MIS FLORES Seguir historia

louisernandes Louiser Nandes

Mis flores, es un libro que esta integrado por tres historias en forma de poemario que se desarrolla en la juventud del autor. La portada cuenta con pinturas en acuarela y originales del mismo. Publicado por Devilish Editorial.


Poesía Sólo para mayores de 18.

#poemas #odio #desamor #poesia #alcohol #sexo #drogas
0
5643 VISITAS
Completado
tiempo de lectura
AA Compartir

MIS FLORES


LOUISER NANDES



ÍNDICE

ÍNDICE

AZUCENA

LLAMO Y NO CONTESTAS

EL ÚLTIMO QUE TE ESCRIBO

CREÍ QUE ERA EL ÚLTIMO QUE TE ESCRIBÍA

TUS CEJAS

NOCTURNO

SI TAN SOLO ESTOY VIVO ES PARA AMARTE

ARELI

TEMPORAL

PUDE SALIR CORRIENDO

TE NECESITO

BREVES POEMAS A MATIAS HO QUE TRATAN SOBRE LA PERFECCIÓN

INCERTIDUMBRE

...

COKE

GRACIAS SABINES POR ESTA HOJA EN BLANCO

DAHLIA

D

NUNCA ME OLVIDES

CIGARRO DEL INSOMNIO

AMOR

TE QUISE, MAS YA NO TE QUIERO

YO SOLO DIGO

EL AMOR

DIME CUÁNTO

ALONE

SI NO DUELE NO SIRVE

TE QUIERO COMER

NO ESTÁS

DESVANECÍ CON EL TIEMPO

ETERNOS TEMPORALES

YA NO BUSCO A NADIE, TE ENCONTRÉ

QUIERO MORIR DE AMOR

DIME CUÁNTAS

LA BELLEZA MATA EL ORGULLO DEL HOMBRE

APRENDE A OLVIDAR

FRÍA

FUE NUESTRO AMOR QUE DESVANECÍA CON EL TIEMPO

FRIDA

EL ODIO ES MÁS FUERTE QUE EL AMOR PERO SIN EL AMOR NO EXISTIESE EL ODIO

SOÑÉ QUE ME ODIABAS

YO TAMBIÉN QUERÍA ESCAPAR

NI TAN INFINITO NI TAN OBSOLETO PERO SÍ BASTANTE ETERNO, LO SUFICIENTE PARA QUERERNOS

LA TRISTEZA

Y TODO SE RESUMIÓ A MI CENA

ANTES NO ERAS NADA

AÚN ME DUELES LOS DOMINGOS

CRUDA

Y ASÍ SUCESIVAMENTE UNA Y OTRA

DE MÍ TE ACUERDAS








La flor es la estructura reproductiva característica de las plantas

llamadas espermatofitas. La función de una flor es producir semillas

a través de la reproducción sexual. Para las flores, las semillas son

la próxima generación, y sirven como el principal medio a través

del cual la especie se perpetua y se propaga en sempiterna forma.








AZUCENA




AZUCENA

Siempre fui un desconocido de las flores, fiel amante de las azucenas.

Por su aroma cuan perfume, por su delicada entalladura.

Y a pesar de no haber visto una, las contemplo.

Como se esperan las puestas de sol, como se aprecian los claros de luna.

¿Cómo te puedes enamorar de lo que no conoces

en la intriga de encontrarle el gusto a lo desconocido?




LLAMO Y NO CONTESTAS

Llamo y no contestas, sufro y no sucumbes (pasan las personas distrayendo artistas).

Dueles como leña a lumbre, como tú me consumías.

Llamo y no contestas a mi hipócrita agonía. Te quise y te quiero.

Dueles como duele el viento, como las personas distrayendo artistas.

¿Qué, será mucha tu dicha o en verdad más grande mi insistencia?,

de saber cómo te encuentras, que tan mal te ha ido ¿Me seguirás queriendo?

Pasan las personas distrayendo heridos, con dolor tu ausencia que en cigarros respiro.




EL ÚLTIMO QUE TE ESCRIBO

¿En serio te caigo tan mal?

Nunca me habías dicho pendejo.

Las ofensas duelen más que los golpes.

Hubiera preferido que me arrollara un tren.

Vaya que sí me importa lo que piensas de mí.

Y yo aquí, como pendejo.

Hablando a solas contigo.

Y digo a solas;

porque no estás conmigo.

Llamo y no contestas, sufro y no sucumbes.

Ese también es tuyo, y el de “Cobarde”,

y el de “Azucena” y éste último que hoy te escribo.

Recuérdame como el hombre que te plasmaba en letras.

Eras mi modelo, una de tantas por ser sincero.

Pero con la que más me inspiro.




CREÍ QUE ERA EL ÚLTIMO QUE TE ESCRIBÍA

Creí que era el último que te escribía, pero no me convenzo.

Y pensar que todo lo que no se dio en aquel momento

terminó por fulminarse en un instante.

Lo éramos todo o al menos así me hacías creerlo.

Hasta que culminara el día y te transformaras en ti de nuevo,

en el ti que tanto odio y quiero, aunque me duela.

¿Por qué la fuerte? ¿Por qué no la sumisa de la noche?

La que me miró a los ojos buscándome un beso.

Yo si lo sentía, y ya no sé si tú lo estabas fingiendo.

La culpa es mía por darle la importancia pero en realidad

si creo que lo merece, aunque padezca de tristeza

al tratarte como se te debe.

Me dueles mujer, me dueles. Tu frialdad me ahoga.

Tu indiferencia me hace trizas, por pedazos pisoteas mi estima

y tus respuestas que casi sacan agua de mis ojos, me hacen odiar.

El “no me importa”, el “no interesa”, son insoportables, pero los tolero.

Sé que en realidad lo dices por no querer darle importancia a lo que si te importa.

Y sientes tanto, que con eso crees que ya lo borras.

Pero esa noche te sentí sincera con tus brazos y tus piernas, con tus ojos, tu nariz

y con tus cejas que no me canso de mirarte. Y las mordidas en los labios

que me dejan tu recuerdo por los siglos de los siglos, amor.




TUS CEJAS

Tus cejas que definen el contorno de tus ojos fijos que quieren comerme a besos,

tus labios que se abrieron para mí, tus ojos que se cierran al comernos.

Pude tenerte en mi pecho y no sentí más que desprecio;

por lo pendejo que pude ser, que soy, que fui.

No te aproveches de mí; si ya no vas a recordarlo al día siguiente.

No robes los besos de mis labios; si después vas a escupirlos en mi cara.

No me toques si me repudias.

No transcribas mi tatuaje con tus dedos letra a letra porque nos encanta.

No me mires. No me abraces.

No te acerques, no me tomes de la mano, no te acurruques.

No tengas ganas de mí, no me nombres, no me dejes besar tu vientre.

No me dejes, No me dejes.

No me tomes de la cara con tus manos para que te bese;

porque los poetas solo sabemos amar.




NOCTURNO

Hoy te quiero dedicar toda la tinta y tiempo en escribirte.

Solo tú y yo, el “tú” y el “yo”, pero secretos.

En donde ya sabes “donde”, en donde ya sabes cuándo.

Esas ganas de cagar inmensas, el traspaso de los piojos

al contacto de mi cabeza en la almohada.

El perro que se siente rey de la cama.

Caliente como en verano y frígida como tú. Tanto,

que me recuerda a ti; y a tus lindos pechos

que no me canso de tocarte.

Pechos que alguna vez fueran nuestro “secretito”,

disfrazando las palabras como para callarle la boca

al patán que creen todos que soy; y que nunca he sido.

Esos pechos de los que me aferre la primera vez que dormía contigo,

la primera vez que dormía con alguien.

Semanas me hiciste falta para dormir tranquilo en mi cama

que está vacía de tu lado cariño mío,

y que no reemplazo con nada ese lugar donde estuviste.

Uno puede dormir con alguien, pero después ya no ser el mismo.

(Y me voy a tomar refresco para dejar de darle importancia a lo que ya no importa)

Hace un mes que no se de ti y yo aquí regalándote mi desvelo, y tu dormida; y yo, despierto.




SI TAN SOLO ESTOY VIVO ES PARA AMARTE

El sentir tu cuerpo, tu esbelta figura en mí

y tal vez el último mes que tengo contacto contigo.

El tenerte eterna y no sentir la necesidad de mi cuerpo al no tenerte.

El hacerme sentir el completo espacio, el universo.

El abrazarte y sentirme único en el puto mundo en el que me haces existir.

Sé que te encantó nocturno y nocturno te escribo esta nota que dice así:

¿Quieres ser parte de la vida de un poeta? y si no lo quieres; luchare por ti.

Luchare por cielo, luchare por tierra, por los siglos de los siglos amor.




ARELI

Tengo ganas de verte.

Y es por eso que busco las tantas formas de hacerlo,

y las tan innumerables excusas para lograrlo.

No me dejes morir.

Mis ojos te vieron y mis brazos no pudieron

soportar la tanta falta que le hacen los tuyos.

Pude correr a abrazarte, pero morí en el intento.

Y cuando digo morir;

me refiero a morir, morir.

Pero de ti.




TEMPORAL

Te regalé chocolates,

te regalé rosas.

Te regalé mil y un cosas;

y dime cuántas cosas puedes regresarme.

Los chocolates se fueron, las rosas se marchitasen,

y dime cuántas cosas puedes regresarme.

Así soy yo, en el momento.

Para después haberme ido.

Temporal como mis presentes,

para que no me tengas nada más ahí de ornato.

Para comenzar dulce,

para terminar amargo,

para terminar contigo.




PUDE SALIR CORRIENDO

Debo dejar de soñarte, debes salir de mi mente.

De madrugada llegas a atormentarme el sueño;

tan solo para sacarme las lágrimas, para amargarme el día.

Puedo ser frio y afrontarlo,

pero dormido me vuelvo víctima de los fantasmas,

de ti, y del diablo; a los que tanto temo.

Pero primordialmente a ti, que ni siquiera en sueños me dejas verte.

Y al despertar tan solo tengo que amarrarme a la cama;

por no salir corriendo a tu casa para abrazarte y tenerte,

y todo lo que hace falta.

Así como tú y tu ausencia, que no me dejan dormir.




TE NECESITO

Mis huesos se pudren de ti, te necesitan.

Eres la razón por la que escribía, por la cual no escribo.

Mi corazón busca en sueños pero nunca te encuentra;

solo busca pero no sabe encontrar.

Quisiera plasmarte en un libro pero no estás, te has ido, y es demasiada la falta.

Ya cómo te toco, ya cómo te olvido si te clavaste aquí dentro.

Mis manos tiemblan y mis ojos hablan de ti como nunca han hablado;

te piden a gritos para poder ver tus ojos, tu inigualable sonrisa,

tu iluminado silencio.

Entre las sombras; te buscan.

En la obscuridad de mi cuarto mientras me consumo en letras; te buscan.

Y desdibujan tu rostro para desvanecer tu ausencia y la tanta falta que aun me haces.

Me siento nublado, como tirado al olvido.

Como un recuerdo que no se quiere tener más.

Como las manchas de tinta en mis cartas,

cuando mis ojos llovieron.




DAHLIA




BREVES POEMAS A MATIAS HO QUE TRATAN SOBRE LA PERFECCIÓN

I

Matias. No somos más que el presente.
Si el pasado está escrito y el futuro es
incierto; no somos más que el presente.
Si tú ya fuiste, y si yo no he sido, y si voy a serlo;
disfrutare mi presente.


II


No es el hecho de tenerla, ni el de disfrutarla;
era el hecho del dolor que ella te causa.
Y nunca he podido evitar engrandecerme con la
desgracia ajena. Y en este caso la tuya.

Entonces qué hago ahora que ya solo soy;

yo y mi perfección. Y ya no; tú, con tu dolor.

El que te causaba la primavera y que posteriormente
se convertiría en la cruz que he de cargar para mi sacrificio.

III

Muchas veces me pregunté hasta dónde y cuánto,
y si te seguirá queriendo. Si tan solo yo soy
el reemplazo de algo que ya había dejado huella
que nunca hormará mi zapato.
Que si los ojos que me ven, no te ven más que a ti,
puesto que he visto el brillo que aparece con tan solo
mencionar tu nombre. Pero ella es incertidumbre;
pasado, presente, perfección, deseo, vida, muerte,
sexo, drogas, vicios, temporales, pero nunca amor.

Y me duele en el alma saberlo y sufrirlo.

P.D.

Contigo estoy bien y con ella. Pero nunca conmigo mismo.
Duele más saber el futuro que me aguarda;

que la incertidumbre que me hubiera esperado.
Cómo se puede amar lo que no quiere ser amado.




INCERTIDUMBRE

No me importa despertar a las dos de la tarde, despertar contigo; despertar solo o despertar crudo. Desayunar humo; ya sea de mota o de cigarro. Vagar por las calles sin rumbo alguno. Sin saber si después volveré a despertarme otra vez contigo.



...

¿Cómo amar a una perra? Alguien me dijo que no se puede.

Y si, si es posible; desgastando el amor tuyo por el desprecio de ella.

Por su indiferencia, por unas horas de placer que llegue a confundir con pasión.

Y es que solo fuimos la pieza de un momento que ya es pasado y ni siquiera existe físicamente, pero el recuerdo se encarga de atormentarme cada vez que reciento su ausencia

y la tanta falta que me hacen sus besos.




COKE

Cuando se está lleno de pasión por dentro, loco, loco. Muy loco de amor,

de un amor ya pasajero que poco a poco se va convirtiendo en odio,

rabia y osadía; No se sabe lo que va a pasar.

Como cuando te das cuenta de que tu pluma está rota por que la utilizaste para inhalar cocaína.

(Lo bueno que tengo un repuesto que alguna vez en mis cinco sentidos guarde sabiendo que pasaría)

Y es ahí cuando te necesito y me pongo a pensarte y a escribirte.

Cuando mis pulmones se llenan de nicotina, ya austero y ausente de ti.

Solo en mi habitación pensando en que tanto pudiera hacerte si en este

momento estuvieras aquí conmigo, pero no lo estas.

Y me pongo a contar los tatuajes y las tantas marcas que tiene mi cuerpo,

acariciando mi barba como recordando cuando tus manos me exploraron

muy por encima del pantalón.




GRACIAS SABINES POR ESTA HOJA EN BLANCO

Es adrenalina al corazón besarnos, el probar la droga a través de tus labios que son mi droga, transitar tu piel; poro a poro y parte a parte de la extensión de tu cuerpo que también es mi vicio; con las gargantas cerradas por la cocaína.

Podría morir por un beso tuyo, por beber tus labios, por tener tu esencia, por estar contigo.

Eres perfecta de principio a fin. Comenzando por la frente y terminando en tus tobillos, solamente con mis labios, solamente con los míos.

Tus cejas perfectas que me dicen tanto, tus ojos que me miran, que quieren comerme a besos, tu perfil infinito, tus labios que provocan versos.

Quiero morderte para quedarme con algo de ti para cuando no pueda verte, porque me encantas preciosa y no puedo, ni quiero, ni debo olvidarte.




DAHLIA

Me encanta tu nombre de principio a fin

y por el acomodo de las letras,

porque me resulta bastante tierno.

Cómo no puedes amar algo,

si lo aprendiste de memoria,

si me lo mostraron tus labios,

si lo demostraron tus besos,

de principio a fin.




D

A veces te pienso cuando te extraño, cuando estoy solo, cuando te olvido.

Y a veces también te olvido cuando estoy solo, cuando te extraño, cuando te pienso.

Para evitar el dolor que me causa no estar contigo.

Y miro mi muñeca como si tu inicial fuera a hablarme, qué tonto ¿no?

Qué tontos somos los enamorados.




NUNCA ME OLVIDES

Cuando vayas en camino y por la ventana del auto puedas ver como los árboles van pasando uno tras otro quedándose atrás sin importancia alguna, piensa que fui como un árbol que ya ha pasado. Y así de esa misma forma me dejas atrás.

“Pasado y olvido” son cosas que con “tiempo y distancia” se van creando.

Nos prometimos amor y tengo miedo de no cumplirlo; y no por mí, y no por ti.

Si no por: las circunstancias, el tiempo, el pasado y principalmente el olvido; que es consecuencia de lo anterior.




CIGARRO DEL INSOMNIO

Cigarro del insomnio que entre las dos me levantas para extrañarla;

para mirar las estrellas y no mirarla. Para mirar la misma luna, para recordarla.

Para recordarme lo frágil que soy sin ella; escribiendo palabras como para jamás borrarla.

Y ese es el único fin que tienes, el de causarme el cáncer del amor.




AMOR

Te quiero porque te extraño, porque todo el día te tengo en mente.

Porque me masturbo pensando en ti, ya que imaginarnos cogiendo me resulta grotesco (no se mezcla el amor con sexo).

Porque mis manos te tocan cuando los besos se quedan cortos para formar un mejor complemento.

Porque solo tu logras que se me pare con un beso.

Porque me gustas tanto; por las reacciones que tu presencia causa en mi cuerpo.

Porque al besarte me muero, suspiro y siento que se me va y vuelve el alma al cuerpo.

Porque sé que a un tronar de dedos por ti lloro, por ti ruego, por ti robo, por ti muero.

Porque a tus acciones dependen mis emociones porque te quiero.

Porque lo que nunca se dice, se puede explicar con pura puta literatura.




TE QUISE, MAS YA NO TE QUIERO

Mis ojos llueven a falta de ti y a causa.

No muere lo que ya has matado y yo ya no respiro sin ti.

No duermo, no como, no nada y tú todo de mí.

De mis ojos, de mi alma, de mi cuerpo y de su falta.

Y yo sólo sé que me quiero morir.


Y tú me dices que tengo que hacer lo que me haga feliz.

¿Y si mi felicidad es la muerte y vivir es tan sólo seguir sufriendo?

Si yo lo que quiero es pertenecerte en mente alma y cuerpo, y tú sólo quieres verme feliz; ámame y mátame a besos que ya no quiero vivir sin ti.

Tómame y lleva mi cuerpo a donde tú quieras vivir, pero déjame muerto.

Que así ya no lloro mis penas y tú no me ves sufriendo.




YO SOLO DIGO

Tú dices que enamorarse es vivir.
Yo digo que enamorirse es la muerte.
Tú hablas del principio y yo tan solo del final,
porque nada es para siempre.

Porque es comenzar algo que ya sabemos que va a terminar.
Más bien te refieres a las reacciones que tiene tu cuerpo,

y no tanto a estar enamorada. Drógate que se siente igual.

¿Y acaso es vivir?




EL AMOR

El amor no se hace, ya está hecho en nosotros mismos y es inexplicable.

Ya que si se explica se acaba la magia.
El amor es lo que nosotros sentimos, sólo que necesitamos de otra persona que nos enseñe a amar, de un espejo, de un cuerpo, de un bello reflejo, de un bulto.

Porque lastimosamente el ser humano no tiene la capacidad de amarse a sí mismo hasta que le han roto el corazón. Y termina confundiendo su propio amor, con orgullo tonto.




DIME CUÁNTO

Las cosas obtienen su precio por el valor que les damos, dime qué tanto vale un cerillo cuando se está necesitando para encender un cigarro, o qué tanto vales tú cuando te estoy buscando, dime qué tanto vale tocar mi mano, mi pecho, mis labios, si no estoy.




ALONE

Hace doscientos días que no me sabe una línea

y sin ti me he perdido como lágrimas en la lluvia.

Las fiestas, el alcohol y las drogas; no son lo mismo sin ti.

Robar, delinquir y vivir; ya no es lo mismo sin vos.

Los baños públicos, mota, el amor y la coca; eran cosas de dos.

Y no de un junkie solitario.




FRIDA




SI NO DUELE NO SIRVE

Tengo miedo de convertirte en literatura, que yo soy amante de las letras y a ti te gusta que te escriban. Me resumo a hablarte y a solo escribirte, a no ver tus fotos para no enamorarme.

A ignorar todas y cada una de tus palabras de amor. A no pensar en ti, pero aún así seguir charlando con el respectivo temor de poder llegar a sentir algo. Y entonces qué caso tiene si no voy a sufrir. Sería como si nunca nada hubiera existido, como si nada hubiera pasado.




TE QUIERO COMER

Te quiero tanto como para comernos, para consumirnos en un beso,
para bebernos y no bebernos. Para tomarnos.

Para acabarnos rendidos, cansados y de los labios adoloridos

por no poder dejar de besarnos.




NO ESTÁS

Quiero besarte y no puedo; hasta el cansancio, hasta cuando tus labios ya no respondan.

Tus labios de los que me quedé enamorado. Podría besarte mil noches, días, tardes, lunas, soles, mares. Podría hacerlo todo sin tener que separarme de tu boca que no muerdo ni beso en este instante, y que tanto necesito ahora.




DESVANECÍ CON EL TIEMPO

Cuántas veces no fuimos trueno que desvanece en el viento.

Cuántas veces ensimismados no nos hundíamos nosotros mismos.

Cuántas veces desvanecimos como los mismos dedos cuando se hundían en tu vientre, como mis dedos mismos, como tu mismo vientre que no me canso de besar con los mismos labios. Con mi piel a tu piel, con tu piel a mi boca, con mis labios a tus labios y después a tus labios para besarte en la boca. En el vientre, en tu cuello infinito; rincón de cielo, pasión de gloria. (Droga al padre, al hijo, y al espíritu santo porque es ahora y siempre por los siglos de los siglos, amor) Lugar perdido.




ETERNOS TEMPORALES

De verdad creo quererte, lo juro, lo prometo. No lo dudo ni tantito cuando estoy contigo, y ni tampoco un tanto cuando no estamos y estamos faltos. No dudo que yo sea el hombre de tu vida y tú la mujer de la mía. Más bien eres mi vida misma y todo se ha resumido a ti; a tus besos y a tus manos, y a tu cuello que se me ha vuelto cercano. Al momento en que tu alma se hace infinita para desfallecer en suspiros que terminamos por convertir en sexo.




YA NO BUSCO A NADIE, TE ENCONTRÉ

Que caso tiene buscar amor cuando se encontró la gloria en una mujer.

¿Qué acaso nos hace más hombres coger?


He aprendido a quererte y a respetarte, me di cuenta del verdadero significado del amor; de lo que es de verdad querer. Pasando por alto los besos y las sensaciones que me provoca tu piel, tus pechos, tus ojos, tu boca, tus nalgas, tus manos y mis manos, y los orgasmos que ambas nos sacan. Dejando de lado lo indiscutible, las cosas que me encantan, los defectos que te embellecen y te hacen una. Tus partes, todas y cada una.

Lejos de ahí existe algo que no me permite separarme de ti, algo que me dice que nos pertenecemos, que ya nos hemos conocido tanto, que sería más el tiempo que pasaría en olvidarnos, que la eternidad que podemos disfrutar juntos, por eso y más sé que no debo dejarte.




QUIERO MORIR DE AMOR

Tengo miedo de que nos consumamos tanto y por todas partes que ya no quede espacio en tu cuerpo para ser besado.

Tengo miedo de que mis dedos embelesados de ti te conozcan.

Tengo miedo de serlo todo y de verte toda.

Tengo miedo de que en sencillas palabras y dejando a un lado el romanticismo, te me vuelvas tan conocida que ya no encuentre un sitio que no haya visitado en tu corazón o en la inmensidad de todo tu cuerpo; que ya aprendido de memoria no me invite a conocerlo.

Tengo miedo de que se nos acabe el amor y se nos convierta en sexo.

Tengo miedo de convertirme en poeta y principalmente tengo miedo de perderte porque eres perfectamente lo que buscaba. La búsqueda es lo interesante y no tanto el fin, es precisamente el motivo por el que tengo tanto miedo y es que ya te encontré. Ahora qué busco, si ya lo tengo todo contigo. Y qué hago para seguir encontrándole el gusto a lo que es conocido.




DIME CUÁNTAS

Cuántas veces nos hemos hundido en algún parque, en las escaleras, en nuestro nido. En el mío más bien, y en el que ahora es el tuyo.
Cuántas veces no te he querido y cuántas otras amado.
Cuántas veces he querido dejar el cigarro y cuántas veces no ha vuelto.
Yo no sé qué me da y yo no sé qué le doy pero siempre regresa, me hace sentir tan bien en los malos momentos; y me hace lucir tan mal y a la vez tan malo, que no lo dejo.

Cuántas veces he odiado el ruido al pasar de los carros, me causa vómito pensar que ellos compren amor con ramos y que lo único que yo te pueda ofrecer sean palabras.

Que a veces se van, que a veces se quedan, pero que nunca olvidamos.




LA BELLEZA MATA EL ORGULLO DEL HOMBRE

Las mujeres son como el ajedrez en cuanto a estrategia;

hay que saber jugar muy bien, estar un movimiento adelante,

saber que piezas mover, paso a paso y pieza a pieza.

El problema es cuando te enamoras del contrincante y te dejas perder,

pasando a ser considerada una masacre lo que solía ser jugar ajedrez.




APRENDE A OLVIDAR

Quiérela con su pasado y ámala con tu presente.

No te atormentes, no pienses, no juzgues.

Qué cuántos fueron, qué cuántas cruces,

no eres un santo y cada quien decide con que cargar.

No te envenenes el alma pensando, olvida, no duermes,

no comes, no luces, ya ni te piensas;

ella te ama y está contigo, ya su pasado quedó atrás.

Forma un presente largo para que en un futuro

seas el único recuerdo de su pasado.

Esa es la forma de hacerse inmortal.




FRÍA

Me dejas pensando horriblemente en lo que haces a ausencias de mí y en frente. Será que tu mano más te complace y a mí más divierte, una mujer en el sexo se enciende y después no recuerdas nada, un hombre en el sexo se pierde y después ya no puedo olvidarte.




FUE NUESTRO AMOR QUE DESVANECÍA CON EL TIEMPO

Mientras tú te bañas, yo me fumo un cigarro en la habitación imaginando tu cuerpo en la bañera, el agua cayendo por tu espalda; qué sublime momento, ostentoso reloj que pasa tan rápido el tiempo. ¿Qué pasa tan rápido? Tú, yo, nosotros, tu cuerpo.




FRIDA

No soy de uno, ni de dos, soy de toda la cajetilla del cáncer que tu amor y tu desamor me causó. Quiero quererte pero no te dejas y aún sabiendo que me necesitas. Como Frida Kahlo me muero y así como Diego te quiero; sin esperar nada a cambio. Sé que no soy fácil y sé que tú menos y que los dos peor, pero qué podemos hacer si no querernos y vivir presos de nuestro amor que nos une, que nos aleja y que nos vuelve a juntar. Porque sabemos que al final ninguno de los dos podemos olvidarnos.




EL ODIO ES MÁS FUERTE QUE EL AMOR PERO SIN EL AMOR NO EXISTIESE EL ODIO

Amo a los desconocidos, como no amarlos, si ni siquiera nada me causan, nada me importa de ellos, nada me desagrada, nada de nada. Odio a los conocidos porque ellos; todo de todo, todo derrumban, todo te causan.




SOÑÉ QUE ME ODIABAS

Esas palabras que salieron de la boca con la que me decías te quiero fueron como colgar del abismo y sólo sosteniendo con las manos la cuerda de nuestro amor, la que soltaste dejándome caer por el risco.
Lentamente entre las rocas mis brazos se desprendían, luego mi carne, mi cara, contra las afiladas y puntiagudas piedras, con sangre, desgarrado, y hasta el fondo, herido, en la obscuridad de la noche junto a la marea que moja la mitad de mi cuerpo, solo, entre las algas; mi boca se abrió, te dije te quiero, y pude morir en paz.




YO TAMBIÉN QUERÍA ESCAPAR

No te vayas, no me dejes sólo en este mundo en el que no me gusta vivir, no me dejes solo dormir sabiendo que soy el único que está sufriendo. Soy un envidioso por no dejar que tú seas feliz mientras yo me pudro en mi vida de miseria hasta el día de mi muerte. ¿Qué hago? me siento impotente y tú sólo quieres huir y no es conmigo. Eso es lo que más me duele, que digas que yo me tardaré en sacarte de donde no quieres estar, siento que me dices que soy un pendejo que no puede y esto sólo es un poema del día en que sentí; que me decías que yo no podía hacer nada para ayudarte. Te amo mi vida, al menos eso eres para mí, lo que me hace no morir a cada día.




NI TAN INFINITO NI TAN OBSOLETO PERO SÍ BASTANTE ETERNO, LO SUFICIENTE PARA QUERERNOS

Hoy entendí el concepto de soledad, y no quiero estar solo. Últimamente mi compañía sentimental han sido los cigarros que me fumo.

Y comencé a hacer cosas para olvidarla. La amaba, debía olvidarla pero seguirla amando; tenía que mantener la mente ocupada en algo porque se me estaba convirtiendo en obsesión quererla. Le prestaba más de veinticuatro horas al día y descubrí que el amor en mi no existe y lo trasplantaron por una enfermedad mental que crea dependencia emocional y apego a las personas.




LA TRISTEZA

Hoy desayune humo con tragos de ron para conservar la calma, para desamarrar el nudo que se formó en mi garganta, bajándolo trago a trago hasta el estómago para después devolverlo con todo y bilis desde el lugar donde debería haber mariposas en vez de larvas. Un vaso y otro y un cigarro y más nada me calma, cosas que destruyen el cuerpo, pero le dan paz al alma.

A veces quiero dejar de fumar por ti, pero como dejo de hacer algo que tú misma me causas. Esas ganas de morir y fumar pensando que el cigarrillo me mata a corto y a largo plazo, como queriendo quitarme la vida cada vez que fumo cuando me pones triste. A veces quiero dejar de tomar por ti, pero por algo se llaman vicios, así como el amor, la tristeza y últimamente tú.




Y TODO SE RESUMIÓ A MI CENA

Me gusta la mermelada sin fruta porque me estorba para comerla, y el cuchillo me roza las venas como esperando que me descuide para cortarlas. La mermelada es como la sangre, la sangre con sangre se paga y los panes ya no me llenan las hienas que viven dentro de mí. Qué tanta hambre hace o sólo soy yo el que no me quiero dormir por miedo a tener pesadillas en las que me dejas.

¿Por qué nadie quiere el pan tostado quebrado? ¿Por qué todos buscan uno nuevo? !Yo no¡ Yo soy el que se come los cachitos. ¿Por qué juzgan?

Nadie es pan del nuevo, todos somos pan tostado en pedacitos.




ANTES NO ERAS NADA

Volvemos a ser los extraños que fuimos hasta antes de conocernos, no te atormentes, no lleves vivo un recuerdo que debe ser olvidado. Y porque así lo decidiste.

Yo podría vivir cien años a ti encadenado, eso es el amor; una cadena que nos mantiene unidos, una cadena de la cual tú tenías la llave, yéndote libre, dejándome a mi encadenado al viento.

Eso es el amor; par de grilletes corriendo, dos tontos jugando, una herida, una mancha de tinta, una gota de lluvia que de mis ojos caía, un grano de sal en el mar, pura puta melancolía.

Cuando me dejabas sentí como si arrancaras con uñas y dientes la cadena de nuestro amor, con insistencia en irte, como queriendo olvidarme.




AÚN ME DUELES LOS DOMINGOS

Aún me dueles los domingos que no hay nada que hacer, cuando te quedas sentado en la cama volteando hacia arriba diciendo; por qué en los domingos tan solos, en las calles sin gente, en los cuartos tan fríos, en la distancia entre tú y yo y sin hacernos nada, igual de solos y tristes en casa, pero ninguno en busca del otro. Pues debemos, queremos, sabemos y nos vamos a olvidar.




CRUDA

Era sufrida, la de él, que como a Kahlo yo le lloré, por terminar siendo su “sapo-rana”. Dios me dio el don de escribir con la sublime palabra para convertir en un capítulo de Shakespeare de alguna novela afamada; lo que se suponía era tomar coca-cola con ella.


Así es el amor; tu vida con soundtracks, un filtro, las drogas, un lindo poema que en realidad sólo era eso; REALIDAD.




Y ASÍ SUCESIVAMENTE UNA Y OTRA

Últimamente he cambiado mis estrofas por líneas y no precisamente de tinta,

la poesía le da paz al poeta, y la droga más que paz, ya es necesidad al alma.

Me drogo y te olvido, que me has dolido.

Me drogo y te olvido, que me has dejado.

Me drogo y te olvido; y a veces hasta me olvido de que me drogo.

Y aunque con líneas no se hace poesía,

me sirven de renglón para que por encima pueda escribirte

y ahora sí terminar de olvidarte.




DE MÍ TE ACUERDAS

Pude estar en la ducha toda la noche, de las cuales sólo dure tres horas de una. Pensaba en ti mientras caía el agua a borbotones en mi espalda, veía mis manos arrugadas por la misma agua y miraba en el espejo los mismos labios rojos que te besaban. ¿No se te antoja mi cuerpo? o más aún peor mi mente que tanto te escribe; esta nota que algún día encontrarás de nuevo en alguna hoja rota rodando en la calle, o si la suerte me toca, en un libro, con mi poesía, en un centro, en la librería, en un estante, después tus manos, después tus ojos, después y exactamente aquí. Será lo que te recuerde las cosas que hacía por ti, los tantos poemas que te escribí, las tantas notas que llamabas "estupideces" y que ahora estás leyendo tú, tu esposo, tu madre, tus hijos y todo el mundo, para que se den cuenta de lo ruin que puede llegar a ser una mujer. Tan ruin, que creó un poeta.

9 de Abril de 2018 a las 22:17 0 Reporte Insertar 2
Fin

Conoce al autor

Louiser Nandes Nacido el 22 de junio de 1992 En Guadalajara, Jalisco. México.

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

Historias relacionadas