La pagina en Blanco. Follow einem Blog

robag-simple-letters Robag Pencil of Simpleness Si tuviera una moneda por cada vez que me dijeron que saliera a caminar cuando me enfrentaba a la página en blanco, no tendría que salir a trabajar nunca. SIn embargo, ninguno de esos consejos me resultó. Y me di cuenta, que quizás, no era por que estaba trabado, sino por que me faltaba práctica y herramientas. Por eso en este blog, hablaré de todo ello que ayuda a vencer La página en blanco. Sigueme si quieres. Y si no quieres, visita mi blog todos los sábados a ver si subo algo nuevo.

#stephenking #Universomarvel #UMC #Lacajamisteriosa #J-JAbrams #harrypotter #J-KRowling #BreakingBad #Blogescritura #Ayudaparaescribir #Univeroscompartido #Elpersonajeproactivo #Comoescribir #Personaje #Sherlockholmes #La-pagina-en-blanco
AA Teilen

Dos historias, tu comentas.

Para hoy tengo la idea de hacer algo distinto. Debido a que hace poco una amiga me ha pedido que le analize y el edite un cuento suyo, se me ha ocurrido una idea. El cuento se llama "Un amor filial". Es un cuento con una vibra a Edgar allan Poe así que si les gusta, leanlo con gusto. 

Yo le hice una segunda versión, pero para no influenciar a nadie, no diré cual es la mía y cuál es la de ella. Comenten abajo cual les gusto mas. Y si quieren, pueden mandarme sus cuentos y hacemos las comparaciones. Nunca está mal saber que opina otro amante del arte acerca de lo que tu haces. 

 

                                     .....................................................................

Su voz me carcome, es un alfiler punzante en mis oídos.

Mi sangre hierve a causa de él, como si viviera en la parte más alta de un campanario y, con cada sonido que sale de su boca; ese bronce metálico estalla en mis tímpanos y me hace apretar el cuerpo.. Contengo las ganas de abalanzarme sobre el , sujetarle el rostro con las manos y hundirle los pulgares en los ojos. Su sangre caliente en mis manos. Y mientras muere, gritarle lo mucho que detesto su existencia. Trato de bloquear mis sentidos para evadirlo, pero es más fuerte que yo.

Tiene tez pálida, una mirada inexpresiva, su nariz es afilada y la boca torcida. Verlo cada día en mi hogar luego de despertarme, revuelve mi estómago como una soga apretando dentro mio . No lo soporto. Es repulsivo, la miseria humana más horrible. Su leve presencia me atormenta.

Triste y efímera vida que debo vivir con él, con esas ganas de matarlo.

Sus hábitos puntuales y estúpidos me dieron las pautas precisas. Compre veneno de ratas, el cual dosifique minuciosamente para administrárselo.

Traté de no ser evidente. Aunque debo admitirlo, gocé cada pizca de ese químico celestial de color transparente. Día tras día, coloqué veneno en su comida. Lo suficiente para causar daño, pero lo indispensable para pasar desapercibido. El comia, y no le sentía el sabor. Un condimento escondido esos pollos, esas papas, ese bistec.

Los cambios no se dieron de una manera radical. Tal vez comencé con expectativas muy altas. Comprendí que debía ser paciente. Me dediqué a observar cualquier manifestación de su declive.

Al principio, aunque deduje que sería un proceso, sentí ansiedad y quise verlo decaer de inmediato. Au recuerdo golpear mi pecho para reprimir las ganas.

El deterioro de su cuerpo comenzó a manifestarse pasada la semana. Noté su piel más pálida de lo habitual, casi podía palpar sus venas azules. Los ojos vencidos y el cuerpo falto de energías. Verlo en ese estado me causaba un placer mórbido. Una dulzura solo comparada con el azucar que ponia en su comida para camuflar las cantidades de veneno que le daba. Lo tenía en mis manos. Su dolor era mi placer. Me decía que su debilidad se la adjudicaba, el muy canalla, a su cansancio habitual; sin notar el paladar del veneno.

Mi plan se hacía efectivo, el declive de su ser se volvía rotundo. Su fuerza y energía se morían junto con su respiración cada vez más lenta. Se estaba convirtiendo en una sombra patética de lo que me atormentó durante años. Su mirada aún penetrante, no concebia foco alguno. Mirada a los lados, inconsciente de que la razón de su futura muerte, era yo. Le costaba respirar. Se quejaba y sollozaba como un niño impotente en su cuna. Y como tal, me necesitaba. Su voz se convirtió en un pedido de auxilio que yo, con un deleite oculto y una satisfacción incomparable, trataba de asistir. Por dentro sentía que el clímax de mi obra se acercaba. El orgasmo que la muerte produce.

Cada día que pasaba, lo veía retorcerse. Su mirada perdida me pedía ayuda. Yo observaba cada movimiento espasmódico de su asqueroso y cada vez más flacuchento cuerpo. Su nariz parecía crecer, pero era más su rostro hundido y esquelético.  Sus ojos perdían color y se hundían hasta el hoyo más profundo. Ése hoyo donde yo deseaba que llegara. Su voz ya no me abrumaba, era delicada. Suspiraba dolor, ya no podía comer. Todo lo transformaba en vómito. Con goce, yo seguía administrando la pócima letal. Para disimular su agonía le servía té de jazmín endulzado con aquél néctar.

Mis días de tormento estaban llegando a su fin. Disfruté a más no poder el hecho de saber que su cuerpo se encrespaba con su lánguido descenso. Suspirando entre labios maldiciones, pedidos de ayuda y delirios incomprensibles. Aunque él no lo notara, yo me alimenté de su dolor, de su sufrimiento. Aunque él no lo notara, yo estaba ahí, junto a él en la habitación, fundiéndome con las sombras. Gozaba en silencio, a oscuras en un rincón del cuarto. Lo observaba extinguirse entre dolores y lágrimas. Sufrir por su destino. En la otra punta de la realidad, yo. Él postrado en la penumbra con los ojos vidriosos sin siquiera pestañear.  En mi gesto una sonrisa cruel que le mostraba los dientes, fingiendo ser amable, cuando más de una vez lo dejé gritando mi nombre frente al espejo, clamando por ayuda. No podía saber si estaba en casa o no. Pero siempre estuve ahí. No quise perderme un segundo del guión que había diseñado. Con cada espasmo venía una tos, con cada tos, venía una oleada de sangre que se postraba en su mejilla y caía hacia su cuello.

Yo sonreía.

Me desperté tumbado, un sabor latoso y mortuorio se escapó de mis labios. Al que más odié en mi vida era un boceto de cadáver, el que yo había dibujado. Esa figura que veía cada mañana frente al enorme espejo de tamaño completo, de mi pequeña cómoda heredada. Podía escuchar el sonido de mi propia voz inmunda. Era despreciable. Me estaba extinguiendo. Mi plan de asesinato, planeado desde hacía años, surtió efecto. Apenas tenia las fuerzas para describir un acontecimiento tan importante como la muerte. Tan bien planeada, tan exquisitamente dolorosa como toda mi miserable existencia. Nunca sentí amor por alguien, ni pude sucumbir al placer de un orgasmo.

Esta vez conseguiría experimentar uno.

Podía ver mi propia expiración. Todo ese sufrimiento se transformaba en libertad y satisfacción. Era totalmente consciente de que ponía fin a mi presencia y a la de mis futuros malditos herederos.

Me acosté, cerré los ojos lentamente, con la certeza de que nunca despertará y mi mayor deseo se haría real. La muerte se presentó. Fue amor a primera vista. Me pude ver reflejado en mi espejo. Era hermoso verme tan al comienzo de l que seria mi fin.Y así fue que mi anémica figura se fundió en la cama con aquel que siempre fui yo.  El que en el ocaso de su vida pudo amar y gozar. Y al final, morir con una sonrisa malévola y de placer.

                                   ..........................................................

Un amor filial (1)

Su voz me carcome, es un alfiler punzante en mis oídos. Me provoca una ira incontrolable, como si viviera en la parte más alta de un campanario y, con cada sonido que sale de su boca; ese bronce metálico estalla en mis tímpanos. Contengo las ganas de abalanzarme sobre su ser, sujetarle el rostro con las manos y hundirle los pulgares en los ojos. Gritarle lo mucho que detesto su existencia. Trato de bloquear mis sentidos para evadirlo, pero es más fuerte que yo.

Tiene tez pálida, una mirada inexpresiva, su nariz es afilada y la boca torcida. Verlo cada día de mi vida me provoca nauseas. No lo soporto. Es repulsivo, la miseria humana más horrible. Su leve presencia me atormenta. Triste y efímera vida. En mis entrañas está ese deseo incontenible de procurar su fin. Sus hábitos puntuales y estúpidos me dieron las pautas precisas. Compré veneno de ratas, el cual dosifiqué minuciosamente para administrárselo.

Traté de no ser evidente. Aunque debo admitirlo, gocé cada pizca de ese químico celestial que se convirtió en mi arma. Día tras día, coloqué veneno en su comida. Lo suficiente para causar daño, pero lo indispensable para pasar desapercibido. Los cambios no se dieron de una manera radical, tal vez porque comencé con expectativas muy altas. Comprendí que debía ser paciente. Me dediqué a observar cualquier manifestación de su declive.

Al principio, aunque deduje que sería un proceso, sentí ansiedad y quise verlo decaer de inmediato. El deterioro de su cuerpo comenzó a manifestarse pasada la semana. Noté su piel más pálida de lo habitual, casi podía palpar sus venas azules. Los ojos vencidos y el cuerpo falto de energías. Verlo en ese estado no me angustiaba, ahora me causaba un placer mórbido. Lo tenía en mis manos. Mi anhelo de advertir como se iba derrumbado y durmiendo para siempre estaba progresando. Su dolor era mi placer. Esa debilidad lúgubre se la adjudicó, el muy canalla, a su cansancio habitual; sin notar el paladar del veneno.

Mi plan se hacía efectivo, el declive de su ser se volvía rotundo. Su fuerza y energía se aplacaban. Se estaba convirtiendo en una sombra patética de lo que me atormentó durante años. Su mirada aún penetrante, aunque perdida, no concebía foco alguno. Le costaba respirar. Se quejaba y sollozaba como un infante impotente. Me necesitaba. Su voz se convirtió en un pedido de auxilio que yo, con un deleite oculto y una satisfacción incomparable, trataba de asistir sin mucho empeño. Por dentro sentía que el clímax de mi obra se acercaba. El orgasmo que la muerte produce.

Cada día que pasaba, lo veía retorcerse, su mirada perdida me pedía ayuda. Yo observaba cada movimiento espasmódico de su asqueroso y cada vez más flacuchento cuerpo. Su nariz parecía crecer, sus ojos perdían color y se hundían hasta el hoyo más profundo. Ése donde yo deseaba que llegara. Su voz ya no me abrumaba, era delicada. Suspiraba dolor, ya no podía comer. Todo lo transformaba en vómito. Con goce, yo seguía administrándole la pócima letal. Para disimular su agonía le servía té de jazmín endulzado con aquél néctar.

Mis días de tormento estaban llegando a su fin. Disfruté a más no poder el hecho de saber que su cuerpo se encrespaba con su lánguido descenso. Suspirando entre labios maldiciones, pedidos de ayuda y delirios incomprensibles. Aunque él no lo notara, yo me alimenté de su dolor, de su sufrimiento. Aunque él no lo notara, yo estaba ahí, junto a él en la habitación, fundiéndome con las sombras. Gozaba en silencio, a oscuras en un rincón del cuarto. Lo observaba extinguirse entre dolores y lágrimas. Sufrir por su destino. En la otra punta de la realidad, yo. Él postrado en la penumbra con los ojos vidriosos sin siquiera pestañar.  En mi gesto una sonrisa cruel, cuando más de una vez lo dejé gritando mi nombre frente al espejo, clamando por ayuda. No podía saber si estaba en casa o no. Pero siempre estuve, no quise perderme un segundo del guión que había diseñado. Con cada espasmo venía una tos, con cada tos, venía una oleada de sangre que se postraba en su mejilla y caía hacia su cuello. Yo sonreía.

Me desperté tumbado, un sabor latoso y mortuorio se escapó de mis labios. Al que más odié en mi vida era un boceto de cadáver, el que yo había dibujado. Esa figura que veía cada mañana frente al espejo de mi pequeña cómoda heredada. El sonido de mi propia voz inmunda, la cual despreciaba. Me estaba extinguiendo. Mi plan de asesinato -planeado desde hacía años- surtió efecto. Acaso tenía apenas las fuerzas para describir un acontecimiento tan importante como la muerte. Tan bien planeada, tan exquisitamente dolorosa como toda mi miserable existencia. Nunca sentí amor por alguien, ni pude sucumbir al placer de un orgasmo. Esta vez conseguiría experimentar uno.

Podía ver mi propia expiración. Todo ese sufrimiento se transformaba en libertad y satisfacción. Era totalmente consciente de que ponía fin a mi presencia y a la de mis futuros malditos herederos. Me acosté, cerré los ojos con la certeza de que nunca despertaría y mi mayor deseo se haría real. La muerte se presentó. Fue amor a primera vista. Y así fue que mi anémica figura se fundía en la cama con aquel que siempre fui yo. El que en el ocaso de su vida pudo amar y gozar.

19. Januar 2019 22:12:46 0 Bericht Einbetten 1
~

Acerca de como construir un misterio y J.J. Abrams con su caja misteriosa.

J.J Abrams es un genio que entiende al público pero no al arte.


Está bien, comencemos. Y por hoy, nos pondremos serios. Basta de critico y analista. Hoy toca que el narrador comente. Y creo que la mejor forma de volver, es explicando como no construir misterio. Y para eso, les tengo que decir una cosa. Al final de este ensayo/ explicación/opinion tengo los mejores diez tips para no cagarla.


Esta bien. Primero lo principal:

¿Cómo se construye un misterio?

Pues, primero hay que entender el significado de misterio. Hay varias definiciones, pero podemos agarrar la primera del Rae: Cosa arcana o muy recóndita, que no se puede comprender o explicar.


Ahora, esta definición puede parecer contradictoria. Generalmente, en las novelas de misterio, se resuelve el misterio presentado, no como en la definición que explica que es inexplicable. (A no ser que seas Lovecraft, en lo que agarras el género del misterio y lo vuelves terror). Pero si no lo eres o no sabes hacerlo, el género de misterio es un genero parecido al policial: Una serie de eventos inexplicables, un montón de pistas desperdigadas, cambios en la vida debido al crimen o los eventos y un protagonista o varios que buscan solucionar el misterio.


Entonces, si explicamos el género del misterio, la definición debería ser: Historia basada en la presencia de una cosa arcana o muy recóndita, que no se puede comprender o explicar en un principio ,pero que a medida que avanza la historia, a través de pistas y nueva informacion y personajes, tiene una explicación.


Esto nos da un punto de partida para poder contar la historia de misterio. En un principio, tenemos que dejar claro que el misterio debe tener una explicación por su propia definición. Y si partimos de esto, entonces nunca deberíamos iniciar una historia de misterio sin saber cual es el final.


Agatha Christie, por ejemplo, antes de empezar sus novelas, ella pensaba en su asesino, sus modos y sus razones. Básicamente, ella planteaba primero el asesinato para que su detective lo solucionara.

No tengo la cita directa, pero si saben ingles, en el sitio que le dejo a continuacion (http://christiemystery.co.uk/method.html Este mismo) Lo menciona junto con otros aspectos.


Entonces ese el primero paso. Pero la pregunta puede surgir. “¿Por qué seguir este paso? SI ya se el final, me aburrira escribir la historia.” Y lo entiendo, yo pienso igual cuando no escribo misterio. Pero esta es la cosa; todo depende mas del “como” que del “que”, es decir, de la ejecución de la obra más que de la obra en si.  


(También debes tener en cuenta que si tu misterio es demasiado bombástico, como el de Lost, y no sabes el final, entonces terminas decepcionando.)


Es por esto que digo que J.J Abrams es un genio. J.J Abrams sabe que al público le encanta hacer teorías. Es más, la razón por la que Lost fue tan grande, fue por sus Fans y su misterio. Pero el final es decepcionante por esa razón. Y J.J Abrams aplica esto en todo lo que escribe. Lo hizo en Star Trek con el personaje de Benedict Cumberbatch, lo hizo en Lost con todos sus misterios, y lo hizo en el Despertar de la fuerza de Star Wars con Snoke.

Y en todas las ocasiones fue decepcionante.


Pero ya que estamos de hablando de decepciones, hablemos del caso opuesto. Un misterio demasiado fácil de resolver.

Por ejemplo, en una habitación hay cuatro muertos. La puerta está cerrada por dentros. La ventanas también están cerradas y el asesino no esta en la habitacion.

La solucion podria ser muy simple: El asesino usó una ganzúa para abrir la ventana y corto los barrotes con una cortadora caliente y luego los soldo con, valga la redundancia, una soldadora.


Aparte de que es muy estúpido que el detective no se de cuenta de alguna pista que deje el asesino, es una respuesta insatisfactoria. El asesino no demuestra inteligencia sino habilidad, por lo que no se siente un misterio de verdad. Esa historia probablemente sería una de persecucion y tratar de adelantar al asesino, si es que llega a asesinar a otras personas. Pero nunca podría ser un gran misterio debido a su simpleza.

Es como que el detective encuentre una bala en su bolsillo y descubra que es del asesino, por que ese no es su abrigo. Es simple, se da por casualidad y no se siente correspondiente a un misterio en donde la bala del arma homicida desapareció.


¿Como solucionar esto? Muy simple. En lugar de hacer a tu asesino hábil, hazlo inteligente. Haz que una de las víctimas fuera un cómplice del asesino y el hubiera asesinado a las víctimas y luego se hubiera suicidado. Es rompería con alguno esquemas y se podría volver una historia de romance o manipulación. Pero también hay otras mil formas.

Pero lo ideal es que sea ingenioso.


Así que esas son las formas en las que yo veo como construir un misterio.

Y aqui te dejo la lista que te prometí al principio.

Diez mejores tips para no cagarla en el misterio.

.Nunca escribas una historia de misterio sin tener el misterio resuelto.

.Nunca tengas un misterio muy sencillo de resolver si el problema es un muy complejo. Si el problema es complejo, requiere que la solución sea, por lo menos, difícil de deducir.

.Revisa los dos primeros hasta memorizarlos.

.Lee de nuevo la lista

.Lee de nuevo la lista

.Lee de nuevo la lista

.Lee de nuevo la lista

.Lee de nuevo la lista

.Lee de nuevo la lista

.Lee de nuevo la lista

13. Januar 2019 23:07:58 0 Bericht Einbetten 1
~

Hablemos de inspiraciones y de Stephen King.

“Si quieres ser un escritor, debes hacer dos cosas por encima de todas las demás: leer mucho y escribir mucho” Stephen King.


El crítico se levantó.

—Ay, King. Escritor de terror y .....

La puerta del estudio se abrió y un hombre ,como de treinta años, vestido con una camiseta blanca, piso adentro.

—Crítico.... — dijo el hombre.

—Analizador— respondió el crítico— ¿Que haces aqui?

— Creo que el título de este documento es acerca de la inspiración.

—Si. ¿Cual es el problema?

El hombre de blanco se llevó un un dedo a la frente.

—Crítico, de nosotros dos tú eres el menos inspirado.

—¿Por qué dices eso?

—Por que te volviste criticó por no poder escribir historias. No creas que me olvido de cuando eras niño y decias querer ser guionista. Pero nunca tuviste una buena idea.

—De igual forma...

Analizador le hizo una mirada fulminante al crítico. Y el crítico, se sentó en su silla.

Y entonces el Analizador sacó su caja de cigarros y se sentó en el segundo sillón de la sala.

—Hablemos de King y la inspiración.


Stephen King, es para mi, un referente del verdadero escritor. Y no lo digo por que King escriba tanto o por que sea tan famoso. King tiene una virtud que no muchos escritores tienen. King , según la frase de más arriba, jamás ha parado de leer.

Uno diría que es algo muy obvio. ¿Como voy a calificar a un escritor por su capacidad de lectura?....Te sorprendería la cantidad de gente que piensa que un escritor es alguien que nace tocado por el talento. Y no lo digo por nada. Fijate a tu alrededor.

¿Cuanta gente piensa de verdad que se puede llegar a ser un escritor que viva de su arte?

Muy poca. Estoy seguro de eso.

Por eso King es tan grande. King es una persona que nunca para de aprender. Que siempre está leyendo. Siempre está aprendiendo. Siempre está al corriente de como mejorar. Y eso es amor al arte. Amor a la escritura, en mi opinión.

“¿Que tiene que ver esto con la inspiración?”

Todo. Les preguntare algo. ¿Cuántos de ustedes decidieron ser escritores por amor a la escritura? Yo ,por ejemplo, mis referentes a la hora de contar una historia son unos cuantos. Pero entre ellos hay mangakas,  escritores de comics, guionistas, novelistas y cuentistas. En pocas palabras, me suelo empapar de todo el arte narrativo. 

Y esto traer ciertas ventajas y desventajas.

Jamás podré hacer una pelea como en una película, pero tampoco quiero hacer algunas de las escenas de acción de algunos libros que he leído (Han sido horribles, si quieren les puedo dejar nombres).

¿Entonces que se supone que haga? ¿Sigo leyendo hasta encontrar una buena pelea? Pero eso me puede tomar una eternidad. 

Así que decidí indagar en mi referencias y encontré un anime que, si uno lo ve desde un punto narrativo, posee las mejores peleas que he visto nunca.

(Hablo de Jojo’s Bizarre Adventure. Muy recomendado)

Entonces, ¿qué pasa con la frase de King?. ¿Estoy haciendo mal por tomar una serie animada para hacer mis peleas? Yo siento que funcionan. Trato de no hacerlas complicadas y fáciles de seguir. Y me dicen que se entienden. ¿Estoy mal? Puede ser. Pero es lo que yo hago.

¿Entonces por qué esto trata sobre inspiración y King?

Por que King es una persona que busca su inspiración en la lectura. Repito, desde esa frase que dijo.

Otros muchos, como yo, decidimos hacerlo desde todas la narrativa posible. Por eso considero a King un escritor de los que ya casi no quedan. Por que King lee y escribe. Un sujeto que respira y crea escritura.

Yo, por otro lado, me empapo de referencias. De historias distintas. Te tonos. Y si, se que no es posible hacer un libro película, debido a sus diferentes lenguajes. Pero creo que ha nadie le vendría mal aprender una cosa o dos de narrativa por parte de un guionista. Después de todo, el arte de crear historias no es exclusivamente literario. Y créame cuando digo, que las mejores historias salen cuando se combinan dos cosas completamente increíbles para hacer algo nuevo. 

Y si no me creen, tienen a Boku no hero academia, Alien el octavo pasajero y Harry Dresden (sus libros).

Pero bueno. Repito que es mi opinión. Puedes mandarme a la mierda si quieres. No me voy a enojar. Soy un Analizador después de todo. Ni siquiera puedo considerarme crítico.


El Analizador se levantó. Vio a su amigo el crítico y dijo.

—Otro dia nos pondremos a hablar tu y yo. Pero no aun.

Y el Analizador se fue.

15. Dezember 2018 23:42:51 0 Bericht Einbetten 1
~

El personaje creativo, la formula que llevo a Marvel al exito. (opinion)

“Yo soy iron man” — Tony Stark en la película Iron man.


—Ah, Iron Man—el crítico toma de su pipa y fuma. Fuma mucha— Eres la misma historia de siempre, solo que contada de forma distinta. Por eso no puedes ser buena. Después de todo la creatividad a muerto. Supongo que te mereces no más de un 2 en nota final.

(el crítico saca su notebook. Con su dedos desliza el pad hasta el internet, donde abre su página. No tarda mucho en hacer una nueva entrada. Pone Iron man de título y cuando está a punto de presionar la tecla del número 2 para ponerle nota, un niño apareció)

—¿Qué está haciendo señor crítico?

El crítico se gira de su asiento al niño. De solo verlo tiene que tomar una gran fumada de su pipa.

—Le estoy una merecida nota a una película que se la merece. Iron man 1. La cual se merece un dos.

El niño abre los ojos sorprendido y responde.

—Pero Señor crítico. Iron man 1 es una excelente pelicula.¿ Por que le quiere poner tan baja a esa película?

El crítico se fumo todo lo que quedaba de su pipa y le lanzó el humo directo a la cara.

—Por que Iron man 1 es literalmente la historia de un cuento de navidad con Ebenezer Scrooge. Fijate. Un personaje rico ,que solo le importa él mismo y su empresa, hace el mal por dinero y por que le es divertido. Cada vez que le preguntan acerca de sus problemas, el siempre evade la pregunta. Al avanzar la trama el sujeto termina en un lugar encerrado, con la oscuridad rodeandolo. En ese momento tenemos un flashback de su pasado, para saber como era antes de que todo terminara así, pero el sujeto no cambia tras eso. Entonces aparece el personaje del fantasma del presente Yinsen que le dice sobre todo el mal que han hecho sus armas, y Stark comienza a cambiar. Como Scrooge. Pero entonces a Stark le dicen que solo le queda una semana de vida, y en ese momento él decide cambiar finalmente. Y para bien.

El niño se queda perplejo al escuchar aquello. El crítico le da otra fumada a su pipa y al no notar una respuesta de su cuestionante, hizo levitar su notebook hasta su piernas y empezó a escribir. Pero justo en ese momento el niño se le puso delante y se lo impidió.

—Pero señor, usted no puede hacer eso. Iron man es más que una simple película parecida a otra historia.

—¿A si? Dime que cosa cambia Iron man acerca de cuento de navidad.

—Su personaje principal

El crítico resoplo.

—Niño, ya acordamos que es igual a Scrooge.

—No. Iron man es mucho más que eso. Iron man es inteligente, su manera de resolver las cosas es distinta. Es un genio, joven, con mucho talento.

—Detalles.

—Pero eso es lo que importa señor crítico. Los detalles. ¿Si todas las historias ya han sido inventadas entonces por qué la gente sigue yendo a ver películas?   Por que las historias cambian pequeñas cosas para seguir siendo originales. Sino fíjese en Hércules. El mito de Hércules también es un arco de redención, pero el no es quien comete el error de matar a sus hijos. Es hera quien lo obliga. Pero aún se lo puede seguir considerando un arco de redención. Puesto que los arcos de rendición cambian, y seguirán cambiando hasta el final de los tiempos.

—Pero eso es progreso. Es muy distinto.

—Como Iron man. Iron man también aporta algo nuevo a la fórmula. O mejor dicho, dos cosas . La primera de ella es un antagonista. Una figura directa a la que vences. Un cuento de Navidad no tenia eso. El antagonista era el mismo protagonista.

—¿Y quién es el antagonista en Iron Man?

—Obadiah Stane, un amigo de Tony. Es el sujeto el cual no quiere que Tony deje de vender armas. Y al cual Tony se enfrenta a lo largo de la segunda mitad de la película.

—¿Y tu lo consideras un buen antagonista?

—Si. Pero no por ser distinto al resto de villanos, sino porque Obadiah representa todo lo que Tony debe afrontar: la venta de armas, la frialdad, la maldad, la falta de escrúpulos, al desunión. Todo eso que Tony era antes de entrar a la cueva lo representa Stain después.

—Bien, ¿y que es lo segundo?

—Precisamente la segunda mitad de la película. La segunda mitad de la película deja de ser un arco de redención y se vuelve una película de enfrentar al sistema en solitario. Iron man es esas dos películas en una sola.      

El crítico baja su pipa un poco, pero su mirada sigue siendo la misma mirada de siempre.

—Si. Pero los críticos jamás criticaron los detalles. Criticaban la historia.

—Entonces quizás los críticos deberían cambiar, no le parece? No querrá morir siendo el mismo crítico de siempre, como todos los que existen.

—Hmmm, puede ser. Pero aun no me convences.

—Si, que es lo primero que le dije. EL personaje.

—¿Que tiene el personaje?

—Iron man es mas grande que Scrooge, lo sabe no?

—Si, puedo intuirlo.

—¿Pero sabe por qué?

El crítico no responde. En lugar de eso le otorga un silencio al niño para hablar.

—Tony Stark, Iron man, es mas grande que Scrooge por que a diferencia de Scrooge, el es mas grande que su propia historia. Iron Man es capaz de vivir más allá de la historia en la que lo pusieron, y eso es por que Tony Stark es un personaje mejor construido que Scrooge. Iron man no es solo una faceta. Tony Stark es una persona que ha perdido a sus padres. Es un persona que tuvo que encargarse de su empresa a los ventiunaños. Es una persona que jamas sintio el amor por parte de su padre. Es un genio con demasiado soberbia. Es un esposo amoroso y es una persona que se preocupa por el resto. Iron man es más que un simple protagonista. Por eso Iron man es reconocible donde sea que lo veas, por que su personaje es más grande que sus historias. Y esa es una de las fórmulas de Marvel. Hacer personajes que son más grandes que sus propias historias para así poder empatizar con ellos.

—Pero Scrooge es un clásico.

—Quizás Iron man se vuelva un clásico dentro de unos años por sus propias virtudes. Quizas deberias darle una oportunidad.     

El crítico  duda un momento. La pantalla de su notebook se apago repentinamente. El protector de pantalla, una imagen negra. Y en ese momento el crítico se ve a sí mismo, las arrugas en su frente. La barba algo canosa y sus patillas ya emblanquecidas.

Su dedos se acercan al boton de prender. Estaba a punto de apretarlo. Estaba decidido. La nota tenía que darla hoy. La pantalla se enciende o. Su blog estaba abierto donde lo había dejado. Pero cuando estaba a punto de poner la nota, dejo un comentario que decía “Necesito un dia mas para reseñar esta película, disculpen seguidores”

El crítico se giró hacia el niño.

—Eres horrible niñato.

—Hiciste lo correcto. No me importa lo que piense de mi.

El niño se fue. El crítico se quedó solo. Se miró las manos un momento en lo que dejaba su Notebook en la mesilla y entonces se dio cuenta.

—Maldita sea, esto es una maldita historia de rendencion, cierto?

8. Dezember 2018 20:18:54 0 Bericht Einbetten 1
~
Weiterlesen Startseite 1 2