De mí enamórate Seguir historia

anniegz Annie Gz

Rosalie ha llegado una noche a hacerle una propuesta a Elisse, quiere que ella le ayude a conquistar a Nick, su mejor amigo desde la preparatoria, al que conoce tan bien como la palma de su mano. ¿Será que Rosalie llegue en realidad a cambiar los sentimientos de Elisse hacia su mejor amigo? -Código de registro en Safe Creative: 1804136563984


Romance Romance adulto joven Todo público.

#romance #amigos #romancejuvenil #mejoresamigos #FicciónJuvenil
8
3.5k VISITAS
Completado
tiempo de lectura
AA Compartir

Capítulo 1


Una noche más. Ansiaba llegar a Skeleton desde que estaba en el restaurante, hoy no fue un buen día, ya quería entrar a ese karaoke bar a olvidarme de todo un rato, quería cantar con Nick y ver a Mike retando a otras personas para que canten con él. Pero aquí estoy, sola en la entrada, llegué a la hora acordada hace más de quince minutos y Mike apenas viene caminando hacia mí, peinando con sus manos sus castaños cabellos, esbozando una sonrisa nerviosa.


—¡Elisse!

—Mike, llevo un buen rato aquí, ¿en dónde está Hyland?

—No tarda en llegar, pero necesito tu ayuda.


Mike hace que abandone la entrada del karaoke bar y me lleva con él a un lugar apartado del tumulto de gente que comenzaba a acumularse en la puerta.


—Invité a Becca esta noche. Es la primera vez que, bueno, pienso pasar tiempo con ella y con ustedes al mismo tiempo. Así que necesito que me hagas el enorme favor de ser amable con ella, tal vez podrías hacerle conversación y sólo tal vez podrían ser mejores amigas.

—Mike, sabes que no soy muy buena haciendo amistad con las mujeres.

—Elisse, sólo inténtalo. No quiero que pase un momento incómodo, por favor, hazlo por mí.


Mike me llevó de regreso a la entrada, caminamos juntos hasta una mesa y nos sentamos a esperar por Nick y Becca. No era la primera vez que Michael me pedía ayuda, conocía tan bien su ritual. Tenía que ser amable con las chicas que traía, sin embargo sabía que esto no duraría más de un mes, él siempre había sido muy selectivo con sus citas y si encontraba en ellas algo que no le gustase terminaba con esa relación y regresaba una y otra vez a ese círculo vicioso que por lo visto inició una vez más.


—¡Hey! Lo siento, se me hizo tarde. —Nick saluda, sentándose a un lado de mí.

—Como siempre. —Mike responde—. ¿Has visto a Rebecca?

—No.

—¿Así que ya la conoces? —Cuestiono a Nicholas, él asiente apenas esbozando una sonrisa—. ¡Eso es totalmente injusto!

—Vivo con Mike, conozco a cada chica que lleva al apartamento.

—Pero yo vivo en el mismo edificio, ¡debería saberlo también!


Le doy mi atención al escenario, fingiendo total indignación por no haber conocido a la novia de Mike antes, una chica cantaba una canción de Katy Perry, moviendo su cabellera al ritmo de la canción.


—Además la conocerás esta noche. —Mike capta mi atención de nuevo—. Lamento no habértela presentado antes, pero nunca pensé que podría ser una relación más seria.

—Está bien, ni siquiera me importa tanto. —Digo, poniéndome en un papel de drama queen, sin embargo no puedo evitar reírme segundos después—. ¿Quieres ir a cantar, Nick?


Nos pusimos de pie y él me dio su brazo para caminar juntos, nos anotamos en la lista de espera y tardamos alrededor de ocho minutos en subir al escenario. Hace tanto que no necesitamos de la pista instrumental, puesto que él solía tomar una guitarra para armonizar cualquier cosa que cantara conmigo o con Mike, nosotros teníamos una canción que particularmente disfrutábamos cantar:


Lucky I'm in love with my best friend...


Nick tocaba la guitarra y cantábamos casi todas las semanas una versión acústica diferente de esa canción, haciendo una que otra broma y ajustándola entre cada verso para hacerla divertida y terminar riendo al final de cantarla.


—Pido una enorme disculpa por todos los que tuvieron que escuchar a Elisse cantar, lo sé, ella sólo debería dar conciertos en su baño. —Dice él al micrófono—. Mentira, no me mates.


Le propicié un golpe en el hombro izquierdo antes de bajar del escenario, él se dirigió a la mesa y yo a la barra, quería un trago antes de reunirme con mis amigos y la nueva novia de Mike. Esta semana ha sido estresante en la universidad y lo único que quería hacer era divertirme esta noche de viernes con mis amigos escuchando a personas desconocidas cantar.



—¿Has pensado en mi propuesta?


Una voz femenina llamó mi atención. Desvié la mirada, me perdí de la segunda mitad de la canción que presentaban mis amigos, ella estaba ahí sentada a mi lado invitándome a conversar.


—¿Hablabas en serio?

—He intentado de todo, pero al parecer Nick piensa que soy muy boba y superficial. No lo entiendo, no estoy acostumbrada a que alguien me rechace.


Di un sorbo a mi bebida y entonces la miré, una hermosa rubia que parecía salida de una revista, con el cabello ondulado que caía sobre sus hombros, tan increíble que me hacía creer que se había llevado un par de horas creando las ondulaciones tan grandiosas que lucía en su cabellera, era una Barbie de carne y hueso, vestida impecable, luciendo radiante, y aun así rogaba por la atención de mi mejor amigo.


—¿Y qué quieres que haga yo?

—Eres su mejor amiga Elisse, debes tener cierta influencia sobre él. Quiero que me ayudes a conquistarlo, a convencerlo de que seríamos perfectos juntos, porque lo seríamos y lo sabes, ¿cierto?

—No puedo obligarlo a que se enamore de ti. —Le hago saber.

—Pero si puedes ayudarme a mí a conquistarlo. ¿Qué dices?


Rosalie había comenzado a armar un plan en el que me incluía sin tan siquiera confirmar mi participación dentro de él, ingeniaba un par de ideas que creía que podrían funcionar, la capacidad que tenía para convencer a los demás realmente era impresionante. No sé si detrás de sus grandes ojos azules tenía ese don de manipular a los demás con tal de conseguir lo que deseaba, pero finalmente, después de todas las plegarias, dije que sí. Acepté porque lo que más quería era que él por fin dejara de ser tan solitario y porque sabía que sería asombroso que por fin tuviera novia, después de la partida de Lorene él no salía con nadie oficialmente.


—¿Qué hacías hablando con Rosalie? —Pregunta Mike, había ido a la barra a recoger sus nachos—. Te pedí un favor y Becca lleva ya mucho tiempo sola.

—Lo siento, te prometo que en seguida voy con ella.


Rosalie se volvió para mirarme antes de perderse entre toda esa gente, le había prometido que haría lo posible para hacer que Nicholas se interesara en salir con ella. Pero por ahora tenía otra promesa que cumplir: ser amiga de Becca por una noche.


—¡Hola! ¿Becca, cierto? Yo soy Elisse, supongo que Mike te ha hablado de mí.


Jalé una silla para sentarme junto a ella, la rubia que vestía un vestido anaranjado boho me mira regalándome una sonrisa.


—Sí, por supuesto que lo ha hecho. Es bueno ponerle la cara al nombre finalmente. —Sus ojos marrones me miraban ansiosos después de preguntarme sobre su novio, al parecer quería saber mucho más de lo que él ya le ha contado—. Sé que son amigos desde la preparatoria, Mike, Nicholas y tú.

—Sí, ahí nos conocimos. Hemos sido buenos amigos por años, Mike solía jugar en el equipo de fútbol americano, ¿lo sabías? Era un buen atleta.

—¡Lo sé! Tiene muchas cualidades, ¿no lo crees?


Becca sólo quería conversar sobre Mike conmigo, supongo que esa fascinación con él tiene que ver con que recién empiezan a salir, es la magia de un nuevo amor, todo es tan nuevo y el amor está en el aire, yo solía llamarle «el mes de oro», porque la dopamina está en su máximo.



Estábamos platicando sobre lo genial que es su novio cuando Nick y Mike regresaron a la mesa para reunirse con nosotras, trayendo más botanas con ellos.

Mike besó a su novia en los labios y Nicholas se sentó a mi lado para robar mi bebida.


—¡La canción que cantaste con Elisse fue genial! —Rebecca declara emocionada.

—Gracias, gracias. —Agradece Nick dejando mi bebida a un lado.


Mike abraza a su novia una vez más, el tema de la canción que canté con Nick queda en el olvido en cuanto ellos dos comenzaron con los besos y cariñitos, a veces se me hacía increíble el nivel de cursilería que alcanzaban en unos cuantos minutos. En cuanto a Nicholas y a mí, él pasa su brazo alrededor de mis hombros y con el cigarrillo ya en la boca me pide que lo encienda, dejando escapar el humo después.


—¡Dios! ¡Si siguen así me dará diabetes! —Exclama Nick sacándose el cigarrillo de la boca.

—¿Por qué no salimos? En citas dobles. —Propone Becca.


Nicholas de inmediato me suelta, regresando el cigarrillo a su boca en un acto de nerviosismo, ella nos miraba entusiasta esperando una respuesta de nuestra parte.


—¡No! ¿Cómo que citas dobles? No Becca, nosotros sólo somos amigos —Me encargo de aclarar, la pobre novia de Mike ahora estaba envuelta en una situación incómoda—. Sólo amigos. Nada más.

—Pero hacen una hermosa pareja.

—Mentirosa —Nick se ríe—. Elisse y yo ¿hermosa pareja? ¡Ja!

—Yo no sería novia de este tonto.


Mike toma el último nacho del plato y se lo mete a la boca evitando embarrarse de queso, parecía disfrutar vernos negar una vez más que no salíamos.


—Si les pagaran por cada que tienen que aclarar su relación con los demás, en este momento estaríamos en un yate en Italia. —Dice Mike—. Pero la idea de Becca no es tan mala, deberíamos hacer algo otro día.


Quedamos de salir pronto con la pareja feliz que después de un rato se perdió en lo suyo, Becca y Mike nos hicieron a un lado y entablaron un nuevo tema de conversación en el cual Nick y yo no estábamos incluidos.


—¿Adivina quién me escribió apenas? —Nick inicia un tema de conversación nuevo conmigo.

—No lo sé, ¿alguna rubia con pinta de barbie?

—No. Amanda en serio se desapareció, no he vuelto a saber nada de ella. —Responde, yo hablaba de Rosalie, pero al parecer la palabra rubia inmediatamente la relaciona con su ex—. Alguien que se mudó a Virginia, ¿quieres otra pista?

—¿Te escribió Lorene? ¿Cómo está?

—Bien, ya sale con alguien más.


Nick se vuelve para mirarme con sus profundos ojos verdes, esbozando una sonrisa a medias. Que su ex le haya escrito para decirle que ya sale con alguien más no debe ser nada fácil de digerir.


—¿Y cómo te sientes con eso?

—Lorene es una chica maravillosa, se lo merece.

—Al menos comenzó una relación después de terminar contigo. —Musito—. Matthew ya hizo oficial su relación con Vanessa.


Me recargo en su hombro, él acarició mi cabello y sin más soltó lo siguiente:


—Ese hijo de puta no merecía tener a alguien como tú. Siempre me cayó mal.

—A ti siempre te han caído mal mis ex novios, Blaine, Matthew...

—¡Es que eres un imán de idiotas!

—Lo sé, creo que eso explica porque Mike y tú son mis mejores amigos.


Así era como solíamos gastar nuestro tiempo, siempre juntos. Bromeando, bebiendo, jugando a ser cantantes improvisados en este lugar. Todos sabían que siempre andábamos juntos, Nick, Mike y Elisse, siempre nosotros tres.

Sin embargo mi relación con Nicholas era aún más estrecha, me conocía como nadie y yo lo conocía mejor de lo que él mismo se conoce. Habíamos entablado una buena amistad desde la preparatoria, y el estar juntos en la universidad sólo había fortalecido más ese lazo que considerábamos inquebrantable ahora.

10 de Enero de 2019 a las 02:13 2 Reporte Insertar 2
Leer el siguiente capítulo Capítulo 2

Comenta algo

Publica!
Jennie Martinette Jennie Martinette
Creo que ya no vas a despegarme de acá 🤤❤
10 de Enero de 2019 a las 12:23
Jennie Martinette Jennie Martinette
Me encantó! 😍
10 de Enero de 2019 a las 12:13
~

¿Estás disfrutando la lectura?

¡Hey! Todavía hay 71 otros capítulos en esta historia.
Para seguir leyendo, por favor regístrate o inicia sesión. ¡Gratis!

Ingresa con Facebook Ingresa con Twitter

o usa la forma tradicional de iniciar sesión