kelisidianlongxue Kelisidian Longxue

Luego de mucho tiempo El Emperador Demonio Yun Lao por fin podrá morir y renacer. Su ultimo deseo es que su nueva vida no sea tan aburrida.


Acción No para niños menores de 13.
0
42 VISITAS
En progreso - Nuevo capítulo Cada 30 días
tiempo de lectura
AA Compartir

Un Camino Luego de Tanto Tiempo [1]

En este plano de existencia hubo dos personas que subieron hasta la cima. Dos rivales que lucharon miles de veces por el primer lugar y por problemas de “bien y mal”.

Uno de ellos fue el Supremo Emperador Divino, Qiu Xiaolong, y el otro es El Gran Emperador Demonio, Yun Lao. El primero ascendió a una vida mejor con toda su familia, mientras que el segundo se quedó dominando todo el plano de existencia sin ningún tipo de regla o alguien que lo pudiera detener.

El segundo: Yun Lao, él es el rey demonio más fuerte y hermoso que la existencia pudo ver. Claro, eso de hermoso se podría decir que fue hace mucho tiempo, en la actualidad solo quedaba un hombre pálido con dedos como garras, y aun asi tiene varios cultos que adoran su belleza. El es una persona que, por giros de la vida, busco la fuerza por el camino del demonio. En su lista de muertos los inocentes superaban los 10 mil millones y las atrocidades que cometió año tras año, milenio tras milenio, M.A (millones de años) tras M.A, superaban con creces sus asesinatos.

En una vasta e ilimitada extensión de niebla y nieve, interminables fragmentos de hielo se arremolinaron en el viento y chocaron en una violenta vorágine. Las temperaturas bajo cero del lugar enfrían los huesos a una temperatura helada, tan gélido como si se pudiera convertir incluso el alma de uno en nada más que hielo. Este era el lugar donde Yun Lao reside, el Reino de la Escarcha, dentro de la miríada de superficies mundiales es la más alejada de todas; un lugar desolado y que de un año al otro no habrá más que nieve y frio intenso.

— Desde hace tiempo que me parece aburrido incluso respirar. — Yun Lao hecho un vistazo hacia el firmamento y luego dejo salir un suspiro.

— Mi querido Maestro ¿No esperabas que esto sucediera verdad? — La voz de una mujer se escuchó en el lugar.

Dentro de estos sombríos campos de hielo, el viento se levantó y docenas de fragmentos de hielo silbaron en el aire, girando y condenándose en un vasto remolino. Dentro de esta corriente, un velo mercurial resplandeciente floreció y, en el segundo siguiente, emergió una mujer con un vestido azul zafiro. El aura de la mujer era como la de una diosa. Su cabello negro azabache fluía como un rio de la más pura tinta, y cada centímetro de su cuerpo exudaba un aura de santidad. En este paramo desolado del plano de existencia ella era como un loto de hielo puro y hermoso que florecía por completo. Lo más imperfecto de sus facciones era una mancha en forma de una fina corriente de agua que cubría su frente y lado derecho de su semblante.

Yun Lao se dio cuenta de la mujer desde hace mucho tiempo, giró sus ojos y no le dio importancia alguna. Esta mujer es o, mejor dicho, era su discípula privilegiada, una niña que cuido luego de destruir a su familia. Ella tiene un talento latente muy fuerte, además de un físico especial que le ayudaba a mejorar aún más rápido que otros en el camino de un Cultivador.

— ¡Como siempre siendo tan arrogante! ¡YUN LAO! ¡¿Crees que podrás escapar de esta?! — Un hombre aterrizo al lado de la “discípula” y gritó esas palabras mientras señalaba al hombre sentado y recostado en una piedra. Esta persona era uno de los líderes de las sectas, academias y clanes ortodoxos.

Detrás de la mujer y este nuevo personaje no había un hombre, ni dos, ni tres, había miles... cientos de miles o tal vez millones de personas que exudaban auras asesinas. Cada una de esas personas era lider de su generación, héroes a los ojos de un ser normal, podrían fácilmente destruir una montaña con tan solo una ínfima parte de su poder.

— Oh... has crecido tanto Zhao Feng. Tu madre fue de mis mejores, bueno, ya sabes. No te matare por el mísero cariño que le tenía, pero solo si te arrodillas y paralizas tu cultivo. — El Emperador se cruzó de piernas mientras se estiraba hacia atrás sin darle mucha importancia a una de las personas más importante de la actualidad.

Como la persona más fuerte durante tanto tiempo era obvio que esos pequeños alevines no le importarían mucho.

— ¡TU! ¡Te destruiré! — El llamado Zhao Feng no pudo soportar que un ser tan asqueroso (para él) nombrara a su madre y cargó hacia él con una gran furia.

Mientras Zhao Feng cargaba, una neblina casi transparente lo cubrió, lo llamado “aura”. Esa aura poco a poco, pero de manera rápida y constante se empezó a convertir en una forma de Dragon.

— ¡“Puño del Dios Dragon del Este”! — Zhao Feng dio un fuerte gritó mientras mandaba su golpe a Yun Lao, acompañando a su grito se escuchó el rugido de un dragón que hizo temblar a los más débiles.

El puño impacto en el lugar de Yun Lao. Un gran cráter se creó y las nubes en los cielos fueron despejadas, el golpe fue tan poderoso que su onda expansiva hizo que los árboles de varios kilómetros en la redonda salieran volando. Zhao Feng es el director de la Academia de la Espada Rota, una super potencia en el Mundo Divino del Vacío.

Las personas empezaron a gritar de emoción y pensaban que este “Emperador” no era tan poderoso como se lo describía en las leyendas, además de ser estúpido por no defenderse frente al golpe del director Feng. La verdad es que son demasiado jóvenes y en su vida no sintieron el temor que todo un plano de existencia tenía por culpa de ese “emperador idiota”.

— Supongo que espere mucho... decepcionante. — La voz masculina un poco ronca de Yun Lao se escuchó en las alturas, él estaba parado sobre ese nubarrón de polvo que se creó por el golpe de Zhao Feng. A pesar de haber señales de que él había recibido el golpe, no había ningún cambio a excepción de polvo en sus prendas.

— Bien, han pasado exactamente un millón de años desde la última vez que tuve un ejército tan grande contra mi... ¡Espero que me diviertan! — Yun Lao gritó de la emoción mientras una neblina roja y oscura como la sangre lo cubría...

Y asi... comenzó la 5ta Guerra Santa.

Un ejército contra una persona. Participantes del ejercito: Maestros, sacerdotes, ancianos, grandes ancianos, patriarcas, genios, héroes, directores, subdirectores; todas las potencias de superficies mundiales de grado medio, alto y divino e incluso dimensiones separadas; razas como la de los Dragones, Celestiales, Fénix, Qilin, Cuervo Dorado, Bestias Demoniacas, Bestias Espirituales, Demonios y Diablos... todos no dudaron ni una hora.

Fueron totalmente aniquilados, despellejados, quemados...era una vista tan horrible como increíble.

Yun Lao descendió, su pie toco el suelo y toda su aura asesina desapareció, cruzo sus manos detrás de su espalda y caminó tan tranquilo pisando charcos de sangre, carne, huesos, piel, etc. Su camino era claro, su discípula.

— Como era de esperarse de mi discípula, eres tan fuerte como para resistir hasta el último segundo, estoy orgulloso. — Yun Lao se acercó a su discípula que estaba en guardia con su espada apuntándole, no le dio importancia a eso y se acercó a ella para finalmente colocar su mano en la cabeza de la mujer.

Las piernas de la mujer temblaron y la hicieron caer, sus lágrimas y gritos de pánico no pararon y un fuerte terror se apodero de ella. Se aferró a la pierna de su maestro mientras trataba de darle “sus servicios” para por lo menos ser una esclava.

— Veo que la semilla de la reencarnación que tus padres plantaron en ti ya maduro. — Yun Lao agarro del cabello a la mujer y la levanto hasta su altura y luego continuo.

— Si... estuve toda mi vida esperando por esto. — Murmuro para sí mismo.

El Emperador desvistió a su discípula y la hizo suya en un lugar tan frío como este. Claro. No lo hacía por gusto, era porque quería extraer la “Semilla de la Reencarnación” de ella.

No importa cuán bella fuese la mujer, lo había traicionado al igual que sus 4 hermanas anteriores y merecía morir, pero dentro de ella había un tesoro calificado como en Numero 1 dentro del Ranking de Artefactos Divinos.

23 de Junio de 2021 a las 19:22 0 Reporte Insertar Seguir historia
0
Leer el siguiente capítulo Un Camino Luego de Tanto Tiempo [2]

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

¿Estás disfrutando la lectura?

¡Hey! Todavía hay 2 otros capítulos en esta historia.
Para seguir leyendo, por favor regístrate o inicia sesión. ¡Gratis!

Ingresa con Facebook Ingresa con Twitter

o usa la forma tradicional de iniciar sesión