Cuento corto
0
1689 VISITAS
Completado
tiempo de lectura
AA Compartir

Un recuerdo para los que no están

Otra vez. Lo siento. Los pensamientos, siento como se apoderan de mí cabeza una vez más. No lo soporto, no puedo hacerlo más. Ya van 10 años viviendo una tortura permanente. Mis padres no me entienden, mí hermana me odia y yo a ella, no tengo ni un momento de paz. Cuando salí de la internación era diferente, estaba muy feliz, pero con el tiempo me fui deprimiendo más, día a día, minuto a minuto. Mí música es oscura, me visto siempre de negro, suelo llorar sólo en un lugar con las luces apagadas, así siento que no molesto a nadie. La gente me pregunta ¿Qué es lo que te hace tan mal? No sé ni por dónde empezar. ¿Será que me volví loco? Quizá perdí la cordura hace tiempo. No, si hubiera pasado no podría estar pensando o razonando esto. ¿Entonces? ¿Qué es lo que me hace tan mal? Todo empezó con el divorcio de mis padres, ahí algo se quebró en mí, y se intensificó hace 2 años, dónde tuve 2 intentos de suicidio. Dios, cómo desearía estar muerto. Cómo me gustaría que alguno de esos dos intentos hayan funcionado y librar mí alma en paz, pero no, aquí estoy, en la tierra de la máscara, la máscara del engaño, de la codicia, de políticos que hunden países mientras llenan sus bolsillos, de personas que son capaces de matar con el fin de robar un teléfono celular. Esto es el mundo, esto es lo que estoy viviendo, y si tengo la posibilidad de no hacerlo suicidandome, ¿para qué seguir vivo? Para que luchar? Por momentos lindos? Casamiento? Hijos? No me importan una mierda cuando en la misma mano tienes una tristeza que no se cura ni con la junta de todos los antidepresivos. Tenía un pequeño refugio en los videojuegos y en la música, era mí lugarcito de paz, pero hoy ya ni eso me distrae de mis pensamientos. Paranoia, llantos, desánimo, todo eso junto. Así que hoy, en esta hermosa y fresca noche recuerdo a quienes ya no están y, cómo yo, decidieron quitarse la vida, un recuerdo de almas atormentadas. Dicho esto, salto de mí silla y quedo colgando como si fuera un maniquí en una tienda de ropa, pero con el alma completamente en paz

15 de Abril de 2019 a las 18:42 0 Reporte Insertar 0
Fin

Conoce al autor

Agustin Delpane Soy alguien con una gran imaginación el cual le gustaría que la gente conozca sus historias

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~