niny-bear1603420670 Jeon jeikei

Cuando el chico cae primero. ºHistoria 100% mia, no se permiten copias, ni adaptaciones, porfavor se original.º


Fanfiction Todo público.
0
406 VISITAS
En progreso - Nuevo capítulo Todos los viernes
tiempo de lectura
AA Compartir

1.

Dirijo mi mirada hacia Jimin y dejo que el aire escape lentamente por mi nariz, observando cada movimiento que el hace. El es ajeno a mi mirada, sigue riendo como un patetico junto a sus amigos pateticos, haciendome sentir patetica. Si, he dicho "Patetico" Tres veces, ¿y que? perdonenme la vida pateticos.
¿Que puedo decir de Jimin que no haya dicho anteriormente? Como cualquier historia cliche, Jimin es el capitan del equipo de Futbol, el dios indiscutible del baile de primavera y el playboy de la secundaria. Un galan en toda su expresion, mujeriego como el solo y bebedor compulsivo que pierde el control en el mismo instante que en que sus labios tocan una gota de alcohol.

Pero ustedes se preguntaran, ¿Que es lo tiene de especial Park Jimin? NADA. Ese es el problema. Es el tipico chico Problema pero en el que todos los maestros apuestan sus cartas.Hijo unico de una familia adinerada, siempre a tenido todo lo que quiere con un simple chasquido de dedos. Todas las chicas de la secundaria estan locas por el, suspirando por sus pateticos hoyuelos adorables que aprecen cada vez que sonrie. Si, lo admito yo tambien soy parte del crub de fans pero, no me mal interpreten ¿Quien podria resitirse a semejante bombom? Lo se.., he dicho anteriormente que es un playboy, un patan y un monton de mierda del cual el reiria al escuchar pero, no puedo resistirme a el. Y es que nadie puede.

El pequeño — y gran problema que enloquese a las chicas del Jersey High es que el nunca pero nunca a salido con una chica de aqui. En cada fiesta que hay, Jimin aparece con una tipa diferente ; una chica universiaria con pechos mas grandes que su futuro. Los rumores dicen que le gustan mayores.Yo digo que aveces las chicas de nuestra edad suelen comportarse como puritanas.

Antes de que pasemos a todo lo que nos convoca en este momento, me gustaria aclarar algo : no estoy enamorada de Park Jimin. Es mas, nunca lo he estado y nunca lo estare. Es solo este deseo estupido que no me deja vivir en paz. Yo no estoy buscando amor con el, solo necesito un acoston a ver si es que asi se me pasa esta fiebre.

En otras palabras:.solo quiero SEXO.

Oh, vamos....¿ Es que solo los chicos pueden usarnos? ¿Una mujer no puede sacarle el probecho a al situacion? Estamos en el sigo XXI, los chicos son como un producto. Tal vez, mas de una me odie por estar admitiendo sin remordimientos pero, ya basta de corazones rotos femeninos. Es hora de que ellos prueben un poco de su propia medicina.

— ¡Chloe!

El grito esta tan potente que salto sobre la silla y el refresco de manzana que habia estado bebiendo se cae y se esparce por toda la mesa hasta caer sobre mis piernas. Miro hacia el lado, desconsentrada, encontrandome con Mark, mi hermano.

— Mira lo que provocas con tus gritos, atorrante. — escupo, colocandome de pie.

— No te quejes, te estuve llamando durante cinco minutoss — se escusa, dejando la botella vacia sobre mi bandeja — ¿Es que no te das cuenta que la hora de almuerzo termino?

Dejo de limpiar mi pantalon y miro alrededor.El comedor esta casi vacio, solo un par de estudiantes compran bocadillos antes de entrar a clase una vez mas. Fijo la mirada en un grandulon a mi lado y sonrio porque lo veo vistiendo su uniforme del equipo.¿He dicho que mi querido hermano es mi az bajo la manga? El no es el mejor amigo de Jimin pero han compartido un par de copas y estan juntos en el equipo.

— ¿Crees que si me hubiera dado cuenta seguiria aqui? — Agarro mi bandeja y boto todo al basurero mas cercano siendo seguida por mark — Gracias por arruinar mi pantalon favorito,imbesil.

— Te he hecho un favor, Chloe.Luces Horrible.

— Horrible van a quedar tus bolas con la patada que le voy a meter.

El me empuja por la cebeza y arranca antes de que yo pueda patearlo.Refunfuñando, me encamino hasta mi ultima clase, siendo empujada de vez en cuando por los demas estudiantes.Ingreso al salon y dejo caer mi trasero en mi asiento habitual, sintiendo la mirada de mi mejor amiga sobre mi.

— ¿Te measte? — Es lo primero que pregunta alyysa cuando ve el hermoso detalle entre mis piernas.

— Sonrio con ironia — Si, Aveces me gusta mearme en los pantalones, ¿Sabes? Siento que le da un mejor toque.

Alyy sonrie y rueda los ojos a la misma vez. Nos conocemos desde el Kinder pero llevamos el tiempo suficiente siendo amigas como para saber cuando estamos bromeando y cuando no.

Saco mi cuaderno de Tailandes y lo dejo sobre el pupitre junto a una pluma. El maestro tarda unos minutos en llegar pero, apenas ingresa al salon todo queda en completo silencio. Como siempre ocurre,el ultimo en ingresar es Park Jimin, tan triunfante como un general despues de la guerra; Barbilla en alto,Hombros Anchos y derechos, manos grandes y piernas fuertes por las interminables horas de entrenamiento. Su Presencia roba suspiros y murmullos y cuando pasa por mi lado para ir hasta su asiento, el olor de su locion me envuelve, convirtiendome la boca en agua.¿Ya ven a lo que me refiero?¿Ahora entienden por que el noventa por ciento de la poblacion femenina estudiantil lo quiere entre sus piernas? Seh, yo no soy la excepcion.

— Muy bien, ahora que el señor Park ha hecho su entrada triunfal, comezaremos con la clase. — se mofa el maestro y a un par de metros de mi escucho la risa de Jimin. — Solo un lapiz sobre la mesa, es hora de un examen sorpresa.

Suelto un quejido junto a todos mis compañeros. Alyy deja caer su cabeza sobre la mesa, provocando un pequeño estruendo mientras se lamenta no haber estudiado en casa.Guardo mi cuaderno una vez mas en mi mochila y espero que la hoja llegue hasta mi con las manos entrelazadas sobre la medera.Poco a poco el salon queda en silencio, la hoja blanca con pequeñas letras en negrita llega a mis manos y le doy un vistazo, sintiendome mareada de inmediato. Me manejo bastante bien con los idiomas pero, este no es el momento para un examen sorpresa. No cuando se ha metido entre ceja y ceja acostarme con un compañero de salon que esta a cuatro pupitres mas atras.

— Tienen una hora — Anuncia el Maestro, sentandose en su acolchonada silla — A quien descubra intentando copiar lo calificare con la nota minima, ¿Quedo Claro?.

Todos guardamos silencio pero esa respuesta es suficiente para el.Los lapices escribiendo en la hoja del examen se escuchan como un enjambre de abejas trabajadoras.Todos escriben rapidamente porque saben que una vez que acaben, podran salir del salon. Yo tomo mi lapiz y garabateo mi nombre en el inicio de la hoja. Me inclino un poco y le susurro a alyy :

— ¿Que opinas si te dijo que me quiero acostar con Park Jimin?

Por el rabillo de ojo veo que me esta mirando intensamente, su ceño fruncido me indica que esta pensando que me he vuelto completamente loca.

— ¿Que? — Susurra tan bajo que apenas puedo oirla.

— Ya escuchaste.

— Por supuesto que te escuche. Lo que queria preguntar es si te volviste completamente loca o los mocos del resfriado te llegaron al cerebro.

La miro de Reojo.

— No estoy loca. Solo quiero quitar este maldito deseo que tengo por el con un simple acoston.

Alyysa suelta una risita que logra captar la atencion del maestro. Yo le pego un codazo y ella baja la mirada ta rapido a su examen que me dan ganas de reir pero me muerdo la lengua.

— Imaginate tener a semejante hombre entre tus piernas... — Susurro luego de unos segundos.

Mi amiga apoya la cabeza en el pupitre y me mira.

— Eres una perra.

— Lo se.

— ¡Silencio alla atras! — Escupe el señor Rojas haciendo que todos miren en nuestra direccion — Las sorprendo hablando una vez mas y seran calificadas con la nota minima,¿oyeron?

Amabas afirmamos en respuesta y nos dedicamos a responder el estupido examen con el dolor de nuestra alma. De vez en cuando, Alyy me lanza unas miradas que se encuentran con sus ojos y mi iris puedo ver el sinfin de preguntas que rondan en su cabeza.Preguntas que no tiene nada que ver con el examen de tailandes que estamos respondiendo.

ºHoras Mas Tarde

— ¿Como es eso de que te quieres acostar con Jimin?

Lanzo mi cuerpo sobre la cama de Alyysa y suelto un suspiro agotada mentalmente por la horas de clase HOY. Despues de terminar el examen alyy me arrastro fuera del salon y me obligo a caminar lo mas lejos posible de la escuela solo para que yo le hablara sobre lo que le comente en el test.Como una diva, me hice del rogar y le dije que no le contaria nada hasta que estubieramos en su casa porque alguien nos podria oir y aqui nos tienen.

— ¿Te volviste loca? — Cierro mis ojos y siento como se lanza a mi lado. Al abrir los ojos, me encuentro con su cara sobre la mia y yo la aparto con un matonatazo. — ¿Por que se te ocurrio esa increible idea de la noche a la mañana? Hasta ayer solo tenias una especie de....extraño enamoramiento por el.

— Por eso mismo. — Indico, sentandome — Esta estupida atraccion que siento por el no se ira hasta que me acueste con el.Necesito acabar con este capricho de una vez por todas.

— Si, es un hecho : TE VOLIVISTE COMPLETAMENTE LOCA.

— No es eso, mujer. — Suelto un quejido porque ella no esta entendiendo. — ¿Cuando fue la ultima vez que te dije que encontraba atractivo a Park Jimin?

Ella piensa un poco.

— Cuando teniamos catorce años.

— Exacto ya han pasado tres años desde que estoy comprimiendo este caprichoso deseo y quiero hacerlo realidad de una vez por todas.

— Creo que te has pintado un mundo de rosa en tu cerebro, Chloe.¿Si sabes que el no sale con chicas de nuestra escuela, verdad? He oido lo suficiente de Jimin como para saber que es un imbesil que solo se acuesta con chicas universitarias. Tiene un extraño fetiche con las chicas mayores y oh, tu tienes la misma edad que el.

— Gracias por tu voto de confianza, amiga.

Alyysa suelta una carcajada yo cruzo los brazos haciendo un pucheo.

— No estoy intentando romper tus locos sueños de adolescente con hormonas alborotadas.Solo quiero que veas las cosas como realmente son. ¿Por que no te acuestas con otro que no ponga tantas reglas?

— Porque quiero acostarme con el, ¿Entiendes?

— Y despues dices que la loca soy yo. — Murmura, rodando los ojos.

Suelto un bufido y dejo caer mi cabeza nuevamente sobre la cama.¿Que tan dificil es de entender todo esto?

— Estas enojada por lo que acabo de decir,Chloe? — Alyy Zarandea mi brazo suavemente

— No estoy enojada. — La observo — Solo estoy un poco molesta.

— No te lo dije para que te enojaras,Chloe. Solo.... no quiero que salgas lastimada de todo esto.

Ruedo los ojos.

— ¿Es que acaso una chica no puede acostarse con un chico solo por diversion?¿Las mujeres no podemos usarlos a ellos asi como nos usan a nosotras?No estoy enamorada de Park Jimin y tampoco lo estare.Solo quiero acostarme con el y ya.Solo.Quiero.sexo. — Remarco la ultima frase, palabra por palabra, para que ella entienda mi punto.

Ella alza una ceja lentamente, una media sorisa curva sus labios.

— He escuchado que hace buen sexo.

Siento mi cara arder y tanto alyy como yo soltamos a carcajadas potentes que retumban las cuatro paredes de la habitacion. Oh, Jesus bendito....¿Esta mal fantasear con el bulto de Park Jimin entre mis piernas al lado de mi mejor amiga?¡Por supuesto que si!

— ¡Te lo acabas de imaginar, maldita morbosa!

Cubro mi rostro con mis dos manos, pateando sobre la cama. ¿Alguna vez han sentido que las hormonas se les revolucionan con el simple hecho de imaginarse una escena asi?

Luego de unos segundos, alyy aparta las manos de mi rostro y me doy cuenta que ella esta seria.¿Que diablos paso ahora?

— ¿Que tienes?

Ella se acomoda en la cama — Sabes estoy en cada locura que se te ocurre y mi deber como amiga es decirte si esta bien o mal pero de apoyo de igual manera pero...¿Has pensado como le haras para acostarte con el?

Su pregunta me lanza con fuerza contra la triste realidad.

— No lo se.Acabo de de aceptar que me quiero acostar con el HOY... no he pensado en eso todavia.

— Bueno, no quiero matar tus iluciones pero, no podras acostarte con el hasta que no seas una universitaria.

— O me haga pasar por una.

Alyysa estrecha los ojos.

— Continua...

— Aunque suene un poco retorsido se me acaba de ocurrir.....

Comienzo a contarle la idea loca que se acaba de ocurrir y para mi sorpresa, ella no se sorprende. Es mas, comienza a aportar mas ideas y puliendo los detalles que he pasado por alto.Como dos maniaticas, hablamos a la vez, escuchando lo que dice la otra, y riendonos porque estamos mas que seguras de que va a dar resultado.El punto debil de los hombres es el sexo, ¿Quien podria negarse si una chica se le esta ofreciendo?

24 de Octubre de 2020 a las 00:17 0 Reporte Insertar Seguir historia
1
Leer el siguiente capítulo 2.

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

¿Estás disfrutando la lectura?

¡Hey! Todavía hay 1 otros capítulos en esta historia.
Para seguir leyendo, por favor regístrate o inicia sesión. ¡Gratis!

Ingresa con Facebook Ingresa con Twitter

o usa la forma tradicional de iniciar sesión