luiskingdown Luisito Kingdown

Esta historia no es oficial. Es creada por la comunidad de fans de la saga de videojuegos Dead Space, siendo esta una secuela de la ultima entrega de EA y Viseral Games; Dead Space 3. Esta enfocada en Isaac Clarke y John Carver, los acontecimientos posteriores a la activación de la máquina alienígena. Los eventos que experimentaran serán cruciales para definir el destino de la humanidad y el origen de esta plaga que consume a las civilizaciones conocida como "efigies" Apoya compartiendo con los demás para poder crecer y seguir creando contenido. Tus donaciones pueden ayudar a crear mejor contenido, así como aumentar la frecuencia de actualización. Los personajes originales, escenarios, accesorios, entre otros, son propiedad de Electronic Arts Inc, y Viceral Games.


Science Fiction For over 18 only.

#horror #space #dead #381
3
3.6k VIEWS
In progress - New chapter Every Friday
reading time
AA Share

El comienzo del Fin

Isaac Clarke y John Carver se encontraban atónitos frente aquel imponente ser. Era majestuoso, y a la misma vez terrorífico. Yacía ante sus ojos, el producto final de la Convergencia, el necromorfo supremo, la Luna.


Todo se volvió rojo, se escucharon gritos y alaridos de dolor. Entre todo ese caos se alcanzó a escuchar una profunda y grave voz, la cual recitó unas palabras: Tenemos hambre.


Isaac despertó de golpe. Agitado y desorientado, se levantó con dificultad de entre escombros y la nieve. El dolor de cabeza lo aturdía, su DRI marcaba una luz roja intermitente apenas visible.


Miró a su alrededor, solo había escombros, nieve y una luz anaranjada que venía del cielo.

- Parece que todo fue una pesadilla.- dijo Isaac al incorporarse.

- ¿Qué demonios es este lugar?.- Alzó su mirada e inspeccionó el lugar.

- Es el fondo de un acantilado, es bastante alto. -Se sacudió la nieve del traje.


Soltó un quejido de dolor al moverse. Encendió su comunicador , y trató de establecer contacto.

-¿Ellie?, ¡¿Ellie?!, Ellie... - No hubo respuesta, solo sonido vacío.

- Parece que se ha ido... Carver... - Se dijo a si mismo, mientras trató de conectar su DRI al de Carver.

- ¿Isaa... - Se escuchó en la radio.

- ¿Carver? -

- ¡Isaa... - Se escuchaba interferencia en la señal.

- Caver, sigues con vida.- dijo Isaac tratando de arreglar la conexión.

- Isaa... ¿don... tas...? - La interferencia continuaba.

- ¡Carver, te mando mis coordenadas. Estoy atrapado en un acantilado.- decía Isaac mientras tecleaba en su DRI rapidamente.

- Tene... aquí... peligr... - Al momento se cortó la señal.

- ¡¿Carver?!, ¡¿Carver?!... ¡Oh mierda!. - Golpeó el comunicador en señal de enojo.


Tomó su arma y comenzó a caminar a lo largo del acantilado. No había otro forma más que seguir el camino estrecho que se formaba en el fondo, un poco más y Isaac caería a un infinito vacío obscuro.

- Debe haber una forma de subir en algún punto.- dijo Isaac inspeccionando el camino.


En su alrededor solo se ve el destello de luz proveniente del cielo, unos cuantos escombros de hielo que interrumpen el camino. Parecía una caminata sin fin, todo estaba muy callado y solitario. Lo único que lo acompañaba eran las luces provenientes de su traje, lo cual lo convertía en blanco fácil.

Por unos minutos de caminata, solo hubo silencio. De un momento a otro, se escuchó el crujido del hielo y este comenzó a temblar. Isaac se tambaleó por el fuerte movimiento. Un trozo proveniente de lo alto del acantilado se desprendió y cayo con gran velocidad. Isaac logró esquivarlo al límite, mientras que el bloque destruía parte del camino detrás de Isaac.

- No hay vuelta atrás. - dijo Isaac mientras se levantaba.

- El planeta parece estar descongelándose, esto debe ser parte del proceso de la máquina. - Continuó caminado.


En su camino, un recuerdo vago de aquel sueño volvió a su mente, La Luna. Esa visión terrorífica, que no lo dejaba tranquilo, y ese mensaje tan extraño que se repetía en su cabeza: Tenemos hambre.

- Tengo que salir de aquí, debo encontrar a Ellie.- dijo Isaac aferrando su arma.


En ese momento entró una línea de comunicación.

- ¡Isaac!. -

- ¿Carver?. - Se sorprende al escucharlo.

- ¡Isaac, aquí arriba!. -

- ¡Carver!, ¡Veo que sigues con vida!.- Comentó mientras lo miraba.

- ¡Sí!, ¡Pero no es momento para el té!. ¡Tenemos que salir de este planeta lo antes posible!. - dijo Carver con una expresión muy agitada.

- ¡Ayúdame a salir de aquí, tal vez podamos encontrar una nave!. -

- ¡Hay una estación más adelante, seguramente habrá una forma de subir!. - Señaló Carver más adelante del acantilado.

- ¡Entendido, te veo más adelante!. - Carver se marchó y Isaac tambaleante apresuró su paso hacía las instalaciones.


Algo en las palabras de Carver no dejo tranquilo a Isaac. "Porque la desesperación de irnos", pensó. "¿Y qué era esa expresión en su rostro?", continuo.

Su respiración era agitada. Isaac tenía dificultad para continuar, no fue hasta entonces que se dio cuenta que tenía una herida en un costado de su cuerpo.

Paró un momento para inspeccionar, y al retirarse la parte superior del traje notó que tenía una fractura.


- Creo que me rompí las costillas, tengo que apresurarse, si no podría perforarme un órgano. - Dijo Isaac jadiando de dolor. Se colocó su traje de vuelta y continuó con paso apresurado. Poco tiempo paso, y Isaac consiguió llegar a la estación. Esta tenía dos instalaciones, una a lo alto del acantilado y otra en el fondo del acantilado.


- Parece que es una estación de suministros, tengo que averiguar si hay un elevador. Tal vez pueda encontrar algo de medicina. - dijo Isaac mientras se acercaba a la entrada.


El acceso estaba fuera de servicio, había que suministrarle energía. Isaac buscó el generador, este estaba a un lado de la estación. Estaba congelado, así con su módulo de cinética manipuló la manivela de arranque, consiguiendo así alimentar la estación.

- Creo que con eso bastará. - dijo Isaac con un tono burlón.


Regresó a la entrada, tenía un bloqueo. Así que Isaac tuvo que piratear el módulo de control, obteniendo así el acceso.

Todo estaba hecho un desastre, era obvio que algo había pasado, por el rastro que se encontraba lo más seguro era que fue un ataque necromorfo.

No dudo en empuñar su arma, y con mucha cautela entró al complejo. A pesar de la luz del lugar, no era suficiente para iluminar todo. El ambiente seguía siendo obscuro y silencioso.


Caminó sigilosamente por el corredor principal, buscando algún acceso a la planta de arriba. No espero mucho tiempo cuando en su camino se encontró con una puerta con el título de "Comunicaciones". La puerta estaba abierta, así que obtiene acceso a la sala, y Isaac se dispuso a entrar.

Se llevaría una sorpresa al ver que toda la sala era una escena sangrienta. En las paredes se repetía un mensaje conocido: "Devuélvenos a la vida". Era obvio que trataron de comunicarse para pedir ayuda antes de ser atacados.

El hecho de no haber cadáveres en la sala desconcertó a Isaac, probablemente se los habían llevado o los devoraron por completo. Continuó su camino por el pasillo principal en busca de un entrada al segundo complejo.


La respiración de Isaac aumentaba su ritmo a cada momento. Tenía una expresión de dolor, que con cada paso que daba era peor.

- Debe haber un botiquín cerca... - dijo con gran dificultad.


Con la linterna logró divisar una entrada. "Administración" se leía en lo alto de la puerta. La puerta estaba cerrada, y parecía que los controles estaban fritos. Se acerco a la puerta y aun costado quitó con gran fuerza una tapa metálica. Tomó su arma y destruyó los fusibles que se encontraban en la caja. Accedió a la sala para averiguar que se encontraba ahí.

Al parecer no había iluminación en la habitación. Entonces Isaac entró a la sala y con su linterna busco la caja de control.

- Esto esta muerto. Tal vez si logro conectar directo la alimentación logre obtener energía. - Tiro de los cables y conecto uno por uno en los puertos de alimentación.


De inmediato se iluminó la sala, revelando así una escena horrible. Los restos de los que alguna vez fueron los habitantes de la estación yacían ahí completamente desmembrados. Las cabezas y torsos cortados y rasguñados, como si les hubiesen querido extirpar los órganos con las garras. La sangre cubría todas las paredes, sin mencionar que se encontraban agujeros de balas en ellas.


Isaac tuvo que contener su expresión de horror, teniendo que enfocarse en lo que estaba buscando. La sala tenía una pequeña ala medica. Isaac se dirigió rápida y cautelosamente a ella. Entró y tomó unos botiquines de emergencia que se encontraban ahí rápidamente, y se dispuso a salir de ahí cuanto antes.

Poca fue su suerte cuando por la reconexión de energía activo una secuencia de música ambiental automática programada para la sala.


No tardo mucho en escucharse ruidos acercase a Isaac, así que no tuvo más remedio que huir de ese lugar. Guardo los botiquines y empuño su cortadora de plasma, estaba listo para enfrentarse a lo que estuviera en su camino.

Con gran dificultad, Isaac corrió a la salida de la sala, solo para encontrarse con 3 Slashers que emergían de la ventilación. Sin dudar ni un segundo, accionaria la cortadora para desmembrar a cada uno de los necromorfos.


Jadeando por el dolor lograría llegar a la salida, cerrando la entra de un golpe a los controles. Sin perder tiempo continuó con paso apresurado al seguir escuchando ruidos provenientes de las paredes. Lograría llegar a la puerta de acceso de un elevador; que decía "Mirador". Activo esta misma solo para ser derribado por un Leaper en ese momento. Isaac lucharía frenético por quitárselo de encima, logrando así tomar su gran cola y explotar su cabeza de un pisotón.

La puerta se abrió y Isaac entró de golpe. Accionó el elevador para que subiera, y en el momento que las puertas se estaban cerrando, un Slasher interrumpió, pero la fuerza de las puertas terminaron por despedazarlo.


Isaac se levantó con dificultad, con la respiración muy agitada y una expresión de dolor inimaginable. Aprovecho el momento de tranquilidad para curarse. Se quito el traje y utilizó el gel somático en su torso. Solo pudo contener los gritos de dolor con una expresión muy tosca.


Entró una transmisión:

- ¿Isaac?, ¿Estás ahí?. - dijo Carver.

- Si. Carver, las efigies, parece ser que no las hemos detenido. - dijo Isaac mientras se ponía su traje de nuevo.

- ¿Qué?, ¿Qué diablos estas diciendo?. - dijo Carver inquieto.

- Fui atacado por lo que fueron los habitantes de la instalación. -

- ¡No puede ser!, ¡Derribamos la Luna que los controlaba!, ¡No puede haber necromorfos!. - Carver estaba frenético.

- Pienso que esta Luna contacto a sus hermanas antes de caer. De alguna forma están conectados con la red de Lunas. - dijo Isaac mientras empuño su arma y la recargo.

- Oh mierda... Como sea, tenemos que irnos de aquí. Te veo afuera de las instalaciones. - Carver cortó la comunicación.


Era un misterio el que aún existieran necromorfos, además de la visón que tuvo en ese sueño y la actitud tan misteriosa de Carver.

El elevador llego al final. Algo malo pasaba, el mecanismo estaba tardando en abrir la puerta. Isaac empuño el arma y apunto, listo para matar a lo que sea que estuviera afuera.


- ¡Isaac!, ¡Ten cuidado, están entrando en el complejo!. -

- ¡Maldita sea!, No puedo salir del elevador. - Isaac arremetió contra la puerta.

- ¡Hijos de perra!, ¡Isaac, yo me encargo de los del exterior!, ¡Trata de salir, te echare un cable en cuanto pueda!. - Carver empuño su arma y la accionó en contra de los necromorfos.


Isaac arremetió contra la puerta otra vez, y esta abrió de golpe. Salió corriendo en cuanto pudo, solo para ser interceptado por un Waster y sus hachas. Luchó con dificultad, pero logró quitárselo de encima, no sin ser herido por una de sus hachas en el brazo. Cerceno sus piernas y brazos de inmediato y corrió a la salida.

- ¡Clarke, sal de ahí!, hay un deposito de combustible en el tejado de la instalación, podemos hacerlo estallar con esos malditos dentro!. - Gritó Carver mientras luchaba contra un Leaper.


Isaac derrumbó la puerta disparando a las bisagras y arremetiendo contra ella. Se levantó de inmediato y corrió para alejarse de la instalación.

- ¡Clarke, cúbrete!. - Carver cerceno al necromorfo y en un momento crítico disparó contra el tanque de combustible, explotando así la estación. Isaac fue envestido por la onda explosiva. Carver se acerco a auxiliarlo. Lo ayudo a ponerse en pie.

- ¿Estás bien?. - Preguntó Carver.

- Si, creo que aún sigo en una pieza. - Se reincorporó Isaac con dificultad.

- Tenemos que irnos de aquí, esos hijos de perra no tardaran en venir. -

- Si, probablemente encontremos una nave por aquí cerca. -

- Vamos, tenemos que largarnos de este planeta lo antes posible. - dijo Carver con un tono de desesperación.

- Has dicho los mismo desde que nos encontramos, ¿Cuál es el chisme con salir de planeta?. - dijo Isaac amenazante.

- Estamos en peligro aquí. Tenemos que irnos ya. - dijo Carver nervioso.

- ¿Por qué?. - dijo Isaac con seriedad.

- Ellas dijeron que vendrían, ellas dijeron que tienen hambre. - La expresión de Carver se veía como un transe.

- ¿Tiene... hambre?... Oh no. - Isaac miró a Carver con preocupación.

- Están aquí...


CONTINUARÁ

Oct. 9, 2020, 2:51 a.m. 0 Report Embed Follow story
2
Read next chapter Medidas de emergencia

Comment something

Post!
No comments yet. Be the first to say something!
~

Are you enjoying the reading?

Hey! There are still 4 chapters left on this story.
To continue reading, please sign up or log in. For free!