sofikath sofia sanchez

La gran noticia del año vuela con rapidez y muchos son los que están muertos de miedo, Sirius Black ha escapado de Azkaban. Esto hace que muchos piensen dos veces en enviar a sus hijos a Hogwarts, como en el caso de la tía de Adhara Avery, una estudiante de segundo año, quien no comprende porque su tía se niega rotundamente porque Sirius Black la podría encontrar, pero... ¿Qué tiene que ver ella con el prisionero de Azkaban? ¿Por qué Draco Malfoy comienza a tener interés en Adhara? P. D: La historia esta escrita originalmente en wattpad y yo soy su autora


Fanfiction Películas Todo público.

#harrypotter #hermione #hogwarts #dracomalfoy #weasley #fredweasley #weasley+
3
315 VISITAS
En progreso - Nuevo capítulo Todos los miércoles
tiempo de lectura
AA Compartir

Capítulo 1: ¿Por qué?

Este verano transcurrió muy rápido, después de mi primer año en Hogwarts el cual fue muy tenebroso, complicado y difícil, espero que este sea un año tranquilo, mi casa es Gryffindor y ahora faltan unos días para regresar a clases y ver a Luna, Lena, Ginny y Ethereal, mi prima.

A veces siento que mi vida es un poco complicada porque estoy dividida entre Estados Unidos, que es donde vivo, e Inglaterra, que es donde nací, hay veranos que paso aquí y otros con Ethereal y su familia.

—¡Adhara, el desayuno está listo! — Me llama mi Tía Hayley desde la cocina en el piso de abajo.

—¡Ya bajo en cinco minutos! — Le respondo mientras termino de cepillar mi cabello.

Me acerco a mi escritorio para leer la carta de Ethereal, ella está en un año mas que yo y es de Slytherin, se supone que pasaría vacaciones con ella pero fue a pasar vacaciones con sus amigos... Y sinceramente no tenía ganas de pasar vacaciones entre serpientes, y seguramente a ellos tampoco les hubiera gustado mi presencia. Abro la carta de Ethereal la cual viene junto a una foto, sus vacaciones las pasó con Blaise Zabini, Theodore Nott y Draco Malfoy, ninguno de ellos me agrada, sobre todo este último, detesto como discrimina y humilla a los demás... El año pasado estaba tan feliz de lo que ocurría en el castillo... Ya no quiero pensar en eso...

Salgo de mi habitación y bajo corriendo las escaleras, estoy feliz porque volveré a ver a Fred Weasley, somos amigos pero espero poder acercarme mas a él este año... Entro a la cocina y saludo a todos.

— ¡Buenos días!— Saludo feliz sentándome en la mesa.

— Buenos días— Me responden mi tío Basil y mi primo Trevor que ya están desayunando.

Mi tía no me responde, a veces parece quererme y otras odiarme, pero ya me acostumbre a sus cambios de humor, vivo con ella desde que mi mamá murió en un accidente por culpa de mi padre, o bueno, eso es lo que me dice mi tía, yo solo tenia 2 meses de haber nacido cuando ella murió.

Mi tía se casó con Basil Beckett, el trabaja para el Mágico Congreso de USA (MACUSA), y de esa unión nació mi molesto primo, Trevor, quien es menor a mí por 2 años, eso significa que el próximo año va a asistir al colegio, por suerte no va a Hogwarts si no al Colegio Ilvermorny de Magia y Hechicería.

Yo iba estudiar ahí pero por suerte llegó mi carta, mi tía pensó que era imposible que haya llegado por lo que estoy en otro continente, así que mi tía, después de mucha insistencia de Basil, Etherion, mi otro tío y padre de Ethereal, Dumbledore y mía, tuvo que resignarse a dejarme ir a Hogwarts ya que había sido aceptada desde que nací.

— ¿Ya llegó tu lista de libros y útiles?— Pregunta mi tía mientras sirve el desayuno.

— No, aún no ha llegado la lechuza — Respondo — Gracias— Tomo un poco de jugo de naranja.

Mientras desayunamos, llega la lechuza con la correspondencia y la deja al pie de la ventana.

Me levanto enseguida esperando que venga mi lista de útiles.

—¿Qué mandaron? — Pregunta Basil.

Reviso lo que trajo la lechuza y le doy un poco de comida.

— El listado de mis útiles— Sonrío— Unos documentos del Ministerio de Magia y un ejemplar del diario El Profeta.

Me dirijo hacia Basil y le entrego los documentos y el diario, agarra el diario y se lo pone a leer dejando a un lado los documentos, aunque pensándolo bien ¿Por qué Basil le llegó documentos del Ministerio de Magia?

Me acerco a mi tía a entregarle la lista y me vuelvo a sentar a desayunar.

— ¡No puede ser! — Grita Basil.

Todos saltamos del susto y lo miramos.

— ¿Qué ocurre, Basil? — Cuestiona mi tía.

— Sirius Black ha escapado de Azkaban...— Murmura él en estado de shock.

— ¿Qué? — Grita mas fuerte mi tía, pero a diferencia de Basil, este grito casi nos deja sordos — Eso es imposible ¡Nadie puede escapar de Azkaban!

Se acerca a Basil y le quita el diario.

— Si, pero él logro hacerlo— Contestó Basil y se dispuso a leer rápidamente los documentos.

Se pusieron histéricos, mientras Trevor y yo nos miramos sin entender qué está pasando , y mi tía me mira y se acerca.

— ¡Tú! — Me dice amenazante mientras me señala.

— ¿Yo? — Pregunto.

— ¡Sí, tú!— Continua ella.

— ¡Sí, yo! — Exclamo ya burlándome de ella con una sonrisa.

— ¡Sí, tú! Te prohíbo este año ir a Hogwarts— Dice muy determinante.

Mi sonrisa burlona se va tan pronto analizo sus palabras.

— ¿Qué? Pero... ¿Por qué? — Grito desesperada.

— No vas a ir y punto — Sentencia mi tía y se aleja dándome la espalda — ¡No mientras ese tipo siga libre!

— ¿Por qué? — Insisto mientras voy tras ella— ¿Qué tiene que ver él conmigo?

— ¡Nada!— Me grita — Simplemente no vas y está decidido — Termina de hablar y deja el comedor dejándome confundida sin decirme nada.

— Tío...— Lo miro a Basil para que me diera una explicación o me ayude.

— Papá ¿Qué ocurre? ¿Porqué Adhara no puede ir a Hogwarts?— Interroga Trevor.

— No se preocupen chicos, voy a hablar con Hayle — Nos dice y se levanta a buscar a mi tía — Tranquila Adhara, vas a ir a Hogwarts, sí o sí.

Me siento mas tranquila ya que Basil puede convencer a mi tía que vaya, pero aún así tengo algo de temor, extrañaría mucho a mis amigas y a Fred.

— Vamos a escuchar— Insinúa Trevor.

— Esta bien, pero no te tropieces como la última vez, eso nos costó dos semanas sin poder jugar Quidditch— Le advierto.

Salimos del comedor, nos dirigimos al despacho de Basil y nos apoyamos a la puerta a escuchar.

— Hayle, sabes perfectamente que él no le hará daño a Adhara— Se escucha a Basil.

— ¿Cómo sabes? Si pudo traicionar a sus mejores amigos...— Hace una pausa — No me puedo imaginar que le haría a...

— Hayley, va estar segura, Fudge me mandó estos documentos para asegurarme que el colegio será resguardado por los Dementores de Azkaban, además, una gran seguridad para resguardar la integridad de Adhara y la vida de Harry Potter.

— ¿Dementores? — Cuestiona en voz baja Trevor y le hago seña para que guarde silencio.

¿Qué tiene que ver Harry Potter con todo esto?

— No hay que preocuparse— Continua Basil — Adhara va a Hogwarts.

— Pero es que...

— Hayley, dime si realmente estás preocupada por Adhara o es otra cosa — Esperamos respuesta y ella no dice nada— Entonces no hay problema, mañana mismo viajamos a Londres para comprarles los útiles a Adhara, dejarla en la plataforma 9 3/4 y se acabó el tema.

Escuchamos a Basil caminar hacia la puerta, así que Trevor y yo salimos corriendo hacia el comedor. Por suerte llegamos sin que se dieran cuenta y al rato llega, Basil se sienta y sigue leyendo.

Lo miro esperando una respuesta, a pesar de que ya sabía que había logrado convencer a mi tía.

— Adhara ve a preparar tu baúl, mañana viajamos a Londres — Me anuncia Basil con una sonrisa.

— ¡Gracias!— Exclamo dando saltitos y me voy corriendo a mi habitación.

Mientras empaco y dejo mi cuarto arreglado se hace de noche, mi tía me compró mucha ropa en estas vacaciones y me gustó mucho la de invierno, también aproveché en comparar algo a mis amigas y a mi prima en el viaje que hicimos a Brasil.

— ¿Sabes qué son los Dementores, Adhara ? — Pregunta Trevor entrando a mi cuarto haciéndome asustar pensando que era Jake.

— No sé, Trevor — Le respondo rogando que Jake no entre — Y tampoco le vas a preguntar a mis tíos.

— ¿Por qué no? ¡Quiero saber qué son!— Se queja Trevor.

Suspiro cansada.

— Si les preguntas, se van a dar cuenta que escuchamos la conversación — Volteo a verlo— Yo me voy Hogwarts, eso quiere decir que te van a castigar a ti solamente.

— Tienes razón pero... Realmente quiero saber— Insiste él.

— Espera a entrar a Ilvermorny— Le digo cerrando finalmente mi baúl — Ve a la biblioteca del tío Basil y busca información sobre ellos— Le sugiero— Busca en criaturas mágicas, cargos del ministerio o seres tenebrosos...

— ¿Seres tenebrosos?— Me cuestiona extrañado.

-— Pienso que deben ser algo así, ya que van estar vigilando Hogwarts— Levanto mis hombros.

— Tienes razón, descansa — Sale corriendo de la habitación finalmente.

Espero que encuentre algo ya que también tengo curiosidad de que son , pero hay otra cosa que me tiene mas pensativa y preocupada desde la mañana ¿Qué tiene que ver conmigo Harry Potter y ese tal Sirius Black?

— ¿En qué piensas?— Me pregunta Jake haciéndome asustar.

— Nada en especial— Le respondo sin verlo para que no se de cuenta que mi hizo asustar.

Jake es delgado, alto con la piel pálida , ojos verdes y la mandíbula cuadrada, a primera vista se ve que es un chico muy apuesto de 26 años, aunque este se vea un poco demacrado, pero solo es la apariencia, cuando sonríe muestra su verdadera naturaleza, es un vampiro, es fácil saberlo por sus dientes afilados. Cuando lo conocí pensé que era un muggle, pero después que me salvó la vida me di cuenta que era un vampiro, cabe destacar que mis tíos no aceptan que sea amiga de él, en la comunidad mágica son rechazados y considerados como criaturas, pero inclusive las criaturas mágicas como los centauros y la gente del agua los rechazan por estar en esa misma categoría.

— Ya te vas...— Murmura él.

— Sí, mañana compramos todo lo que necesito y directo a Hogwarts— Le contesto ya mirándolo a la cara.

— No entiendo porque no entraste a una escuela mas cerca...— Dice con algo de tristeza.

— Ya te dije porqué— Lo miro mientras él acaricia a Zafiro, mi coneja.

— Lo sé... — Suspira resignado — Desde que estudias en Hogwarts me siento solo... Y cuando te vas donde tu prima Ethereal, también.

— Lo sé y lo siento, tal vez la próxima vez le digo a Ethereal que venga.

Jake no dice nada y solo mira a mi coneja mientras la acaricia.

— Aunque sea dejame a Zafiro para recordarte mientras no estás— Me pide con una sonrisa.

— ¿Estás loco? No, es mía — Me río — Y se va conmigo.

— No es justo, quisiera ser ella para poder ir contigo— Hace un puchero y yo solo me río.

No se porque hay tanta discriminación hacia los vampiros, es igual con los hombre lobos pero bueno son cosas que no puedo cambiar, por ahora.

Se escuchan unos pasos viniendo hacía mi habitación.

— ¡Adhara! — Toca la puerta mi tía — Espero que ya tengas todo guardado, recuerda que debes dormir temprano, mañana debemos viajar.

— Sí tía, ahora me estoy poniendo la pijama— Le miento.

Escucho sus pasos alejarse.

— Es hora de que te vayas— Le digo a Jake dándole suaves empujones hacia la ventana.

— Nos vemos, Adhara— Me da un beso en la frente — Escríbeme cartas y espero que tengas un buen año.

Se retira.

Aunque espero que realmente sea un buen año, algo dentro de mí me indica que será complicado y eso me da intriga... Todavía quiero saber porque Harry Potter y yo estamos vinculados al prisionero de Azkaban.

3 de Febrero de 2021 a las 19:54 1 Reporte Insertar Seguir historia
2
Leer el siguiente capítulo Capítulo 2: De regreso a Hogwarts

Comenta algo

Publica!
DC Diana Carolina
Interesante comienzo.
February 08, 2021, 15:59
~

¿Estás disfrutando la lectura?

¡Hey! Todavía hay 8 otros capítulos en esta historia.
Para seguir leyendo, por favor regístrate o inicia sesión. ¡Gratis!

Ingresa con Facebook Ingresa con Twitter

o usa la forma tradicional de iniciar sesión