jsrufino J.S.Rufino

El Canto se ha pronunciado. Han sido invocados. No importa cuánto se resistan, su naturaleza los alcanzará. Un heredero caducado. Un pueblo despiadado. Una chica sin recuerdos. Una revolución hirviendo a fuego lento. Un traidor a su propia piel. Un gobierno corrupto. Se necesitan, los necesitan. Los Hijos Grises nacieron del polvo, pero al polvo no volverán.


Post-apocalíptico No para niños menores de 13.

#acción #moon #juvenil #rebeldes #fantasia #distopia #romance #revolucion #poderes #aventura #ficcion #drama
5
343 VISITAS
En progreso - Nuevo capítulo Cada 10 días
tiempo de lectura
AA Compartir

Canto


*Escuchar Radioactive (Imagine Dragons)*



El tintineo de las cadenas que se aferran a sus huesos, sus tobillos y sus caderas hace eco en el vasto bosque helado, su sangre tiñe el hielo del suelo en colores que se suman al barro y las cenizas. Cientos de ellos, llevados al olvido.

Cenizas que caen en nevada desde aquella máquina atroz; accionada por todos los que les temen, quienes buscan controlarlos, aprisionarlos y extinguirlos. Aquella máquina que quema sus cadáveres, salpicando humo gris y amargo; humo que se pega en la piel de los prisioneros y les recuerda su inminente e indigno final, su propósito de estar allí.

Todos ellos caminan descalzos, con pies astillados y magullados, negros por el barro y la congelación; todos ellos rodeados por hombres armados, soldados que no miran dos veces a ningún niño, mujer u hombre que cae al suelo, sin aliento y sin vida restante para luchar.

Pero estos prisioneros no morirán sin que su último aliento valga la pena. Aquel campo helado será su perdición, y su última oportunidad.

Entre los cuerpos delgados, sucios y maltratados una pequeña cabellera roja se alza; está en discordia con el paisaje gris, moribundo. Con cada paso que da, su cabello se torna más luminoso, más intenso, comienza a sangrar; los ojos de la niña en rojo se elevan al cielo, inspirados, implorantes.

Con aquella criatura, El Canto da inicio; sus labios se separan para derramar sus palabras en cada esquina existente, cada partícula de aire respirable, cada ser vivo pendiente. Los ahoga con su sonido, sus plegarias; su tono atraviesa la piel de cada persona, soldado o prisionero.

Todos ellos lo padecen; son víctimas de aquel silbido puntiagudo.

"Los Astros cayeron por nosotros

caímos con ellos,

siempre altivos y colosales

no distinguen de otros

lo que fuimos.

Hijos Grises que

del polvo

resurgimos,

pero al polvo

no caeremos."

La criatura se desploma en el helado suelo, su cabello ha perdido todo color.

El Canto se ha pronunciado, la única Hija de los Astros capaz de pronunciarlo ha muerto. Y con ella se ha llevado la paz.

20 de Abril de 2021 a las 02:53 0 Reporte Insertar Seguir historia
4
Leer el siguiente capítulo Primera Parte

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

¿Estás disfrutando la lectura?

¡Hey! Todavía hay 5 otros capítulos en esta historia.
Para seguir leyendo, por favor regístrate o inicia sesión. ¡Gratis!

Ingresa con Facebook Ingresa con Twitter

o usa la forma tradicional de iniciar sesión