El bosque de lo profundo Seguir historia

karasu_tengu Karasu Tengu

Gael es un simple estudiante. Nada interesante que contar de él, pero ha tenido extraños sueños a lo largo de su vida, o más bien pesadillas. Se fue a otro país para estudiar, así está lejos de los problemas. Pero, ¿Acaso no es fácil perderse en un bosque?, ¿Tan profundo que perderás tu propia identidad? ¿O renacerás como otro? Encuéntrate, bienvenido a este bosque donde convergen los sueños y las pesadillas de los demás.


Suspenso/Misterio Todo público.
0
816 VISITAS
En progreso - Nuevo capítulo Cada 10 días
tiempo de lectura
AA Compartir

Introducción

No soy alguien especial. Soy estudiante. No tengo una triste historia que contar, pero si me gusta imaginar cosas y, de vez en cuando, escribirlas. Por ello me entusiasmé, ingresé a la universidad a estudiar literatura. Ya voy en segundo año y, la verdad, no es gran cosa.

Para poder estudiar tuve que irme del país, sucedieron algunos problemas familiares y por ello preferí salir del lugar de "los problemas". Tuve suerte podría decirse; justo una amiga muy cercana planeaba irse también. Ella me invitó, yo acepté.

Mi familia no es nada fuera de lo común, pero desde que termine la secundaria mi padre dejaba la casa de vez en cuando, y podía tardar meses en volver. Por eso la relación familiar se fue por la borda.

También tengo una hermana. No es la mejor del mundo, pero es mi hermana. Sacó la parte de mi padre; al igual que él, comenzó a dejar la casa e irse a quien sabe dónde. No tuve una relación muy cercana con ella. Lo que recuerdo es que era engreída la mayor parte del tiempo. Ser la mayor supongo que fue la causa.

Mi madre. Es como la típica madre de todos, o eso creo. Siempre sobreprotegiéndome. Al enterarse que me iría del país para estudiar, cayó en una depresión. Si no fuera porque mi tía se quedaría con ella, posiblemente no hubiese podido partir.

Llegué a Noruega. Los dos primeros años fueron difíciles. No entendía mucho el idioma y tampoco soy mucho de relacionarme con gente. En cambio, Reah, mi amiga es totalmente contraria a mí. A los primeros días ya tenía conversaciones enérgicas con varias personas. Pero, si no fuese por ella, tal vez no me habría convencido a mí mismo estudiar lo que yo quería.

En lo académico. Mejor no hablemos de eso. Como dije, los dos primeros años fueron complicados. Al principio nos quedábamos con Reah en el mismo hostal, por lo que ella me obligaba a estudiar constantemente con ella. Cuando encontré un trabajo estable en una cafetería cercana a la universidad, y juntar el dinero suficiente, me mudé a un departamento cercano. Reah hizo lo mismo, pero no logramos encontrar un edificio con dos vacantes. Ahora se hospeda a dos calles de mí. Luego de todo eso, mis notas comenzaron a descender, pero al terminar el cuarto semestre mis notas no fueron lo suficientemente buenas. Ahora, a una semana de salir a receso de verano, me vi en la obligación de tomar los exámenes finales, para ver si "sobrevivo" a este infernal semestre.

Algunas veces hablo con mi familia. Otras salgo con Reah y vamos a la ciudad. Donde vivimos hay pequeños pueblos rurales, la ciudad no es la gran cosa ni sus alrededores mucho menos. He podido sobrevivir con las pocas amistades que tengo, las cuales las puedo contar con solo una mano.

No me queda más que contar. Espero sobrevivir lo que me queda, solo quiero descansar.

3 de Abril de 2019 a las 21:26 0 Reporte Insertar 0
Leer el siguiente capítulo Malas noches

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

¿Estás disfrutando la lectura?

¡Hey! Todavía hay 3 otros capítulos en esta historia.
Para seguir leyendo, por favor regístrate o inicia sesión. ¡Gratis!

Ingresa con Facebook Ingresa con Twitter

o usa la forma tradicional de iniciar sesión

Historias relacionadas