Asesoría para publicar en línea

Regresar a 'Asesoría para publicar en línea'

Sigue la historia

Hola chicos y chicas, escritores y escritoras, lectores y lectoras, fantasmas y demás. Hoy les tengo una nueva actividad, seguramente ya la han visto o la conocen, quizás ya han participado y si no, esta es su oportunidad. ¿De qué trata? Es muy sencillo, Yo dejaré un texto iniciando una historia y ustedes deben seguirla en los comentarios. La historia debe ser coherente y con el mismo tipo de narrador. Es indispensable que leas los comentarios anteriores para saber en que parte va y escribas la siguiente parte. ¿Qué aprendes con esto? -Trabajo en equipo -Creatividad -Creación de personajes -Manejo de la trama -Narración -Entre muchas cosas más. No te limites, participa. Esta actividad va a durar de una a dos semanas, Al final de esta publicaremos las historias hechas en una obra en el perfil de embajadores de Inkspired. *Cada comunidad tendrá un inicio diferente. ¡Besos! Texto inicial: La mañana solo es un cúmulo de melancolía, los cristales yacen empañados por la lluvia y yo... yo solo puedo seguir tumbada en la cama mirando la fotografía nuestra sobre la mesa de noche. Hace dos semanas dijiste adiós y es hora que siento que nunca podré superar lo nuestro. Por qué si hubo un nuestro ¿verdad? Al menos eso quiero creer, que de alguna forma lo "nuestro" o lo "mio" significó algo para tí y si es así espero que valga la pena el maldito dolor que siento por tu ausencia. La alarma de mi móvil comienza a sonar, lo tomo de debajo de mi almohada y me estiro un poco... *** De aquí siganla ustedes ¡confío en su talento! ¡Suerte!

6 de Noviembre de 2018 a las 22:52 4
Unirte a esta comunidad

Comenta algo

Publica!
Yissell Manríquez Yissell Manríquez Ante el edificio, donde me encerraría hasta el anochecer. Aquel trabajo, era agobiante, mas tú lo hacías ameno y realmente interesante. Pero ahora... ¿qué puedo hacer? De alguna manera, debo seguir adelante. Aunque me cueste, aunque tenga que evitar a toda costa tu bello rostro, el inconfundible aroma que desprende tu cuerpo y el cual añoro tener, otra vez... Pero, debo ser fuerte. Debo enfocarme en mi trabajo. Debo pretender, que nada sucedió... y continuar. La vida sigue. Él no tuvo reparos en dejarme... Y no yo no puedo detenerme en la angustia y el dolor, que me causa su partida. Sé que él hará como si nada. Compartiendo con sus colegas, riendo con descaro mientras toma una taza de café. Haré lo mismo. Fingiré que nada pasó. Que, aunque sea mentira... puedo soportarlo.
16 de Noviembre de 2018 a las 16:26
RD Renzo Javier De la Cruz Dolor y más dolor, ¡¿Por que parece que mi mundo se desvanece cada ves que doy un maldito paso?!, seguí caminando y ese dolor se desvanecía poco a poco pero no se borraba. Trato de superarlo, trato de pensar en cosas buenas, pero es inútil, un gran hueco en mí corazón tú ya has hecho; pero ¿como taparlo?, sin darme cuenta la lluvia ya había cesado y el cielo ya se había aclarado, y yo ya estaba ahí...
7 de Noviembre de 2018 a las 18:47
Pablo Capote Pablo Capote Saqué un poco de fuerzas para vestirme e ir a trabajar. Después de todo, mi vida debía continuar, aunque aún no supiera si lo lograría. Una parte de mí agradeció a Jamie por aquel desayuno, pero incluso ese sandwich bien preparado me recordaba las mañana junto a ti, y lo hacía más desagradable de lo que jamás sería. Simplemente lo guardaré para luego, no tengo apetito. Continúa lloviendo, a duras penas sostengo el paraguas, y ese cielo grisáceo y apagado, básicamente me hace desear con todo mi corazón que algún rayo me borre de la existencia. Y unos pasos depués, luego de tropezar torpemente con cada sujeto que se atravesaba por mi camino, me comenzó a doler el pecho...
7 de Noviembre de 2018 a las 16:36
Astarthea Higgs Astarthea Higgs No quiero ir a trabajar. Ni siquiera tengo ganas de respirar. ¿Por qué tiene que doler tanto? Siento una enorme presión en el pecho que me ahoga. Quiero llorar una vez más, pero ya no puedo. Ya no queda nada de mi, tú te lo has llevado todo. La puerta de mi cuarto suena varias veces, por unos segundos espero que seas tú quien esté al otro lado. Pero cuando Jamie aparece con su cabello alborotado todo se derrumba de nuevo. — Llegarás tarde al trabajo, te he dejado el desayuno listo. Murmuro un casi imperceptible "vale" y me doy la vuelta en la cama cubriéndome con las mantas, como si de esa forma me aislase del mundo entero.
7 de Noviembre de 2018 a las 10:30