0
3770 VISITAS
En progreso - Nuevo capítulo Cada 10 días
tiempo de lectura
AA Compartir

La sangre del gato.

Si me preguntas a que estoy jugando, la forma de responder para que lo entienda fácilmente alguien como tú, sería decirte que estoy jugando con el mundo real como si fuera mi propio lienzo, manipulándolo con mi propia curiosidad. Si quieres saber quién soy, sólo bastaría con saber que por suerte no soy tú, un esclavo que se mueve por necesidades mundanas. Estoy orgulloso de mi pasado, no lo oculto pero tampoco lo recuerdo. Luche, sangre y por ahora soy libre, y así es como no dejare que nadie me vuelva a derrotar, solo porque no quiero volver a ver morir mi espíritu ahogado, ningún otro sufrimiento no se compara con ello.

Cualquier cosa que sea está bien, soy un errante maldito pero lo prefiero a ser un héroe vacío, incluso si no lo entiendes no cambiare, tal vez seré un demonio que camina a tu lado, pero nunca sabrás quien soy, nunca reconocerás lo que hay cerca de ti, pero la jaula en la que quedaste atrapado es perfecta y cómoda para que no desees abrir los ojos. Soy un guerrero de este tiempo, solitario, alguien que se alimentara de presas tanto débiles como más fuerte, no bajare la cabeza ante nadie.

En este sueño no tengo rumbo pero camino con calma, mis elecciones son por capricho, pero mi ambición quema el mundo real. Una vez desafié al tiempo, morí y gane, obtuve un poder que podría llamarse magia. Una vez que mi corazón late puedo ver lo que nadie necesita ver y eso es lo único que necesito para sentir.

Una ruta desconocida al placer brilla dentro de la mente salvaje de uno de mis clientes del bar, probablemente termine por intentarlo, porque la verdad es que no podrá controlarlo una vez que su cuerpo se encienda.

Percibo como las llamas danzan en sus ojos, entonces sonrió fríamente. Otro sueño es otra historia que no controlo. Dentro de la habitación, se refleja en el espejo una luna, que bellamente entra por la ventana abierta, la sangre se extiende por la cama adornando la dulce expresión de terror de la joven doncella, mientras la paz se extiende por el calor floral de la primavera, en esta noche las sombras hacen su trabajo y lo encubren. Le sirvo otra copa y el líquido enciende sus pálidos labios, sus manos tiemblan y recorren un viejo libro buscando refugio, pero ya es demasiado tarde, el amor lo embriaga cual obsesión y por lo tanto se convierte en su perdición.

Escuchar, sonreír y engañar, mientras sirvo los tragos que cada persona necesita recibo toques de sus vidas, pero algunas veces tengo la oportunidad de encontrarme con lo que está cuidadosamente oculto y por qué está protegido parece divertido quebrar ese muro. Emborracho la mente y empiezo el juego.

Un joven brillante sentado en la esquina del mostrador, tomando un claro de luna, mostrando sus profundos ojos azules y su sonrisa brillante a su acompañante, su pelo largo, rubio y desprolijo cae sobre su camisa abierta, donde la mano de la seductora mujer no deja de posarse. Pero al crear luz sobre ellos, al ser el centro de atención, nadie tiene tiempo para notar el desagrado, proveniente del oscuro personaje sentado al otro lado de la habitación en un punto ciego, haciendo notar cuan opuestos son.

Aquí estamos, personajes secundarios en esta escena, en este tiempo, pero sería una historia aburrida sin movimientos más rápidos asique jugare un poco con las piezas.

Cerca de la pareja despiadada se encuentra un corazón virgen, lleva un perfume refrescante y dócil pero por ello muy provocativo para alguien de alguien que está intentando ocultar su inocente mente, lo que incita la ambición de un sujeto en algún lugar de la habitación, piense en deleitarse de ver su rostro surcado de lágrimas. Si ella resultara persuadida, debido a que tal sufrimiento puede resultar adictivo, llegara un momento en que lo necesite y su tierno comienzo terminara en un ser putrefacto y corrompido.

Las reglas siempre pueden cambiar, solo evito tocar a otras personas porque me asquea al punto de desear la muerte, algunas veces o la mayoría no la mía, por lo que para sortear tal molestia normalmente utilizo guantes. Trabajo solo pero en ocasiones conocidos vienen a ayudarme.

Si pudiera destruir al mundo, lo haría.

¿Ahora que veo? Un monstruo que se esconde detrás de sus palabras, eso es lo que vi en ti.

10 de Octubre de 2018 a las 09:07 0 Reporte Insertar 0
Continuará… Nuevo capítulo Cada 10 días.

Conoce al autor

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~