es más que una palabra. Que recorrería todos esos kilómetros que separan tus pensamientos de los míos. Que las casualidades son viento y que es el destino el que se encarga de moverlo. Que me he acostumbrado a tu olor aun sabiendo que no creo en las costumbres. Que ya no puedo olvidarme del sabor de tus labios recitando. Que sonreír entre tus besos se ha convertido en uno de mis vicios, aunque compartimos alguno más. Que hay canciones en las que me quedaría a vivir, contigo. Que los sentimientos no existen, si no que los creamos, tú y yo. Que lo inesperado es al final lo que más esperábamos. Que no creo en amores tempranos ni tampoco en ilusiones tardías. Que creo en ti, cuando pensaba que ya había dejado de creer.

24 de Abril de 2019 a las 20:02 0 Reporte Insertar 0
Fin

Conoce al autor

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

Historias relacionadas