S
Sarah Bournissa


En el centro de la historia está Kira, una adolescente que pronto descubrirá que no es una persona normal, al igual que su mejor amiga Enma. Aunque Emma lo tiene prohibido, ella y Kira se hacen amigas de Rick y Eric que parecen saber más sobre las dos chicas que ellas mismas. Desafortunadamente, los cuatro se meten en un conflicto del que les va a resultar imposible salir y que cambiará sus vidas por completo.


Fantasía No para niños menores de 13. © copyright

#CdoM
1
794 VISITAS
En progreso - Nuevo capítulo Todos los domingos
tiempo de lectura
AA Compartir

Capítulo 1.1 -El grito

Yasal, 23 de noviembre 2020


—¡Ayuda! —exclamó Kira.


Corría por la calle de su casa que poco iluminada huyendo de un hombre encapuchado con una máscara blanca que iba detrás de ella. Le resultaba difícil correr rápido por culpa de los tacones que llevaba. Giró su cabeza y sus largos rizados pelos rubios le estorbaban en la cara. Sabía que ese no era su cuerpo y sabía, o al menos creía que todo eso solo era un sueño. El hombre se detuvo y sacó una pistola. Apuntó hacia ella y disparó.


Kira se despertó de golpe. Aún estaba oscuro y su despertador no había sonado. Entonces miró al reloj de su móvil que estaba al lado suya encima de su mesa de noche. Eran las 3:12 de la mañana. Aún le quedaban casi cuatro horas antes de tener que levantarse.


Intentó volver a dormir las pocas horas que le quedaban, pero le resultó difícil. Aunque solo había sido un sueño, seguía estando nerviosa. Cuando por fin se había dormido, le volvió a despertar un grito a las 4:38, que sonó exactamente igual que el grito que había dado ella en su sueño y, al igual que allí, escuchó un sonido de disparo. Esta vez, se acercó a la ventana y vio un hombre corriendo, con la cara cubierta por una capucha y una máscara blanca. Lo siguió con la vista hasta que desapareció detrás de un edificio. Llena de temor, bajó a la cocina a beber un vaso de agua. Allí se encontró a su madre que estaba fregando los platos. Era una costumbre suya, lavar platos cuando le cuesta dormir.


—Kira, ¿qué te pasa, cariño? —le preguntó preocupada su madre.


—No puedo dormir. He escuchado gritos y disparos en los que no puedo parar de pensar.


— ¿Un grito? — repitió ella fingiendo no haber escuchado nada—. Seguramente no ha sido nada. A lo mejor alguien se asustó de un gato que andaba por allí o algo así.


—Si claro. Si crees que no ha sido nada, ¿por qué estas lavando los platos? —repuso Kira—. Tu tampoco puedes dormir. Y además escuché un disparo. No me puedes decir que eso no ha sido nada.


—A lo mejor era un fuego artificial.


—No soy una niña pequeña, mamá. Eso no fue un fuego artificial. No tiene ningún sentido en mitad de la noche. Además, vi a un hombre encapuchado corriendo por la calle.


—Seguramente no ha pasado nada. Vamos, intenta dormir un poco. Mañana hay instituto.


Kira obedeció. No le serviría de nada quedarse despierta toda la noche discutiendo con su madre. Se fue a su habitación y se acostó. Cerró los ojos, pero no consiguió dormirse hasta haber pasado al menos una hora. Desafortunadamente, poco después sonó su despertador. Como cada mañana, se fue a duchar y luego, se vistió. Después bajó a la cocina a desayunar. Su padre estaba haciendo bocadillos para todos mientras su madre estaba terminando de poner la mesa. Kira se sentó en silencio y tomó un trago de leche ya puesta en la mesa, aunque hubiera preferido tomar café para tener más energía para el día, pero su padre se lo prohibía. Decía que era demasiada joven para café, y eso que ya tenía dieciséis años.


Como siempre, la televisión estaba encendida y estaban echando las noticias más recientes del día. Kira quedó paralizada al oír de lo que estaban hablando.


“Shelby Cooper, una mujer de veinticuatro años ha sido asesinada ayer por la noche en la calle Silente.”


Esa era su calle, la calle por la que también había corrido en su sueño y la mujer en la foto tenía largos rizos rubios, al igual que ella en su sueño.


24 de Mayo de 2020 a las 10:03 0 Reporte Insertar Seguir historia
0
Leer el siguiente capítulo Capítulo 1.2 - El grito

Comenta algo

Publica!
No hay comentarios aún. ¡Conviértete en el primero en decir algo!
~

¿Estás disfrutando la lectura?

¡Hey! Todavía hay 1 otros capítulos en esta historia.
Para seguir leyendo, por favor regístrate o inicia sesión. ¡Gratis!

Ingresa con Facebook Ingresa con Twitter

o usa la forma tradicional de iniciar sesión