Liam Seguir historia

denisblue73 Desi Llin

Llevadas por un cambio drástico del destino, Mia y Rachel deberán abandonar Los Ángeles y trasladarse hasta Edmonton, en busca de una nueva oportunidad. Sin embargo, la joven sufrirá una terrible transformación que ni ella misma la hubiera imaginado, ni en sus peores pesadillas. Por otro lado, el alfa de la manada que actualmente gobierna aquellas tierras, deberá poner fin a una guerra entre clanes, y al mismo tiempo, saciar su sed de venganza por la muerte de su padre, imponiendo al enemigo y a sus secuaces, el castigo merecido. Que aquella humana se entrometiera de por medio solo iba a significar una cosa: «problemas» Obra registrada en Safecreative Código de registro: 1801175419234 Fecha de registro: 02-feb-2018 15:34 UTC


Paranormal No para niños menores de 13.

#Mia #Liam ##paranormal ##lobos
3
9102 VISITAS
Completado
tiempo de lectura
AA Compartir

Prólogo

«Me desvanezco para convertirme en algo mortífero y aterrador. Siento mi pulso desbocarse y me preparo para el cambio inminente que va a hacerse en mí.

Agazapado, procurando asegurar mis manos y mis rodillas sobre el suelo, aguanto el dolor que experimento en el mismo instante en que mis huesos empiezan a cambiar de tamaño y posición. El crujido de los mismos me sirve como aviso de que realmente sí está sucediendo. Que no se trata de una quimera.

Mi legado…, una herencia transmitida por mi padre, la cual tendré que llevar sobre mis espaldas, durante el resto de mi vida»




Con el amanecer, millones de gotitas ambarinas se esparcieron entre valles y montañas. Una fresca brisa acariciaba las altas coníferas que formaban un ejercito de guardianes mudos e inmóviles. La atmósfera olía a humedad y naturaleza.

A medida que los rayos solares alcanzaron cada hectárea de bosque, una actividad frenética se fue haciendo latente.

El magnifico animal de espeso pelaje negro elevó su hocico en busca del rastro que perseguía con desesperación. La brisa que lo rodeaba no traía consigo ninguno de aquellos aromas que le urgía encontrar. Así que se sintió frustrado. Cansado de no ser tan eficaz como deseaba serlo. Lanzó un gruñido al aire que hizo eco cerca de él. No patrullaba solo. A escasos metros, sus lacayos le guardaban las espaldas. Dio la orden de continuar con la búsqueda mediante un aullido y como en estampida, aquellos que se habían mantenido entre las sombras se materializaron, saliendo a todo correr en cuanto su líder lo hizo a la vez. Como si la manada entera estuviese sincronizada.

Acabaron al borde del precipicio de un valle que pertenecía al final de las tierras de caza, aunque solo fuera una porción del territorio que lideraba el majestuoso alfa. Volvió a poner a prueba sus sentidos, sobre todo su olfato que podría ayudarle a encontrar al enemigo, el cual parecía que se hubiera evaporado. No había rastro ninguno de ellos y la decepción chocó con saña, esta vez en cada uno de los miembros de la manada.

Llevó su mirada hacia la pequeña cabaña que asomaba en medio de la llanura, ahora desierta. Agradecía que no hubiera sido ocupada de nuevo. Nadie que fuera humano debía de habitar aquel pedazo de tierra. Lo último que allí sucedió, ya fue la gota que colmó el vaso.

1 de Junio de 2018 a las 06:44 0 Reporte Insertar 2
Leer el siguiente capítulo La decisión

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

¿Estás disfrutando la lectura?

¡Hey! Todavía hay 21 otros capítulos en esta historia.
Para seguir leyendo, por favor regístrate o inicia sesión. ¡Gratis!

Ingresa con Facebook Ingresa con Twitter

o usa la forma tradicional de iniciar sesión