Cuento corto
0
3270 VISITAS
Completado
tiempo de lectura
AA Compartir

Clandestino


Abrió la puerta y el mundo se detuvo. Su corazón empezó a latir tan rápido como el aleteo de las mariposas en su estomago .

-Hola- Dijo. Mientras sonreía como si ella fuera magia.

Tengo una cita contigo.

-Sí, adelante.

En la habitación, no dejaron de seguirse con la mirada.

Notó que sus frías manos temblaban cuando recibió el dinero.

Se suponía que era una profesional y nunca se fijaba en los hombres.

El la desvistió con la mirada. 

Se sentó en la cama y dijo: Lo siento , no puedo.

Salió por la puerta y desapareció.

El no toco su cuerpo como los demás, en cambio toco su alma como ninguno.

15 de Febrero de 2019 a las 11:17 0 Reporte Insertar 0
Fin

Conoce al autor

Erika Corthals Mis historias llevan mucho de mi y de mis vivencias. Estoy convencida que de todo el mundo se aprende algo. Y yo espero, no ser la excepción. Una guerrera de la vida, luchando sus propias batallas, esa soy yo. Bienvenidos a mi mundo.

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~