Cuento corto
1
85 VISITAS
Completado
tiempo de lectura
AA Compartir

Deseo Libidinoso

Más de mil seiscientos días lamentándome el perderte

Sentando en el aquel puente de ladrillos esperanzando a por fin verte

Durante todos estos años no he hecho otra cosa más que esperarte

Las llagas sangrantes en mi mente ya me piden superarte

Pero que puedo hacer yo para borrarte de mis sueños, pues eres una mujer fuerte y única

Seguiré hablando a dios, molestándolo con esta suplica

¿Cuántos versos más tengo que escribir en tu honor?

Porque solo quiero ser de tu vida el gran autor

Aquel que te siga por la senda del dolor

Tomándote de la mano siempre con un gran e inmenso amor

Sé que tengo que aprender a ser paciente

Solo mira niña, todo lo que tengo por ofrecerte

Acostados bajo la sombra de aquel manzano

Desnudos los dos, haciéndote el amor como un maldito artesano

Los sueños siguen atosigándome duramente mientras velo

Susurrándole al cielo que me cubra con consuelo

Ya lo he intentado, ¿Cuántas veces te he rogado?

Pero siento muy en mi interior que eres el fruto anhelado

Del jardín del Edén brotó tu deslumbrante desnudez

Muevo las fichas con la esperanza de encontrarte como en un juego de ajedrez

Una única motivación me mantiene en el sendero

Que nuestro amor sea bello, sempiterno y verdadero

Guardaré en mi conciencia el recuerdo de tu risa

Los ojos y tu cuerpo, mientras duermo en la cornisa

La tentación por clavarme un cuchillo en la garganta es enorme

Los susurros de diablo me hacen titubear, pues nunca estoy conforme

Los sueños donde me visitas y con tu mano me sostienes

Son pequeñas caricias que tú lo sabes, con tu aliento me contienes

Salva del frio y oscuro vacío a este pobre y nefasto escritor

Pues la condena de esta maldición no me deja, te lo pido por favor

El fuego se siente como un mar de sanguijuelas en mi interior

Corrompiendo mi espíritu, cada vez de mal en peor

Las notas que deja la muerte mientras camina por el pasillo de la locura

Dejan mi cuerpo en una soledad absoluta y muy oscura

Te lo ruego una vez más, solo quiero beber de tus labios

Y con un intenso calor, derretir tu pintalabios

Penetrar tu intimidad con mi espada al rojo vivo

Mientras que al final, con mi lengua un poema entre tus piernas con saliva te lo escribo

Escuchar el gemir de tu garganta, oh niña mía, yo sé que eso te encanta

No habrá mentiras, ni lagrimas ni falsedades

Lo único que te ofrezco yo, es crear aquellos lares

Con los que sueñas desde niña, la más grande de tus prioridades

Con esto cierro otro verso hacia tu persona

Escribir para ti, te confieso, es lo único que me apasiona

21 de Enero de 2022 a las 20:59 0 Reporte Insertar Seguir historia
0
Fin

Conoce al autor

Miguel Ruiz Soy un chico de 23 años con la meta de escribir una historia que impresione a cualquiera que la lea. No soy escritor ni filosofo profesional, solo escribo por pasión y hobby. Si te gusta lo que escribo házmelo saber.

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~