Cuento corto
0
570 VISITAS
Completado
tiempo de lectura
AA Compartir

Mis camaradas

Lo que les voy a contar es una breve historia real. verán, yo soy militar y como carrera es difícil pero no imposible. El primer año en la Escuela Militar (siendo aspirante) no es fácil, pues ahí es que no pertenecemos a ningún arma y tenemos que capacitarnos en lo académico y en el campo, especialmente en este ultimo, se pasa mucho frío, depende de la época, en las maniobras de invierno pasábamos todo el día con la ropa mojada, la mejor hora era cuando teníamos que pasar a descanso y la peor cuando nos teníamos que levantar.

Un día en la escuela, mis camaradas salían de licencia y yo me había quedado "preso", (así es como le decimos cuando no tenemos licencia los fin de semana, por alguna "Macana" que hacíamos.) bueno no recuerdo bien que fue lo que hice, pero se que un oficial me sancionó y me dejó sin licencia. Cuando llegamos de educación física, enseguida pasamos a baño, era un viernes a las cinco y media de la tarde. Cuando finalizo baño fuimos cada uno a su individual a cambiarnos, mientras mis camaradas se cambiaban de licencia yo me cambiaba de pixelado, (El uniforme militar) minutos antes de que la licencia saliera, tenían orden de salir a las seis y media, como decía antes que salieran se me acerco un camarada el cual ahora de cadete primero lo considero un gran amigo, el me vio uniformado diferente a los de mas y me dijo - "vamo arriba, todo pasa, hoy estas acá y mañana estas con el fusil a la bandolera mirando el atardecer junto a tus tropas."- eso me quedó grabado y me ha hecho pensar que cuando las cosas se ponen feas hay que recordar el porque estoy donde estoy. Bueno solo eso les quería contra y recuerden portarse bien para salir los fines de semanas.

PD: tengo mas historias...


4 de Julio de 2020 a las 03:45 0 Reporte Insertar Seguir historia
0
Fin

Conoce al autor

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

Historias relacionadas